El altruismo de la Revolución Cubana

Elio Delgado Legón

En Cuba, los médicos recibieron entrenamiento para después ir a combatir el Ebola en África occidental.  Foto: Antonio Pons / Bohemia

HAVANA TIMES — La Revolución Cubana es desinterés, altruismo, solidaridad y heroísmo, cuatro características fundamentales que dejó plasmadas su líder histórico cuando dio a conocer el concepto de Revolución, expresado el primero de mayo del año 2000, ante cientos de miles de cubanos que desfilaban por la Plaza.

Esas cuatro características de la Revolución se han estado poniendo de manifiesto a lo largo de los casi 60 años transcurridos desde que llegara al poder el primero de enero de 1959, pues aún con la situación económica en que quedó el país al llevarse Batista y sus secuaces todo el dinero que había en las arcas del Estado y con la precariedad que existía en el campo de la Salud, con solo seis mil médicos, de los cuales la mitad emigró hacia Estados Unidos, Cuba siempre respondió positivamente a las necesidades que se le plantearon cuando ocurrió un terremoto en Chile y fue necesario salvar vidas en difíciles circunstancias o cuando Argelia, tras su independencia, pidió ayuda y de los tres mil médicos que quedaron en Cuba se envió una brigada a aquel país africano.

Pero eso fue solo el comienzo de una historia mucho más larga, que siguió con un terremoto en Perú, adonde hubo que mandar personal de la Salud y hacer una campaña de donaciones de sangre para enviar a aquel país, en la cual los principales dirigentes, con Fidel al frente, fueron los primeros donantes.

A partir de la situación crítica que enfrentaban la mayoría de los países subdesarrollados en cuanto a los servicios sanitarios, el Comandante en Jefe Fidel Castro, con su visión de futuro, puso todo su empeño en formar en Cuba una cantidad de médicos y otro personal de ese sector, con la mayor calidad posible, no solo para garantizar al pueblo cubano una atención de excelencia, sino para ayudar a todos aquellos que lo necesitaran.

Muchos han sido los pueblos beneficiados con el altruismo del personal cubano de la Salud, que ha estado presente en 117 países en los últimos 55 años, con más de 160 mil profesionales. En la actualidad hay 49 mil 500 trabajadores del sector en 62 países.

El Contingente Internacional de Médicos Especializados en Situaciones de Desastres y Graves Epidemias, Henry Reeve, fue creado en septiembre de 2005 por el Comandante en Jefe Fidel Castro, para ayudar a los damnificados de Estados Unidos, tras el paso del huracán Katrina, ofrecimiento que no fue aceptado por el gobierno estadounidense, pero desde entonces ha prestado invaluables servicios a la humanidad.

No por conocido, podemos dejar de señalar las tres brigadas sanitarias que fueron a combatir la epidemia de ébola en África occidental, arriesgando sus propias vidas para salvar todas las que se pudieran salvar y evitar así que ese mortal virus se expandiera por el mundo, por lo que nunca se podrá saber en realidad cuántas vidas salvaron al evitar la proliferación de la enfermedad.

Sería interminable contar las misiones médicas que han salido de Cuba para ayudar a otros pueblos, pero sí podemos señalar que Cuba ha brindado su apoyo en 32 eventos y desastres naturales en países como Guatemala, El Salvador, Chile, Perú, Nepal, Ecuador, Paquistán, Haití, entre otros, para luchar contra la muerte y dar respuesta a muchas de las tragedias del planeta.

La creación de la Escuela Latinoamericana de Medicina en 1999, de la cual han egresado más de 49 mil extranjeros, es otra muestra del altruismo de la Revolución.

El veterano de la guerra de Viet Nam, Bill Hill, de Estados Unidos, expresó recientemente su admiración al expresar que Cuba es un país pobre, pero, además de cuidar a su pueblo, va a cualquier lugar donde ocurra un desastre.

Ejemplificó también la encomiable tarea que realizaron los cubanos en Haití y en otras partes del planeta donde han sido los primeros en llegar de forma totalmente desinteresada.”Yo como estadounidense y veterano estoy orgulloso de haber venido aquí hace 26 años para luchar contra el bloqueo”, manifestó el integrante de la Caravana de la Amistad Estados Unidos-Cuba.

He señalado solo el altruismo en la Salud, pero se podrían agregar muchos ejemplos de solidaridad en la Educación, el Deporte, la Cultura, la Agricultura, la Construcción, por solo citar algunos ejemplos. Y no he mencionado, porque es muy conocido, el aporte de los cubanos, de manera totalmente voluntaria, a la libertad de varios países africanos, especialmente Angola, Namibia y Sudáfrica, donde ofrendaron su vida más de dos mil combatientes de la Isla. Todo ello forma parte del altruismo de la Revolución Cubana.

Elio Delgado Legon

Elio Delgado Legón: Soy un cubano que ha vivido ya 80 años, que conoce bien la etapa anterior a la Revolución porque la sufrió en carne propia y en la ajena y a quien le duele que se escriban tantas calumnias sobre un gobierno que lucha a brazo partido para darnos una vida mejor, y si no lo ha podido hacer a plenitud es por tantos obstáculos que se le han puesto en el camino.

Elio Delgado Legon has 237 posts and counting. See all posts by Elio Delgado Legon

7 thoughts on “El altruismo de la Revolución Cubana

  • La revolución es muyyyyy generosa, solía decir un amigo a quien enviaron a la UMAP

  • Si algo hace tan loable el verdadero altruismo es que es espóntaneo; y, por lo tanto voluntario. ¿A cuántos cubanos cuyas casas se estaban cayendo se les preguntó si estaban de acuerdo en donar los materiales de construcción que les hubieran hecho falta, a no sé quién del país que fuera?

    En Cuba el gobierno dilapidó el parrimonio de los cubanos sin pedirle permiso, y sin rendir cuentas a nadie. ha hecho el papel de candil de la calle, mientras la casa se les caía encima a los del pueblo, nunca a los de la camarilla.

    ¿Eso es altruismo?

    Eso es no querer a tu pueblo, eso es politiquería barata y descaro para conseguir cómplices. Nadie en su sano juicio le quita la medicina a su hijo enfermo para regalársela al vecino.

  • y ahi mismo se jodio el “altruismo” desde enero de 1959

  • Elio sigues repitiendo como papagayo lo mismo de siempre, solo te digo a otro con ese cuento.

  • Elios,se te olvidó mencionar el altruismo,en la alimentación!!!!

  • El “altruismo” del personal médico cubano siempre ha estado muy bien cuantificado por los Castro: o como moneda de cambio política (por ejemplo para comprar votos en organismos como la ONU, la UNESCO, etc) o como moneda contante de la buena y de la dura.

    Ya nadie se cree esa historia del “altruismo”.

    Por otro lado, los médicos y el personal sanitario (porque también ellos necesitan sobrevivir)van a esas misiones para ganar dinero y/o derecho a tener objetos bien materiales como un coche o una laptop.

    Para concluir ¿qué coste ha tenido tanto “altruismo” para el pueblo cubano? ¿que beneficios ha obtenido de ello?

    Basta dar una mirada al depauperado sistema de salud pública en Cuba para responder a ambas preguntas.

    Usted tiene el derecho a pensar y decir lo que quiera pero tiene el deber de decirlo con seriedad, responsabilidad y ateniéndose a la verdad.

  • Todo eso está muy bien,
    Pero ahora pregunto, donde están los médicos que supuestamente en un Policlinico deben saber como salvar la vida a una persona que se esta ahogando (saben hacer una tracotomia?) que entrenamiento/preparación recibe el personal enfermería que está en Cuba cubriendo la retaguardia?
    Hay que pasar por los hospitales Miguel Enrique, Nacional, Calixto García, Fajardo, por solo mencionar algunos y valorar tanto las condiciones sanitarias de esos establecimientos como el nivel de preparación para casos especiales/ que dicho sea de paso, ahora están saliendo muchos producto de la pésima alimentación que sufre el pueblo por culpa del embargo y creo yo, por la pésima gestión del gobierno cubano que no ha sabido emprender y distribuir sus pocos recursos con sentido común. Porque dar de lo poco que tenemos para dejar a mucha gente morirse de cáncer o una enfermedad curable para mandarlos a otro país , que dicho sea de paso es riquísimo en recursos, no me parece que es una decisión justa. Hay muchas formas de ayudar a conseguir recursos de otros países más ricos, y nosotros apoyar sólo con los recursos humanos, que de esos tenemos de sobra – aunque ya tengo mis dudas-. Por el déficit de personal
    Calificado en los hospitales que mencioné anteriormente.
    Ay! es que también esta otro factor importante. El personal profesional de la salud, también tiene familiares que se enferman, y sufre las mismas necesidades de medicamentos y a pesar de que les subieron el salario, no alcanza porque todo esta cada día más caro.

    Es mi opinión. Se puede ser altruista, pero no a costa del pueblo, me parece que puede ser irresponsable en ocasiones por las consecuencias que puede traer.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *