A propósito de la sequía una respuesta inesperada

Rosa Martínez

Repartiendo agua por pipa.  Foto: americateve.com
Repartiendo agua por pipa. Foto: americateve.com

HAVANA TIMES — El líquido corría impunemente por la acera. Varias personas miraban preocupados el fatal derrame, y quizás hasta se preguntaban de dónde provenía si toda la ciudad está seca; pero quedaba solo en eso en una preocupación más de las muchas que tenemos los cubanos.

Quise seguir andando rumbo a mis labores cotidianas como si nada pasara, pero un llamado, quisiera creer que de conciencia, pudo más que yo y me detuve. No podía dejar de pensar en los 15 días que estuvimos en casa sin una gota, la cantidad de tanquetas que tuvimos que cargar de las pipas que aparecían y hasta las discusiones que se armaron en el vecindario.

Seguí el rastro húmedo y llegué hasta el origen del preciado líquido, tan necesario para todos los seres vivos y cada vez más escaso por estos tiempos, según las investigaciones científicas debido al cambio climático, provocado por las acciones del propio hombre.

En lugar de una fuente de derramamiento encontré dos: una provenía de la casa de Fina, una vecina querida; la otra, del garaje de Rafael, un muchacho reconocido en todo el barrio como conflictivo y fajón.

A casa de Fina llegué sin pensarlo, la amistad que manteníamos debía permitir que fuera más fácil mi reclamo.

No me digas entrometida, le dije, pero cómo puedes dejar que se bote tanta agua con la escasez que hay en todo el país, ni hablar de Guantánamo, una de las provincias más afectadas. ¿No sabes que la situación puede empeorar cuando comience la temporada más seca del año? Estamos viviendo la peor sequía de los últimos 115 años, “Yeya, comadre…”

¿Tú eres la mamá del agua? -me respondió medio en serio, medio en broma- no cojas lucha chica; cuando se acabe, pues la cargamos y ya, ¿qué vamos a hacer? los cubanos estamos acostumbrados a pasar trabajo, así que déjame tranquila y no me estés hablando de ahorradera ni nada parecido, que me he pasado la vida entera ahorrándolo todo.

La respuesta de la vecina-amiga no me amilanó, ella es así, dice lo primero que le sale por esa boca (de todas formas cerró la llave), así que logré mi objetivo y seguí, con algo de temor, a la casa del fiera Rafael.

Disculpe que lo moleste -le señalé casi entre dientes- quería informarle que su instalación hidráulica está vertiendo agua para la calle… no me dejó terminar y para sorpresa mía expresó: ¡Dios mío! con la escasez que hay y uno aquí botándola, voy a ver eso ahora mismo.

Así es la vida, de quién menos imaginamos obtenemos las mejores respuestas y las mejores acciones.

La sequía en Guantánamo continúa; los ciclos de distribución se han extendido aún más; los vecinos deben cargar el líquido desde donde aparezca; las pipas desaparecen, y cuando llegan, van directo a las casas de personas con recursos que pagan caro por llenar sus cisternas o a las de funcionarios estatales que con sus relaciones resuelven la situación; mientras, los de a pie nos la arreglamos como podemos.

Rosa Martínez

Rosa Martínez: Soy una colaboradora más de Havana Times, profesora universitaria y madre de dos niñas bellas y malcriadas que son mi mayor felicidad. Mis grandes pasiones son leer y escribir y gracias a HT puedo cumplir con la segunda. Espero que mis escritos contribuyan a tener una Cuba más inclusiva más justa. Espero que algún día pueda mostrar mi rostro junto a cada uno de mis posts, sin temor a que me llamen traidora, porque no lo soy.



5 comentarios sobre “A propósito de la sequía una respuesta inesperada

  • Yo sabía , aun sin llegar al desenlace, que del tal Rafael ibas a obtener la mejor respuesta: hay personas que mantienen una imagen de amabilidad y bondad pero cuando una rasca un poco más, encuentra de qué están hechos verdaderamente, porque al fin al cabo son eso: pura imagen, ilusión. Rafa parece ser y a juzgar por tus palabras, un poco más auténtico.. En cuanto al tema en sí que motivó tu artículo, mejor ni opino porque puedo llegar a decir barbaridades, todas inspiradas en los integrantes de la cúpula y en su alto nivel de desidia.

    Respuesta
  • Rosa, por lo que cuentas se deduce que ademas de la sequía hay un componente de mal servicio del acueducto, pues como nos explicas que estuviste 15 días sin agua y estus vecinos del mismo barrio pueden darse el lujo de derrocharla. Conozco que la provincia de Guantanamo es el territorio de Cuba donde más llueve (vertiente norte – este) y el de mayor cantidad de recursos hidricos (ríos Toa, Guaso, etc). Yo he visitado Guantanamo y Baracoa y he bebido agua pura en los cientos de manantiales de sus montañas.

    Después de 56 años sin un buen servicio de agua potable es por la falta de infraestructura y una muestra irrefutable del fracaso del socialismo totalitario.

    Respuesta
  • Coincido plenamente con el comentario del Bobo.
    A Rosa, gracias por tus gestiones, pero el problema te sobrepasa como bien constatas. El gobierno no ha podido brindar ese servicio en los últimos 56 años. En mi casa siendo yo pequeña y tengo tantos años casi como la revolución, mi padre y mi hermano cargaban de madrugada agua, todos los días antes de irse al trabajo y yo vivía en Centro Habana.
    Según cifras oficiales del Granma, recientemente el sistema de acueducto del país tiene un 60 % de pérdidas por roturas. ¿Y?.No pasa nada y no pasa nada porque el agua no le falta a la cúpula del poder en Cuba.Si tuvieran que cargar el agua diario como hacían mi padre y mi hermano, ya el problema estuviera resuelto.

    Respuesta
  • Creo que en este post no habrá nadie quejándose de que en HT sólo se habla mal del Gobierno, porque puedo apostar a que todos, sin importar nuestra afiliación política, hemos atestiguado alguna situación semejante a la descrita por Rosa durante nuestra vida en la Isla. A mi pasó en Pinar del Río, en Guane para ser más exactos. Mientras parte de la población sufría de escasez del líquido, en una planta del acueducto de las afueras de la ciudad el agua se salía a borbotones todo el día. Le llamé la atención al empleado de turno y éste se limitó a encogerse de hombros y responder más o menos lo mismo que le dijeron a Rosa: “¿Y qué Ud. quiere que yo haga?” Las responsabilidades por este dislate caen bien arriba, sólo que hasta ahora nadie parece listo a asumirlas.

    Y los más probable, como dice Marlén, es que los encargados de que eso no suceda, no tienen que cargar cubitos. Tienen pipa garantizada. Que las he visto. Pero es mejor callar y que todo siga igual. Porque no hay otra culpa que el bloqueo. Lo demás son deslices perdonables.

    ¿Hasta cuándo, Cuba?

    Respuesta
  • PARA PALIAR EL CAMBIO CLIMÁTICO. ¡HAY QUE DEVOLVERLE A LA NATURALEZA SU ESTADO ORIGINARIO!

    ¿Qué ha hecho históricamente el hombre con los fluidos de la tierra y sus suelos?

    • Ha desviado el curso de los ríos por diferentes intereses…
    • Ha destruido los cursos naturales de irrigación originarios (ríos).
    • Ha construido embalses para “acaparar agua”.
    • Ha deforestado los suelos.
    • Ha destruido la vida biológica natural.
    • Ha degradado y echado abajo los ecosistemas de la Tierra.

    Algunos efectos actuales presentes por los cambios realizados:

    • Debilitamiento del ciclo natural del agua.
    • Disminución de las lluvias.
    • Disminución o extinción de los cauces en los ríos.
    • Disminución o pérdida de los bosques y humedales.
    • Aumento extremo de las temperaturas.
    • Incremento de los incendios forestales.
    • Aumento del nivel del mar.
    • Disminución de los niveles en los reservorios naturales (manto freático).
    • Evaporación pronunciada del agua en los “reservorios superficiales”.
    • Penetración del mar, salinificación del suelo y el manto freático.
    • Desertificación de los suelos por factores indirectos (presión del tamaño de la población).
    • Desertificación de los suelos por factores directos (malas prácticas en el uso de la tierra).

    ¿Qué urge realizar para cambiar el panorama?

    • Rescatar las prácticas de manejo de la tierra de los ancestros originarios.
    • Revitalizar y devolver la vida biológica originaria a los suelos.
    • Devolver y revitalizar los cauces naturales a los ríos.
    • Revitalizar las lagunas y arroyos destruidos en los humedales.
    • Forestar las cuencas hidrográficas.
    • Proteger los ecosistemas del planeta.
    • Respetar los fluidos originarios de la Madre Tierra.

    Todo lo anterior se traduce en hacer un manejo sostenible de los suelos, para garantizar un DESARROLLO SOSTENIBLE.

    Muchas gracias,

    Onelio

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Foto del día

Foto del día
Imagen 1 De 1

Tarde de patinaje, Trinidad, Cuba.  Por Marcelo Taboaba (Canadá).  Cámera: Nikon D5300

Usted puede participar en la Foto del Día
No tienes que ser fotógrafo profesional, solo envía una imagen (en blanco y negro o color), con un pie de foto indicando dónde fue tomada (ciudad y país), tipo de cámara o celular que usaste y una pequeña descripción sobre la misma.
Para nuestro formato es mejor que las fotos sean de orientación horizontal, ya que tenemos problemas con las verticales.
Envía tu foto, con tu nombre y país natal o de residencia a esta dirección de correo: [email protected]