La misma libreta pero con diferente pan

Jimmy Roque Martínez

Panaderia Las Americas en Marianao
Panaderia Las Americas en Marianao

HAVANA TIMES – Aun, por suerte, existe la libreta de abastecimientos en Cuba. Además de recibir mensualmente algo de arroz, azúcar, granos y un mínimo de productos cárnicos, se recibe un pan diario por persona.

Hasta hace algún tiempo pensé que el pan era el mismo para todos, pero me he descubierto que estaba equivocado: la calidad del pan depende del sitio donde se viva. No está establecido de esa manera, pero así sucede en la realidad.

Está establecido que el pan pese 80 gramos, pero el que recibe mi familia en Marianao, en la panadería Las Américas, es una porción excesivamente pequeña, su peso varía entre 45 y 60 gramos, muchas veces ácido, al día siguiente tiene muy mal sabor, no es suave, no es del todo blanco.

En cambio el pan que se consume, por la misma libreta de racionamiento, en El Vedado, es un pan grande, blanco, suave, de buen sabor, pesa 80 gramos y al día siguiente conserva estas características.

Para mí está claro que las zonas más desfavorecidas históricamente, entre las que se encuentra Marianao, también son las zonas más desprotegidas en la actualidad.

panes¿Cómo es posible que el delegado no haga nada al respecto, que los inspectores encargados de verificar la calidad del pan no lo vean? ¿Cuál es el pan que consume el presidente del gobierno del municipio? ¿Qué hacen los ciudadanos para exigir lo poco que les toca?

En El Vedado viven muchos funcionarios y ex funcionarios de ministerios, además muchos militares, quienes conforman la “clase media” que poco a poco se va conformando en este país. Va quedando claro que ese sector tiene “más derechos” que los que viven en los barrios marginales.

¿Será a esto a lo que se refieren las autoridades cuando hablan de acabar con el igualitarismo?: la misma libreta pero con diferente pan.

Algo como la buena calidad del pan no puede ser tan difícil de logar. Sobre todo si tenemos en cuenta que este producto es uno de los alimentos básicos en la merienda de los cubanos, sobre todo en la de los niños.

Es responsabilidad de los consumidores exigir calidad en los productos y servicios. No son regalos, son derechos.

Jimmy Roque Martinez

Jimmy Roque Martínez: Nací en Maternidad Obrera en 1979, y parece que el trabajo ha sido mi signo. Custodio, piscicultor, tallador de lentes, soldador, cristalero, optometrista, han sido algunos de mis oficios; pero ninguno como el de cuidar a mi familia, empeño que consume buena parte de mi tiempo. Desde siempre me ha tocado el rostro menos lindo de esta sociedad, y trato de ser feliz mientras la transformo. Soy excesivamente tímido. Me gusta el silencio, dormir, el teatro y el cine. Detesto la injusticia y la prepotencia, y me cuesta mucho contener mi ira cuando suceden frente a mí.


34 thoughts on “La misma libreta pero con diferente pan

  • el 1 septiembre, 2014 a las 2:01 pm
    Permalink

    Exacto cojo, siempre echándole la culpa al otro.

  • el 1 septiembre, 2014 a las 5:44 am
    Permalink

    ¿Y le echamos la culpa al panadero? ¿Al mas pendejo?.
    El panadero es quien menos responsabilidad tiene.
    Se quiere culpar al que se roba unos kilos de harina mientras se ignora a los que se roban toda una nación con to y gente,

  • el 1 septiembre, 2014 a las 12:54 am
    Permalink

    Así es que quién se inventó eso de racionar la comida, por el acaparamiento de los contrarrevolucionarios fueron ustedes? Yo creia que eran burradas de maburro. O sea todos ustedes eran unos brutos, que no se daban cuenta que la desaparicion de artículos de primera necesidad era porque los que acababan de coger el poder eran unos ineptos.?

    En la entrevista “Cubano 1er Plano, usted dice que ” en los primeros años después del triunfo, la lucha era por la consolidación de lo alcanzado, pero que en esa época ya empezaron las desviaciones estatalistas y centralizadoras” . Entonces le pregunto, si Usted que aprendio de Fidel y del Che, “a buscar siempre la verdad y a defenderla”, y desde niño le inculcaron el conocimiento y el respeto de la obra martiana, a su vida de amor y sacrificios por la libertad. Donde está la coherencia de lo que aprendió de Fidel, del Che y de Marti?. De que por haber sido participante activo en la obra revolucionaria se sintera comprometido con ella?, aun viendo las “desviaciones”?,,, cobardemente aguanto y callo “para no afectar la cohesión de las filas revolucionarias”?.

    Pedro, si de verdad hubiesen habido mas hombres en esas asquerosas filas revolucionarias con un genuino ideal martiano, hubiesen cerrado filas con los Comandantes Huber Matos, Camilo Cuenfuegos, y muchísimos más, y en estos momentos la historia fuese otra, mis respetos a Ellos eternamente.
    Usted no, ud. tenia el mismo ideal comunista del loco endemoniado, y ahora, que de verdad el loco tiene a todo el mundo agarrado por las bolas es que lo quiere cambiar. Pues yo creo que es -a little too late-

  • el 31 agosto, 2014 a las 7:51 pm
    Permalink

    Me parece que su propuesta para los cubanos es nulo. No tiene nada nuevo que puede servir a los que si están luchando para cambios.

  • el 31 agosto, 2014 a las 6:51 pm
    Permalink

    Justino, lo que hay que exigirle al gobierno cubano es que abandone el poder inmediatamente y sin condiciones, que ya esta bueno de que el pueblo cubano siga “sobreviviendo” hambre, miseria y sobre todo falta de libertades. No se resuelve nada conque siga el relajito de las mulas “importando” pacotilla para estarla re-vendiendo allá en la isla, que si bien eso se hace en todos los países, en Cuba se tenía que hacer con tremendo sobresalto. Lo que tienen que pedir los cubanos es democracia, que el problema de este miserable pan es parte de las restricciones y esto lo tienen que hacer como lo han hecho todos los pueblos que se han respetado. Olvídese de estar firmando peticiones, que eso se hace cuando existe un estado de derecho, no cuando se vive bajo una dictadura.

  • el 31 agosto, 2014 a las 11:28 am
    Permalink

    jimmy:

    La realidad es que nunca en su historia los cubanos la necesitaron, hasta que llegó el desastre. Una cartilla de racinamiento, en el mundo normal, se establece (Y eso de manera temporal) solo en caso de guerras y catástrofes extraordinarias. ¿Medio siglo de cartilla de racionamiento en un país que nunca ha sabido, desde la colonia, qué es una guerra en su territorio? ¿En un país que llegó a exhibir indicadores económicos superiores a la mayoría de AL y hasta de algunas naciones europeas? ¿Y todavía te llenas la boca para alabar tu suerte? mi abuela te diría que eres “hijo del maltrato”

    Y no pongas más de pretexto lo que hicieron, o no hicieron los que se fueron, para hacer algo o no hacer nada: Los que nos fuimos nos libramos de toda esa debacle kafkiana que tú vives; no nos afecta, ni la sufrimos en carne propia. En el fondo pienso que aquí nadie “quiere nada”: El que lo tiene que querer eres tú, que lo estás sufriendo en tu pellejo. Nosotros escogimos la opción de irnos; el que escogió la de quedarse (Y está en todo su derecho,m y me parece muy bien que así sea), tiene que escoger sus propias opciones ¿Que quieren hacer algo? pues lo hacen. ¿Que no quieren? No lo hagan, pero, por favor, no sigan llorando tanto, y sobre todo, esperando que los de afuera les arreglemos los problemas. Bastante hacemos con enviar remesas que hacen que media Cuba no se muera de hambre. En definitiva, el responsable de garantizar tantísimas cosas que no garantiza, es tu gobierno; no, nosotros.

    y no hay que ir a La Habana a acompañarte en nada. Eso te toca a ti, que eres al que le dan la bazofia esa.. Los que vivimos en el mundo normal podemos comer el pan por carretones, si se nos antojara, y con una calidad y un número de variedades de las que no tienes idea. el que se tiene que comer la basura que te dan eres tú. acaba de entenderlo de una vez y por todas. Y el que tiene que hacer porque así sea, eres tu. Nosotros te damos nuesro apoyo, pero hasta ahí.

    Siempre he dicho que lo peor que le puede pasar a un país es que la gente vea lo absurdo como lo normal. Tú hasta dices que tienes suerte. el daño antropológico al pueblo cubano es de proporciones bíblicas, eso es más que evidente, y acaba de dar un excelente ejemplo de ello.

    Y, si se elimina la libreta, y resulta que tienes que comprar 25×1 con la miseria que te pagan ¿Qué vas a hacer con esos precios que rondan casi el 300% de atraco? ¿Decirme que vaya a protestar contigo? ¿a mí, que compro más barato que tú, y con la misma mondea que me pagan? ¿Protestar para que a ti te hagan caso’

    Hay que tener cara, mi hermano. Por eso estás como estás lloriqueando por un triste pan diario.

  • el 30 agosto, 2014 a las 8:48 pm
    Permalink

    Al Gobierno de Cuba. and A todos los cubanos de adentro y cubanos exiliados.: Firme esta demanda para obligar al Gobierno de Cuba a eliminar restricciones en importaciones que ayudan al pueblo cubano a sobrevivir la miseria y el hambre. – ¡Firma la petición!
    Justino acaba de firmar esta petición en Change.org .

  • el 30 agosto, 2014 a las 2:08 pm
    Permalink

    No se por qué el asombro en que yo diga que es una suerte que aun conservemos la libreta de abastecimientos. Quizás el asombro es para los que no la necesitan, o la olvidaron u olvidaron que la necesitaron. La realidad ahora es que muchas personas dependemos de esos productos pues los precios del mercado liberado son muy altos. Que hay que cambiar eso para no necesitar la libreta, eso esta claro.
    Es por eso que digo que por suerte, quizás los asombrados sean de los que nunca la necesitaron, es por eso que no se dan cuenta, no entienden el por qué lo digo. Un jubilado depende mucho de esa libreta, por ejemplo, y probablemente no tenga fuerzas para protestar como exigen algunos comentaristas.
    Es necesaria la opinión, el debate, es imprescindible, lo que no es correcto, ético, es exigirle a otros hacer cosas que uno mismo no es capaz de hacer. Mucho de los que estamos acá hacemos cosas; a los que exigen desde lejos les pido que por favor vengan y nos acompañen. Que vengan y hagan lo que ellos exigen. Hay un tema de Habana Abierta que dice que de lejos se oye más bonito.
    Irse fue una opción que no crítico, pero por favor, no exijan tanto a los que estamos acá, sobre todo si estamos haciendo cosas. Quizás no lo que ustedes quisieran, pero cada cual hace lo que puede o lo que quiere. Unos se quedan acá y se callan, otros se quedan y hacen, otros se van bien lejos.
    También podrían luchar por eliminar los mecanismos de explotación que existen en sus países de residencia, ya que no están en Cuba, siempre hacer algo por el bien de todos es posible.
    De todos modos, para la tranquilidad de los que quieren que se eliminela libreta, les digo que ese es el propósito del estado cubano, y que lo esta haciendo pero poco a poco para que no nos demos cuenta. Así que no desesperen, están en sintonía con el gobierno.
    Además existe también el pan que se vende “liberado”, que se puede comparar la cantidad que se quiera. En este caso la calidad también es mejor en el Vedado que en Marianao.
    Nos vemos en La Habana para juntos exigir, para que me acompañen en esta pelea.

  • el 28 agosto, 2014 a las 8:09 pm
    Permalink

    Totalmente de acuerdo con lo de la muestra, aunque no me parece que el autor sea conciente de eso. Escribió su percepción igualito que los que andan por ahí “demostrando” discriminación racial porque una negra trabaja limpiando el piso. Percepción y más percepción.

  • el 28 agosto, 2014 a las 2:23 pm
    Permalink

    Chama, el articulo esta basado en pura especulacion. El autor PIENSA q la diferencia del tamano del pan esta dado pq en el Vedado viven mas personas que pueden quejarse si el pan sale malo…. pero yo puedo virar la tortilla y puedo decir q los PANADEROS del Vedado roban menos que los de Marianao y por esa razon los panes tienen distinto tamano y mi especulacion es valida igualmente.
    Ademas de tomar como muestra una sola panaderia del Vedado contra una sola en Marianao, por tanto la muestra no es estadisticamente solida. En fin, creo que el problema esta en que no todo el mundo reclama lo poco que le toca y por otro lado le ladran al poste equivocado.

  • el 28 agosto, 2014 a las 12:52 pm
    Permalink

    Bueno jorgealejandro, aparentemente los que siguen defendiendo esa moringa, y los que siguen optando en remendar ese hueco iremendable. Y los que siguen creyendo que porque haya un policlinico o una escuela en una loma, aunque estén cerrados, y si están abiertos da igual, porque ni esta el Dr, o el maestro o no haya una aspirina, o los que creen que porque Mariela les haga una conga tienen derechos gays, o los que crean que porque les dejan comprar un pan diario sea más de lo que Elio y Celestino se podían comer con el Gob. anterior, y así-así, han seguido con la farsa, las mentiras y el auto-engaño que se sigue propagando por el nivel de cinismo que papa fidel les enseño, es la costra fidelista que no se pueden quitar. Que te puedo ya decir?.

  • el 28 agosto, 2014 a las 12:35 pm
    Permalink

    En serio: la libreta de racionamiento fue la reacción arbitraria y voluntarista de gobernantes descoocedores de las leyes económicas, a la desaparición de artículos de primera necesidad, achacada por el gobierno en 1962 al acaparamiento de los “contrarrevolucionarios”. La dinámica economica real que motivó la desaparición de algunos productos fue la politica de intervenciones y estatizaciones de las empresas productores, iniciadas con la Ley de Reforma Agraria que, supuestamnete, entregaria la tierra a los campesinos y en verdad lo que hizo fue concentrar en el estado el 90 % de la tierra y organizar la producción agrícola en granjas del pueblo con trabajadores asalariados para el estado, todo unido a las politicas de control del mercado. Allí comenzó todo este desastre que después se generalizó. Y como dijo algun sabio, quien pierde el camino, si quiere encontrarlo, debe regresar al lugar donde lo perdió. El gobierno de Raúl dio al inicio de senales de que tenia esa intención, pero en la práctica las medidas de la actualización no rompen con esos lazos burocráticos y monopolicos establecidos en casi medio siglo. El mismo gobierno dice hoy “hay que desatar las fuerzas productivas” y manana meten tres decretos haciendo todo lo ontrario. Solución, al antipan, a la libreta de desasbatecimiento y a todos los otros problemas: dejar que sea el pueblo quien decida democráticamente qué se hace, cómo se hace, quién dirige. Lo demás iene solito. Pero quien no tiene fe ni confianza en el pueblo no puede optar por esa solución.

  • el 28 agosto, 2014 a las 8:52 am
    Permalink

    Avisen a Erasmo que ya encontramos el agente causante del incremento del cáncer en Cuba.

  • el 28 agosto, 2014 a las 8:30 am
    Permalink

    La libreta no abastece sino raciona…. y en todo caso desabastece….. por tanto su nombre correcto es “libreta de racionamiento”…… o quizas mejor “libreta de desabastecimiento.

  • el 28 agosto, 2014 a las 6:15 am
    Permalink

    Bueno el escritor tiene todo su derecho a apoyar o no la Libreta de Abastecimiento. Pero aqui todos sabemos que no todos los cubanos la quieren. La gente quiere ganar su dinero digno, y pagarse lo que les de la gana.

  • el 28 agosto, 2014 a las 1:56 am
    Permalink

    Jimmy:

    Me gana la impresión de que ambos panes son iguales. Sólo que quizás el de la derecha tiene un día más de fabricado y alguien se le sentó encima (o lo guardó en el bolsillo trasero del pantalón). Antipan por antipan, no hay mucha diferencia. El que quiera pan de verdad, tendrá que pagarlo en CUC.

  • el 27 agosto, 2014 a las 10:09 pm
    Permalink

    eduardo.

    Aún con el enfoque que dices que tiene, da pena. en un país al que hay que dedicarle un artículo a que con el pan, que es lo mínimo que puede comer un humano, pasan estas cosas, hay que admitir que la cosa está muy jodida, y que sus habitantes que no pertenezcan de alguna forma a la camarilla, son ciudadanos de segunda.

    Y el cuadro es todavía más bochornoso porque, mejor o peor, lo mismo en Marianao que en el Vedado toca un solo misérrimo pan diario por cabeza. Muy enfermo tiene que estar un país cuando un triste pedazo de pan tiene esta dimensión.

    De la igualdad, ¿Quién no sabe que todo fue siempre una farsa?

  • el 27 agosto, 2014 a las 9:50 pm
    Permalink

    Yo si lo entendi. En Cuba no se le garantiza ni un pedazo de pan decente a la poblacion, ni el vaso de leche para consumirlo en el desayuno. Raro que no culpó al bloqueo/embargo, ni a los programas de USAID.

  • el 27 agosto, 2014 a las 9:05 pm
    Permalink

    La educacion tambien es la misma e igual para todos pero no es lo mismo la escuela del Vedado que la de Limones y pregunta que fue de la delegada de Limones.

  • el 27 agosto, 2014 a las 7:01 pm
    Permalink

    Ni tu ni Jorge Alejandro entendieron el verdadero propósito del post de Jimmy, una pena.

  • el 27 agosto, 2014 a las 8:48 am
    Permalink

    Jimmy, de verdad que jorgealejandro1 tiene razón, ¿no le da vergüenza lo que usted ha escrito? Si hoy, en pleno siglo XXI, glorifica la existencia de una cartilla de racionamiento y la pésima calidad de ésta….es que usted no ha comprendido que Cuba, su gobierno y resto de tiñosas que dirigen el país (recuerde que Cuba es patria y su gobierno personas interesadas), lo mantienen en niveles del siglo XIX.

    Saludos

  • el 27 agosto, 2014 a las 7:02 am
    Permalink

    Gracias Jimmy por el testimonio con datos.
    El delegado no tiene ni recursos ni decisión y los consumidores ninguna posibilidad de imponer una denuncia por los productos en malas condiciones.
    El estado ni respeta ni oye a nadie. Esta en una posición endogámica que se reproduce de espaldas a la realidad.

  • el 27 agosto, 2014 a las 6:55 am
    Permalink

    Jimmy, el problema es que en las panaderías de Marianao se roba más que en las del Vedado, se roban la harina (para las pizzerias particulares y los dulceros), se roban el aceite (para después venderlo), se roban la azúcar, la levadura, se roban ……la madre de los tomates, no se roban las puertas de la panadería porque están sujetas con bisagras. En Cuba el robo está institucionalizado, claro está que por niveles, no es lo mismo un panadero que se roba tres litros de aceite a un gerente de firma que se embolsilla una tonga de dólares, el panadero se roba el aceite para poder comprarle a su hijo un par de zapatos, el gerente roba para ponerle un apartamento a la querida.

  • el 26 agosto, 2014 a las 4:16 pm
    Permalink

    Entiendo lo que dices, otro modo de ver que la tan cacareada igualdad es solo otra mentira. Parece que los lectores entendieron otra cosa.

  • el 26 agosto, 2014 a las 3:37 pm
    Permalink

    Las muestras de la foto se parecen a todo menos a un pan. Y pensar que durante años tuve que dejar de comerlo para que mi fine merendara. Toma uno les decían.

  • el 26 agosto, 2014 a las 3:04 pm
    Permalink

    Sinceramente, da verguenza ajena ver a un cubano escribir un post como este.

  • el 26 agosto, 2014 a las 1:48 pm
    Permalink

    La solución es simple. Vamonos todos los cubanos a vivir para el Vedado.

  • el 26 agosto, 2014 a las 12:58 pm
    Permalink

    Mientras que sea el gobierno de un pais el encargado de velar por la calidad del pan seguiran en lo mismo

  • el 26 agosto, 2014 a las 12:36 pm
    Permalink

    no es que le den por la libreta de abastecimiento es lo que le han permitido comprar por mas de 50 años.

  • el 26 agosto, 2014 a las 10:57 am
    Permalink

    Y eso que no has probado el pan de Chambas!!!

  • el 26 agosto, 2014 a las 10:17 am
    Permalink

    Recuérdese bien que todos somos iguales, pero algunos somos más iguales que otros, y ahí es donde está la gran diferencia entre los demagogos y sus víctimas. Disfruten el pan nuestro de cada día sin chistar o griten bien alto su inconformidad frente a los que les conceden el derecho a ese pan. Los lamentos no son solución de los problemas y solo sirven para gastar energías inútilmente y hacer buenos ridículos.

  • el 26 agosto, 2014 a las 10:11 am
    Permalink

    “Un pan diario por persona”… Unbelievable!!

    Jimmy, la respuesta a tus preguntas es, que Si, que el pan que comen las Águilas es mejor que el que comen ustedes los ratoncitos. A ver si acaban de entender unos cuantos.

  • el 26 agosto, 2014 a las 9:43 am
    Permalink

    ?Cómo que por suerte existe la libreta de abastecimiento? Si esa migaja ridícula es la que los tiene “amarrados e inmóviles”, pues la magra cuota que reciben no los hace morir de hambre, pero tampoco los alimenta. El día que la quiten !por fin! serán capaces de luchar y recibir el fruto de su esfuerzo. No sé si es ignoracia o ironía.

  • el 26 agosto, 2014 a las 9:13 am
    Permalink

    Increible que a estas alturas alguien este conforme y alabe la existencia de esa libreta de abaste imientos, en lugar de clamar por que Cuba sea un pais normal donde haya suficiente ofertas de productos para que la gente pueda comprar lo que desee. Increible que a estas alturas alguien se moleste en escribir un articulo hablando que el pan varia de acuerdo a la clase social que lo consuma. O este articulo es un gran sarcasmo imperialista o este articulista esta literalmente aburrido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *