Internet de Kcho es de mentira

Isbel Díaz Torres

Tarja-kchoHAVANA TIMES – El adinerado artista de la Plástica, Alexis Leyva, más conocido por Kcho, ofrece gratuitamente como parte de su proyecto sociocultural, su conexión de banda ancha a Internet; pero esta funciona muy mal.

En las dos ocasiones que he intentado usar el servicio, he debido retirarme decepcionado por no lograr mis objetivos, que no eran nada complicados: pasar un correo electrónico y publicar un post en un blog.

La segunda ocasión que acudí, este marte, estaba decidido a esperar todo lo necesario, y teclear la vacía palabra clave “aquinoserindenadie” todas las veces que fuera necesario.

Entré a las modernas propiedades de Kcho a las 10:30 am, cuando unas 20 personas usaban los servicios.

Mis intentos por entrar en Facebook arrojaban continuamente el siguiente error: “La conexión con los servidores de Facebook ha fallado (java.security.cert.CertPathValidatorException: Trust anchor to certificate path not found. [javax.net.ssl.SSLHandshakeException].

Por su parte, el correo electrónico Gmail, daba este error: “No se puede establecer una conexión viable con el servidor”.

Después de muchos minutos intenté entonces entrar a estas páginas de Havana Times. El navegador no puso error alguno, pero tampoco logré entrar en la página.

Fidel Castro con Kcho en el Romerillo. 1/2014.  Foto: cubadebate.cu
Fidel Castro con Kcho en el Romerillo. 1/2014. Foto: cubadebate.cu

Más de 45 minutos más tarde, logré entrar, por primera vez, en Facebook y Gmail, pero no se embullen. Facebook era superlento, y no logré poner ni un mensaje, ni ver una sola foto. Apenas pude ver dos entradas de amigos, pero solo texto.

Con Gmail, otro tanto. Logré entrar a la página, pero no pude ver mis correos en la bandeja de entrada, y mucho menos enviar alguno. Finalmente, la aplicación comenzó a dar error y a cerrarse.

A las 11:48 (una hora y media después de intentar constantemente) logré entrar a Twitter y ver los últimos mensajes; mas no pude publicar nada.

La conexión, además de lenta, cada varios minutos debía volver a entrar la insufrible contraseña en una página que tenía como imagen decorativa una de las viejas fotos de Fidel Castro.

Creo que lo peor de todo esto, no es solo el mal (o nulo) servicio, sino la lógica en que este se inserta. Como ven, aquí no se presenta el acceso a Internet como un derecho, sino como una dádiva, un regalo que este magnate de las artes, con una intención paternalista, populista y oportunista, ofrece a quienes no comparten su mismo privilegio.

El mecenazgo “Laboratorio para el arte Estudio Romerillo” y su oferta de wifi gratis, es otro ejemplo más de cómo se van construyendo las élites culturales en la isla, manchadas en este caso además, por el nombre de un artista rico que usando su poder en la Asamblea Nacional, defendió la aprobación de una Ley Tributaria explotadora y antipopular, conocida ahora como la Ley Kcho.

Isbel Diaz

Isbel Díaz Torres: Pinar del Río y La Habana son mis ciudades. En una nací, el 1º de marzo de 1976, y en la otra he vivido desde siempre. Soy biólogo y poeta, aunque eventualmente he sido músico, traductor, profesor, informático, diseñador, fotógrafo, o editor. Soy un gran inconforme y defensor de las diferencias, quizás por haber sido desde siempre un “niño modelo” muy reprimido. Nada me subyuga más que lo desconocido, la naturaleza y el arte me funcionan como fuentes de misterio y desarrollo. Un sorprendente activismo ha nacido en mí en los últimos tiempos. Aunque no estoy muy seguro de cómo utilizarlo, siento que es una energía noble y legítima. Ojalá tenga discernimiento para manejarla.


30 thoughts on “Internet de Kcho es de mentira

  • el 2 abril, 2015 a las 7:36 am
    Permalink

    Opino tambien que KCHO es como una copia de Pablo Escobar aunque hasta donde se no ha matado a nadie pero si se droga…y mucho. Quizas se quiso hacer el “bueno” por lo que planteo en la Asamblea Nacional (cargo de conciencia) o estaba drogado.

  • el 2 abril, 2015 a las 7:25 am
    Permalink

    Si la mayoria de los cubanos (sin entre comillado) tuviera internet es muy seguro que tuvieramos unas opinion mas exacta a la realidad sobre la conexion de Kcho, pero como el regimen no quiere que la poblacion tenga internet, pues tenemos que guiarnos por los que mas opinan, ese es uno de los inconvenientes de no dejar que los cubanos tengan internet. Sera porque el regimen sabe que esta en minoria y teme que sea esto una prueba fehaciente??? yo opino que s.i

  • el 25 marzo, 2015 a las 5:37 pm
    Permalink

    Pues déjeme decirle que usted está en un error garrafal. El quiere conectarse de gratis solo tiene que ir a Starbucks y allí tiene internet rápido y gratis. El gran problema de los cubanos es que siempre se creen que son los únicos y los más humanos.

  • el 23 marzo, 2015 a las 10:30 am
    Permalink

    Kcho de oportunista!!!!!!

  • el 23 marzo, 2015 a las 6:07 am
    Permalink

    Luis creo que el fenomeno a que te refieres es producto de la domesticación del cubano.
    Dada cierta población cualquiera podemos definir un ordenamiento con respecto a cuan apto es cada persona a seguir órdenes y a aceptar el status quo si los mas rebeldes de este conjunto poblacional digamos mas del 20 por ciento emigra entonces se quedan con el 80 por ciento menos activo a proteger sus propios derechos y a ver a si mismo como igual y no inferior al grupo elite.
    Hay un artículo muy interesante por acá de Erasmo donde hablaba precisamente de la domesticación del cubano pero sobre múltiples generaciones. Como mismo ocurrió con el experimento ruso con las zorras.

    Aqui esta el artículo de Erasmo al que me refería
    https://havanatimesenespanol.org/?p=50137

  • el 22 marzo, 2015 a las 8:30 am
    Permalink

    El problena no es porque sea de gratis, sino, ¿por qué un individuo, sea quien sea, cubano gual que yo puede tener internet pagando de su bolsillo y yo no puedo tenerla, también pagando de mi bolsillo?; pero más que todo éso, los cubanos deberíamos de una vez y por todas dejar de alegrarnos (agradecer) cuando nos dan una migaja sea gratis o no, mientras se mantiene la violación descarada a nuestros derechos, porque sino de verdad que nos cae al saco, la aberración dicha por Ramiro Valdez, de que estamos todo el tiempo como pichones esperando que los alimenten y agrego no solo el estado, sino cualquiera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *