La Iglesia Católica cubana apuesta por el diálogo

Fernando Ravsberg

HAVANA TIMES, 2 nov. — A sus 75 años, el Cardenal cubano Jaime Ortega no puede quejarse por falta de reconocimientos, el Papa Benedicto XVI rechazó su renuncia y le pidió que continúe al frente de la Iglesia cubana, mientras España le otorgó la Cruz Isabel la Católica.

El cardenal Jaime Ortega sostiene que la Iglesia tiene esperanza en el rumbo de las reformas en Cuba porque cada paso lleva a una mayor apertura. Foto: Raquel Pérez

Sin duda tuvo un destacado papel al frente de la Iglesia desde que en 1979 fuera nombrado Arzobispo de La Habana. Las relaciones iglesia-estado estaban entonces bastante deterioradas tras el enfrentamiento de los primeros años de la Revolución.

A mediados de los 90 la Iglesia da un viraje entrando en un camino de diálogo con el gobierno cubano que produce dos eventos notables, la visita del Papa Juan Pablo II a Cuba en 1998 y la reciente liberación de todos los presos de conciencia.

En la actualidad el Cardenal declara su esperanza y confianza en las reformas emprendidas por Raúl Castro porque observa que, aunque lentas, tienen un desarrollo sostenido,“nada vuelve atrás sino que siempre los pasos han sido de apertura”.

EL VIRAJE

En 1993, en medio de una durísima crisis económica, los obispos publican “El amor todo lo espera”, un documento que pedía cambios políticos, sociales y económicos. La reacción oficial fue muy crítica y las relaciones bilaterales se deterioraron.

El primer visitante extranjero que recibió Raúl Castro tras ser electo presidente era un enviado de la Iglesia Católica, el Cardenal Bertone. Foto: Pool

En esa misma época la religiones afrocubanas florecen y las iglesias evangélicas inician un diálogo con Fidel Castro. La Jerarquía Católica quedó aislada y sin poder para enfrentarse al gobierno dada su mínima influencia social, si se la compara a la de otras iglesias del continente.

Finalmente, el ala dura-representada por el Arzobispo de Santiago de Cuba, Monseñor Pedro Maurice-retrocede y la posición más moderada del Cardenal Jaime Ortega se impone. Todo estaba listo para iniciar un diálogo de largo alcance con el gobierno.

A partir de entonces las críticas se hicieron en privado y el gobierno aceptó estudiarlas. Paso a paso la relación se va consolidando hasta que en 1998 el Papa Juan Pablo II visita Cuba, en un gesto que benefició a las dos partes.

BENDICEN LAS REFORMAS

La actitud de la Iglesia Católica hacia Raúl Castro fue positiva desde el inicio de su mandato, de hecho, el primer visitante extranjero que recibe tras su nombramiento oficial es el Secretario de Estado del Vaticano, Cardenal Tarcisio Bertone.

Con el apoyo de Roma, Ortega intensificó el diálogo  incluyendo el tema de los presos políticos, lo cual le terminó con una excarcelación masiva en 2010, que potenció el protagonismo de la Iglesia y liberó a Raúl Castro de uno de los problemas que más empañaba su imagen internacional.

Para Ortega el tema de los presos políticos “es ya un capítulo cerrado, pero hay un diálogo siempre que tiene que ver con la vida de la Iglesia, con su acción pastoral, con la vida de la nación” y también “con los cambios que se proyectan en Cuba”.

La Iglesia Católica potenció su protagonismo durante el diálogo entre el Presidente Raúl Castro, el Cardenal Jaime Ortega y el Canciller español Miguel Ángel Moratinos, que finalizó con la liberación de los presos políticos. Foto: Raquel Pérez

Su visión de las reformas es que “lo importante es lo sostenido” de ellas, y que las nuevas medidas son “de ampliación, no de restricción”. “Nada vuelva atrás, sino que los pasos siempre han sido de apertura y esa es mi esperanza y mi confianza”, dijo a la prensa. 

La gran habilidad diplomática del Cardenal Ortega está en basar las relaciones entre la Iglesia Católica y el Estado en temas de mutuo beneficio, dejando en el tintero otros más difíciles como los colegios católicos o la creación de medios de comunicación.

El gobierno ha facilitado su trabajo pastoral, eliminó la discriminación de los creyentes, dio acceso a los religiosos a las prisiones y hospitales, autorizó el ingreso de curas y monjas extranjeros, permite cursos técnicos en las iglesias y construyó un nuevo seminario.

La Iglesia por su parte tomó distancia de los laicos más duros como Osvaldo Payá, dirigente del opositor Movimiento Cristiano Liberación, y de Dagoberto Valdés, antiguo redactor de la revista católica Vitral, ambos acusados de mercenarios por el gobierno.

Para Raúl Castro es clave la alianza con la iglesia, si bien en Cuba tiene escasa influencia social, internacionalmente su peso es enorme por lo que cualquier medida que cuente con su bendición repercutirá más, como lo demostró la liberación de los presos políticos.

La reciente ratificación de Ortega al frente de la Iglesia cubana parece respaldar un diálogo que, según Cardenal, permitió una “nueva relación” de la Iglesia con el Estado y con el pueblo, asegurando a la prensa que fue “posible gracias a un nuevo clima que hemos podido respirar”.

4 thoughts on “La Iglesia Católica cubana apuesta por el diálogo

  • No me cansaré de decirlo, la Iglesia nos ha traicionado, no dialoga, nos traiciona…al unirse, al enemigo por antonomasia.

  • “La Iglesia por su parte tomó distancia de los laicos más duros como Osvaldo Payá, dirigente del opositor Movimiento Cristiano Liberación, y de Dagoberto Valdés, antiguo redactor de la revista católica Vitral, ambos acusados de mercenarios por el gobierno.”
    He ahí el meollo de la cuestión. La Iglesia se dio cuenta que llegaba tarde a la ampliación de la cooperativa de propietarios CUBA S.L., más conocida como Gobierno Cubano, y que los santeros y evangélicos se les adelantaban (estos últimos hasta con bancada en el parlamento). Sólo falta que Raul entre bajo palio a la Catedral

  • Me “acorde”de la iglesia?me acorde “cuando” llegaron,”asesinaron”a nuestros antepasados,no solo en Cuba,sino en todo el Continente,me acorde de la “operacion peter pan”,sacaron “miles” de ninos de Cuba…
    Hay muchos que no “conocen” a sus padres…hoy creo hay un “reencruento”…valido!! solo “buscar”un “diallogo”–

  • a este paso Ravsberg termina metido a cura

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *