La contrarrevolución que paraliza a Cuba

Por Pedro Campos

Contra la paredHAVANA TIMES — La contrarrevolución, en el sentido más clásico de la palabra, es la que impide cualquier avance revolucionario en la política y la economía cubanas y tiene paralizado al país.

¿Cuál es esa contrarrevolución, dónde se ubica, qué poderes tiene?

¿Se trata de la “contrarrevolución” que la burocracia siempre ha identificado con la oposición tradicional partidaria de la restauración de la democracia y el pleno respeto a los derechos humanos o de esa otra, objetiva, real, que se puede tocar con las manos, esa que impide que los mismos acuerdos del VI Congreso del Partido se puedan cumplir?

El tema, por manido, nunca será suficiente y profundamente tratado.

Quien quiera identificar esa contrarrevolución puede hacerlo respondiéndose a sí mismo estas preguntas, puede haber otras, desde luego:

¿Quiénes impiden que se expanda el trabajo por cuenta propia y se regule según leyes que parecen del siglo XV?

¿Quiénes impiden el cooperativismo autónomo y libre que obliga a pedir permiso al Consejo de Estado para que se abra una cooperativa independiente?

¿Quiénes impiden que las propias empresas del Estado tengan autonomía para manejar sus activos y pagar a los trabajadores según su trabajo?

¿Quiénes impiden que en las empresas estatales se reparta una parte de las ganancias entre los trabajadores, como se escribió en la Historia me absolverá (30 por ciento), para que estos mejoren sus ingresos, trabajen más a gusto y sienta verdadero sentido de pertenencia?

¿Quiénes obligan a los campesinos a entregar al Estado, a precios irrisorios, parte de sus cosechas y les ponen impuestos abusivos a la venta de productos que quedan fuera de esas obligaciones y, por tanto, desestimulan la producción agrícola?

Paseo del Prado. Foto: Juan Suárez
Paseo del Prado. Foto: Juan Suárez

¿Quiénes obligan a los productores de tabaco a vender su hoja a un único comprador, sin permitir ningún otro valor agregado,  quiénes imponen precio de monopolio, como mismo hacía la Ley del Estanco del Tabaco en la época de la colonia que provocó la sublevación de los vegueros?

¿Quiénes impiden la concreción de las inversiones extranjeras, necesarias para el desarrollo de la economía de calibre grande, mediano y pequeño, sean estatales privadas o de capital asociado?

¿Quiénes mantienen una ley impositiva absurda, contraproducente, corruptora, inhibidora del desarrollo económico y social, que obliga a los productores de medios y servicios a pagar hasta el 50 por ciento de los ingresos luego de entradas superiores a los dos mil dólares (50 mil pesitos cubanos)?

¿Quiénes obligan a que las contribuciones de todos los que pagamos impuestos suban directamente a las arcas centrales del Estado e impiden que una parte se quede en cada municipio y se administre de acuerdo con las necesidades locales, determinadas por sus pobladores?

¿Quiénes impiden que los delegados del Poder Popular, los únicos elegidos directamente por el pueblo, no tengan ningún poder, como se viene diciendo hace más de 20 años?

¿Quiénes impiden que se cambie la ley electoral y la constitución  para que los electores elijan por el voto directo y secreto al alcalde municipal, al gobernador provincial, al presidente de la república y a los diputados provinciales y nacionales?

¿Quiénes impiden que los delegados a las asambleas provinciales y a la Asamblea Nacional sean propuestos directamente por el pueblo?

¿Quiénes impiden que exista una relación directa y estrecha entre los diputados nacionales y los que votan por ellos y que se consuma una rendición de cuentas directas entre esos diputados y su electorado?

¿Quiénes impiden que los órganos locales del Poder Popular tengan incidencia real sobre las empresas e instituciones económicas y de todo tipo en su territorio y se mantenga una centralización y virtualización absoluta de las decisiones?

¿Quiénes impiden que los órganos locales del Poder Popular puedan ocuparse de que se arreglen las calles y aceras, se les de mantenimiento a tiempo a las escuelas, hospitales y lugares públicos enclavados en sus respectivas zonas?

¿Quiénes obligan a que los trabajadores para empresas extranjeras y los médicos y profesionales que prestan servicios en otros países, se queden con una mínima parte del salario que reciben y lo demás vaya a los fondos del Estado?

¿Quiénes impiden una contabilidad transparente en el país que permita que el pueblo sepa cuánto se ingresa y en qué se invierte o se gasta?

Manicero. Foto: Juan Suárez
Manicero. Foto: Juan Suárez

¿Quiénes mantienen la doble moneda, pagan en una devaluada y cobran en otra equivalente al dólar?

¿Quiénes controlan monopólicamente el mercado de divisa y ponen precios inaccesibles al común de la población?

¿Quiénes impiden que los cubanos podamos intercambiar, vender y comprar libremente lo que somos capaces de producir individualmente?

¿Quiénes impiden que los cubanos podamos comprar y vender en el exterior, mediando solo un trámite de aduana y un impuesto módico?

¿Quiénes mantienen leyes que impiden a los cubanos residir fuera del país el tiempo que quieran?

¿Quiénes impiden que los cubanos residentes en el exterior o con doble nacionalidad inviertan en su país de origen?

¿Quiénes impiden el acceso pleno de los cubanos a Internet?

¿Quiénes mantienen altos precios a la telefonía celular y a Internet, que obstaculizan su masificación?

¿Quiénes impiden que el servicio WIFI, caro, incómodo y hasta peligroso para la vida de los usuarios, se convierta en directo por teléfono para las viviendas a través del acceso a servidores por el mismo hilo telefónico?

Y aunque pudiera incluir otras mil preguntas, termino con esta ¿Quiénes impiden que un artículo como este sea publicado en Granma o Trabajadores o sea leído o comentado en la televisión cubana por el propio autor o, si se quiere, discutido por este con otros panelistas en una eventual mesa redonda?

En fin identifique Ud.,  estimado lector, la contrarrevolución que tiene paralizada a Cuba.


22 thoughts on “La contrarrevolución que paraliza a Cuba

  • el 22 diciembre, 2015 a las 4:56 pm
    Permalink

    Pedro como el que impide todo eso es el gobierno\estado\partido único (castrismo) ese es el gran y único contrarrevolucionario en Cuba

  • el 22 diciembre, 2015 a las 12:13 pm
    Permalink

    Coincido con Alejandro, pero le agrego algo más, como economista considero que para resolver la situación actual con los gobernantes actuales en Cuba éstos tienen que hacer solamente pocas cosas:
    1.- Dejar de estar justificándose en que no pueden aumentar el salario a los empleados estatales por no tener incremento de la producción y comprender que si suben el salario habrá más producción porque a nadie la convendrá robarse lo que producen para venderlo por la izquierda o no prestar el servicio con la calidad requerida porque perderán clientes. ¿De donde creen que salen los productos que ofertan los cuentapropistas si el estado no les da ventas al pormayor? Paguen además un % por ganacia sobre la venta y veran.
    2.- Conformarse con ganar el las tiendas en divisas con el 20% envez del 250% actual.
    3.- dejar de monopizar todo en el país

  • el 22 diciembre, 2015 a las 12:09 pm
    Permalink

    analista

    (Después de reírme de buena gana) ¿Dé qué revolución y de qué soialismo tú pretendes hablar? ¿De verdad que tú pretendes que nos creamos ese cuento chino que no vale el tiempo que terdasrte en teclearlpero hay cuentos que tú se los podrás hacer a la gente en la reunión del núcleo para discutir la jaba, pero no a nosotros: Yo pago el 7 % de impuestos, que es lo que se paga en Florida. ¿cuánto pagas tú, si ni siquiera te lo ponen en la nómina?

    Vamos a dejarnos de cuentos que en un país cuyo salario promedio es de 20 dólares mensuales la gente paga más impuestos que la gente de Suiza, por ejemplo, que tiene impuestos elevados.Y vaya si hay diferencia entre como vive un Suizo o un belga o un danés a como viven los cubanos. hay quien ha calculado que a los cubanos les quitan hasta un 90%; y la verdad es que lamiseria y lanecesidad que se vive en Cuba no justifican ese robo.

    Y, mientras tanto, los jerarcas del socialcosadesa navegan por el Mediterráneo; y el vaso de leche sin aparecer.

  • el 22 diciembre, 2015 a las 10:55 am
    Permalink

    El artículo es muy bueno y refleja un pequeña parte de las miles de preguntas y ejemplos que pueden ponerse para demostrar que la contrarrevolución actualmente no está fuera de Cuba, está en la Cúpula Gobernante que utiliza dos palabras para justificar la esclavitud reinante: BLOQUEO y CONTRARREVOLUCIÓN, ellos todo lo justifican así; pero en Cuba estamos peor que en la Neocolonia. Por cierto en el libro de 5to grado que se da en las Escuelas cubanas actualmente explican en detalle las causas que motivaron los movimientos armados en la neocolonia y al leerlos es un RETRATO de la ACTUALIDAD CUBANA.
    Al seudo “analista” le digo que no hable tanta basura que si entiende algo de economía podrá comprender que un país donde no se permita la oposición, los medios de prensa son estatales, los delegados elegidos por el pueblo NO PUEDEN hacer nada, el Gobierno es de una Dinatía, los salarios son de los años ´60 y con una moneda devaluada 25 veces, sin embargo el Estado monopoliza las ventas en divisa y los precios son el 250% por encima de la realidad, no es un país democrático es simplemente UNA FINCA PARTICULAR CON ESCLAVOS A LA SEMEJANZA DEL ESTADO FEUDAL.
    Si se quiere resolver realmente el problema cubano hace falta que el Gobierno responda las preguntas de este artículo

  • el 22 diciembre, 2015 a las 9:28 am
    Permalink

    Analista, la revolucion y el socialismo ya esta desmantelado hace rato porque ya no queda nada en pie, ni siquiera esa atencion medica que , segun tu dices, es gratis pero que, al igual que la educacion ha sido costeada por todo el pueblo con salarios de miseria. El gobierno nada da gratis pues nada produce. Muchas de los problemas emergentes de hoy dia se deben a malas politicas del gobierno. Mientras tratan de vender el pais al major postor relegan a los ciudadanos cubanos a negocios de subsistencia como pelar perros, vender pizzas o manejar un bicitaxi a excepcion de la misma nomenclatura que, a tono con los nuevos tiempos, veranea en el Mediterraneo, compran en Quinta Avenida y Mandan a sus hijos a La Sorbona.. El capitalismo sera malo, pero lo es peor cuando se limita la posibilidad de todo los ciudadanos a integrarse a el relegandolos sencillamente a mano de obra barata.

  • el 22 diciembre, 2015 a las 9:26 am
    Permalink

    !!!!!!!Sin palabras!!!!!!

  • el 22 diciembre, 2015 a las 8:52 am
    Permalink

    hahaha muy bueno tu articulo y tus preguntas .. pero la presion psicologica es tan fuerte que hasta las mismas organizaciones anti-gubernamentales en Cuba aveces confundidos con el calor de la discusiones ellos mismos se hacen llamar conntrarevolucionarios .. y la verdad es que ellos no son contrarevolucionarios , ellos son revolucionarios, quizas disidentes porque no estan de acuerdo con el gobierno o porque disienten, pero en realidad en estos momentos ellos son los revolucionarios, los que estan en contra de la Revolucion son los que estan en el poder y de ahi no quieren salir, esos que no quieren que la sociedad cubana cambie y siga estancada, es interesante como poco a poco los terminos se empiezan a manejar de forma tal que aveces las palabras positivas se quedan asociadas a la ideologia incorrecta, sino, hagasele un seguimiento a los discursos de Maduro por ejemplo y veran la tactica como ha sido aplicada. El uso repetitivo de frases o apelativos al contrario llega el momento en que se queda incrustado en la mente de las personas, incluso en las del adversario, que hasta aveces sucede que el adversario se las cree de tanto repetirlas..

  • el 22 diciembre, 2015 a las 8:42 am
    Permalink

    Hola, saludos a todos especialmente a Pedro. Coincidencia total, así son las cosas, es como decir !cojan al ladrón!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *