El período especial como una odisea en bicicleta al espacio

Sergio y Serguéi en la 39 edición del  Festival de Cine de La Habana

Por Jennifer Ruth Hosek

HAVANA TIMES – La conversación de las cenas de Año Nuevo en La Habana, de seguro incluirá el filme de Ernesto Daranas Serra, Sergio y Serguéi, que obtuvo el Premio de la Popularidad de la Audiencia en el 39 Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano, este mes.

Enmarcada en el fin de la Unión Soviética y el comienzo del Período Especial en Cuba, este melodrama burla del dogmatismo y la corrupción, mientras celebra los lazos transnacionales de persona a persona y la iniciativa popular.

Sergio y Serguéi son dos profesionales comprometidos que unen fuerzas a través de los lazos etéreos de una radio amateur de onda corta.

Sergio estudió Marxismo en Moscú, luchó en Angola y ahora imparte clases en el Instituto Superior de Artes (ISA). Como un apasionado radioaficionado, tiene un contacto fortuito con el cosmonauta soviético Serguei, quien se encuentra atrapado en la estación MIR.

Los dos se unen rápidamente mientras flotan en islas separadas en un mar común de imprevistos repentinos. Cuando una lluvia de meteoritos daña la estación espacial, Serguéi completa una audaz reparación gracias al apoyo moral de Sergio. Mientras tanto, cada uno por su lado continúa realizando tareas laborales de cuestionable utilidad repentina.

Flotando con gravedad cero alrededor de su pequeña estación, Serguéi documenta y realiza experimentos para el programa espacial de un país que ya no existe.  Todos los días Sergio se traslada en bicicleta unos 15 km, desde Centro Habana, para impartir  clases de Filosofía a futuros artistas. Sin embargo, su estudiante estrella encuentra su posición obsoleta, las oportunidades de publicación disminuyen con los suministros de papel, y se descarta la enseñanza del ruso de las ofertas del curso.

Sergio cuestiona cada vez más sus propias decisiones, cuando ve a las familias exhaustas pedaleando bajo el calor del sol, porque los autobuses no tienen petróleo; los generadores manuales fabricados con llantas de bicicleta;  así como  su refrigerador vacío.

Cambiar de condiciones, eventualmente demanda nuevas soluciones. A medida que se desploman los salarios reales de cada profesional, estos recurren a estrategias de ingresos adicionales. Serguéi amenaza a sus superiores con sabotear la misión, a menos que ellos mantengan a su familia en Rusia. Sergio produce ron de contrabando. Sin embargo, esos trabajos prácticos siguen siendo suplementos necesarios, los hombres comprometidos continuarán contribuyendo a sus sociedades más grandes.

Tratando de frustrar a Sergio se encuentra el funcionario gubernamental Ramiro, una versión exclusivamente cubana de los arribistas dogmáticos y de mente pequeña que son universalmente familiares. Los entrenamientos de artes marciales de Ramiro en su propia casa recuerdan escenas similares en El nuevo arte de hacer ruinas (2006), de Florian Borchmeyer,  en el que el ocupante de un teatro abandonado vive en una semi-fantasía.

Durante los únicos momentos de realismo mágico de Sergio y Serguéi, Ramiro experimenta una levitación orgiástica al descubrir la ilegal antena y el alambique de Sergio. Al final, la fantástica expulsión de Ramiro al espacio exterior es una salida  jocosa que neutraliza a ese obsesivo bufón.

Tratando de seguir adelante, Sergio se encuentra en una Ciudad Gótica, allí Peter es el periodista durísimo. Peter conoce al padre de Sergio a través de las ondas de radio. Él le obsequia a Sergio un receptor moderno que permite que el cubano se comunique a través de la voz, en lugar de usar el torcido código Morse.

La investigación de Peter sobre los asuntos corruptos del gobierno de Nixon, en la misión Apolo 11, lo llevó a estar bajo vigilancia. Eso también le ha dado conexiones en la alta esfera. La relación de Peter con un representante de la NASA, por un pedido del ingenioso Sergio, promueve el rescate de Serguéi por los rusos como un último aliento de la carrera espacial durante la Guerra Fría.

Ron Perlman (c) después de la premiere de Sergio y Serguei en el cine Acapulco de La Habana.

Las personajes positivas de Estados Unidos son poco comunes en el cine cubano. El personaje de Peter expresa la apertura y las esperanzas de la era de Obama. Además, el actor estadounidense Ron Perlman insistió en filmar sus escenas en La Habana, a pesar de la gran montaña de papeleo que eso conllevaba. Perlman continúa la colaboración cubano-estadounidense con un nuevo proyecto cinematográfico sobre la vida de Hemingway en Cuba. Su presencia en el estreno de Sergio y Serguéi fue recibida con gran entusiasmo por los aplausos y gran cantidad de fotos que tomaron los admiradores en el lobby del cine Acapulco.

Daranas continúa con su virtuosismo con los actores infantiles en este, su tercer largometraje. Conducta (Behavior), de 2014, trajo la famosa actuación del aficionado Armando Valdés Freire. En Sergio y Serguéi, el personaje aún más joven de Ailín de la Caridad Rodríguez es igualmente cautivador y bello. La hija de Sergio lleva movimiento y ligereza en la narración y destaca que las generaciones experimentaron el Período Especial de diferentes maneras.

La voz que narra de fondo es la hija de Sergio, ya como adulta, lo que vincula la historia de los 90 con el presente. Sergio y Serguei piden nuevos hombres socialistas en este desafiante presente. Eso sugiere soluciones transnacionales, colaborativas que son habilitadas por la tecnología. Igualmente celebra lo que Daranas llama -en una entrevista con Lourdes Mederos Matos- la autoestima cubana.

Las circunstancias siguen siendo un reto. Actualmente, la ruta más directa para bicicletas entre La Habana y el ISA fue cerrada. Esa decisión refleja más opciones de transporte motorizado, pero no necesariamente una mejor planificación del transporte, a juzgar por el humo que sufren los entusiastas miembros de la audiencia que esperan en la cola para ver a Sergio y Serguéi en la pantalla grande.

 


3 thoughts on “El período especial como una odisea en bicicleta al espacio

  • el 28 diciembre, 2017 a las 7:20 pm
    Permalink

    ño Jennifer apretaste, ya para que quiero ver la película..??? y al editor de havanatimes no se le alumbró el bombillito..?? o se le fue la corriente como a Serguéi..?

  • el 28 diciembre, 2017 a las 3:32 pm
    Permalink

    Spoilers?. Está chica contó prácticamente la película completa!!
    Estaba ilusionado con ver esta película. Lo poco q había visto de ella en Youtube ,las grandes actuaciones y la dirección de daranas, me ilusionaban con verla en su estreno aquí en España ,en el 2018.
    Ruth me jodió la ilusión!!!!
    Gracias!!!!!

  • el 28 diciembre, 2017 a las 9:34 am
    Permalink

    Gracias por los spoilers

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *