Cuba a casa, Holanda hace historia y avanza a semifinales

por Ray Otero*

Kalian Sams resultó el héroe final del choque por Holanda, al impulsar la carrera decisiva en el final del noveno episodio para dejar tendida a la Maquinaria Roja de Cuba en el terreno. (Foto: Chung Sung-Jun)
Kalian Sams resultó el héroe final del choque por Holanda, al impulsar la carrera decisiva en el final del noveno episodio para dejar tendida a la Maquinaria Roja de Cuba en el terreno. (Foto: Chung Sung-Jun)

HAVANA TIMES – Cuba jugó su peor partido defensivo en la historia de los Clásicos Mundiales y Holanda hizo historia pasando por encima del elenco antillano con marcador de 7-6, en un final que vuelve a dejar a Cuba con la ganas de avanzar por segunda vez a una de las semifinales del torneo mundialista.

La incursión de Cuba en el III Clásico Mundial de Béisbol se vio plagada de todo, sin embargo, el peor verdugo de los nacionales esta vez no fue ni siquiera Japón, resultó ser un elenco de Holanda que le ha tomado la medida al cubano y que esta vez aprovechó todo lo regalado por los nacionales para imponerse dejando al campo en el noveno episodio a la escuadra dirigida por Víctor Mesa.

La ilusión terminó de golpe y porrazo, Cuba tenía para mucho más en este torneo pero hasta la segunda ronda solamente llegó, repite su viaje del Clásico Mundial 2009 aunque su posición con respecto al torneo anterior pudiera mejorar un escalón.

Los antillanos mostraron un juego lúcido en el transcurso del torneo, pero esta vez no fue su pitcheo ni tampoco su bateo el que los dejó fuera del máximo evento mundial, fue el mismo elenco que cuando más necesitó jugar no lo hizo de conjunto y esto ante Holanda, quedó evidenciado este lunes.

Cuba tuvo el privilegio de vencer a Japón en su propio patio jugando quizás el mejor partido de todo el torneo, cuando su juego se impuso y desarticuló el seguro andar de los Samurais en el torneo. Pero si en el 2009 fue Japón quien se ensañó con el elenco nacional y le aplicó par de costosas derrotas, esta vez un subestimado Holanda fue el encargado de dejar a Cuba con ganas de continuar su aventura camino a San Francisco.

Y la derrota, pese a que Cuba la vendió cara, deja un mal sabor en boca de toda la afición cubana, que de seguro continuará su continua crítica de todo lo que ronda al elenco nacional y su manager y que espera por una fórmula milagrosa que sigue sin aparecer en la búsqueda de títulos del conjunto nacional de la isla.
Pero vayamos al juego.

Las designaciones para lanzar por ambos managers parecían pronosticar un duelo de lanzadores, sin embargo, pese a que los abridores Vladimir García por Cuba y Orlando Yntema por Holanda no lo hicieron mal, ambos terminarían explotando temprano víctimas de las ofensivas de ambos elencos.

El joven Yasmani Tomás lo dio todo por su equipo y resultó una de las revelaciones de Cuba en este III Clásico Mundial de Béisbol. (Foto: Chung Sung-Jun)
El joven Yasmani Tomás lo dio todo por su equipo y resultó una de las revelaciones de Cuba en este III Clásico Mundial de Béisbol. (Foto: Chung Sung-Jun)

En el tercer episodio sería Holanda la primera en anotar. Randolph Oduber abriría disparando doble al izquierdo y Simmons le seguiría con sencillo por dentro del cuadro, a lo que el segunda base Schoop ejecutó de manera perfecta el sacrificio moviendo los corredores a segunda y tercera, para que las bases se llenaran con el pelotazo de Vladimir a Statia. Andruw Jones empujaría la primera de Holanda con sacrificio al izquierdo y la segunda sería empujada por sencillo de Curt Smith a la misma banda, en batazo que cogió movido a Yulieski Gourriel quien fue a cubrir la tercera almohadilla en un intento de robo de Simmons.

La jugada sería solo el inicio de lo que acontecería en la esquina caliente del Cuba.

Pero Cuba no demoró nada en ripostar y en la parte alta de la cuarta el mismo Yulieski se encargó de sonar doble al centro abriendo el inning para anotar empujado por el cañonazo de Pepe Fernández al derecho. Cepeda pondría la entrada a punto de mate con su batazo para doble play, pero Abreu largaría cuadrangular por el mismo centro del terreno para el 2-2 en el marcador. Acto seguido Yntema golpearía a Despaigne y ante la presencia de Yasmani Tomás en la caja de bateo, el mentor Meulens apelaría a su primer relevista, el derecho Shairon Martis, quien terminó ponchando al joven jardinero cubano.

Pero Holanda volvería al ataque en la parte baja de esa entrada para tomar el mando 4-2. Vladimir García caminaría a Sams y este se movería a segunda por rolata de Ricardo a tercera base, Oduber probaría ser difícil para los antillanos al quedar en vida por “fielder choice” del torpedero Arruebarruena al tercera base Gourriel, quien trataba de poner out de manera infructuosa al rápido Sams que corría desde segunda. Oduber robó segunda y Simmons empujaría la del 3-2 con elevado de sacrificio al izquierdo. La cuarta entraría de manera inusual y fatídica para los antillanos.

Esta vez Oduber buscaría el robo de tercera y Yulieski Gourriel confundido por completo con la experiencia del tercer inning ante el batazo de Smith, no entraría a cubrir la almohadilla ante el tiro de Morejón y cometería error recibiendo la pelota atrás en tercera base, lo que permitió también la entrada de Oduber.

El batazo de Andrelton Simmons probó ser la bujía que Holanda necesitaba para remontar y vencer a Cuba en el crucial choque por el último boleto a semifinales dentro del Grupo 1. (Foto: Chung Sung-Jun)
El batazo de Andrelton Simmons probó ser la bujía que Holanda necesitaba para remontar y vencer a Cuba en el crucial choque por el último boleto a semifinales dentro del Grupo 1. (Foto: Chung Sung-Jun)

No obstante Cuba ripostaría rápidamente empatando a la altura del quinto episodio. Tres cambios realizó el mentor Víctor Mesa iniciando el inning, Luis F. Rivera llegó de emergente por Morejón y disparó sencillo al derecho, Yosvany Peraza reemplazó al torpedero Arruebarruena y se tomó ponche, mientras Alexei Bell lo hizo por Heredia y conectó imparable al centro. Con hombres en primera y segunda, Yulieski Gourriel se encargó de empujar a ambos disparando doble al centro del terreno, sin embargo, primero Fernández y después Abreu – con Cepeda por boleto y Gourriel en bases – fallarían para Cuba desperdiciar una buena oportunidad.

A partir de ese momento Cuba con el relevista zurdo Norberto González y Holanda con el derecho Shairon Martis mantendrían el juego igualado a 4 carreras hasta la parte alta de la octava cuando los antillanos tomaron la delantera por vez primera en el juego.

Ya en el séptimo Cuba había amagado sin anotar. Raúl González – quien había entrado por Arruebarruena al campo – sonó doblete por la línea del jardín ziquierdo y Bell recibió boleto. Mesa optó por mandar al toque a Gourriel – en una pésima jugada ofensiva siendo Cuba visitador – y el toque probó ser el clásico “mata rally” del elenco al fallar Gourriel el sacrificio. Del resto se encargaría Martis dominando a Fernández en batazo de doble play que sería el segundo de Holanda en el choque ante Cuba y el séptimo que el elenco fabricaba ante los antillanos en dos juegos.

En el octavo Cepeda abrió la entrada recibiendo boleto, Abreu conectó sencillo al izquierdo y Cepeda se correría a tercera con el elevado de Despaigne al jardín derecho. El mentor holandés Meulens no esperó más y trajo al relevista Leon Boyd para lanzar ante el joven Yasmani Tomás y el muchacho de la capital, después de caer en conteo comprometido de 2 strikes y una bola, disparó línea de indiscutible al derecho que terminó empujando a Cepeda con la ventaja de Cuba 5-4. La última de los antillanos y la que parecía sacaría a Holanda del juego llegó por línea de sacrificio de Eriel Sánchez al izquierdo para el 6-4 anotado en las piernas de Tomás.

El octavo episodio parecía de rutina para el relevista cubano, cuando después del boleto a Sams Norberto logró ponchar de manera consecutiva a Ricardo y Oduber para poner la entrada a punto de mate, pero llegaría Simmons a la caja de bateo y el prospecto del elenco Atlanta Braves de la Liga Nacional del béisbol norteamericano, terminó enderezando una curva de González que se fue por encima de las cercas del jardín izquierdo para un sensacional empate holandés a 6 en el choque.

Cuba amenazó sin concretar en la parte alta de la novena cuando Yulieski sonó su tercer indiscutible del juego y se corrió a tercera con el sencillo de Fernández, pero tanto Cepeda – por ponche – como Abreu – elevado al centro – no pudieron con el cerrador Loek Van Mil quien había abierto la entrada por Holanda.

La parte baja de la novena fue toda catástrofe para los antillanos. Tras un out de Norberto González y ya el derecho Yander Guevara en el box, el tercera base de Cuba Yulieski Gourriel cometió error sobre un batazo inofensivo de Andruw Jones por esa base que probaría ser fatal para Cuba en el juego. Curt Smith le siguió con indiscutible al izquierdo y el mentor Mesa decidió traer al joven Raciel Iglesias, quien concedió indiscutible de Xander Bogaerts al derecho para llenar las bases y de paso ser sustituido.

El cerrador Diosdany Castillo hizo su presencia en el montículo de Cuba y ante él, Kalian Sams se encargaría de mandar la decisiva para el plato con elevado de sacrifico al jardín central.

Así Cuba quedaba al campo por vez primera en ediciones de Clásico Mundial.

Con la derrota, los cubanos vieron terminado su sueño de ubicarse entre los cuatro mejores elencos del mundo y ahora marcharán a casa con la posibilidad de obtener el quinto lugar del torneo, mejorando en un puesto su lugar del 2009 pero no superando el accionar del 2006 cuando el elenco llegó a la final del torneo.

Holanda, por su parte, se enfrentará a Japón este martes a las 6:00 am en partido de puro trámite y entonces hará sus maletas para un viaje a San Francisco en donde jugarán una de las semifinales del III Clásico Mundial ante uno de los equipos del Grupo 2 de América a partir de los venideros 17 ó 18 de marzo.
—–
(*) Leer los reportajes de Ray Otero en Baseballdecuba.com.

One thought on “Cuba a casa, Holanda hace historia y avanza a semifinales

  • Pocas veces se hace tan evidente el divorcio de algunos medios de información y especialmente periodistas con la perseccion que tiene la mayoría de la población sobre un mismo asunto, y a pruebas mediante encuesta en medios digitales pueden someterse opiniones como las de “OSCAR SÁNCHEZ SERRA” que no se si a titulo personal o por encargo y dictado del poder que mueve los hilos para que de una manera ridículamente abierta se pretenda magnificar, casi glorificar el mal trabajo y peores resultados que el improvisado Director del equipo Cuba tuvo en el corto bregar de nuestro equipo en el clásico Mundial de Beisbol.
    Miles entre publicadas y censuradas fueron las opiniones, y la mayoría cuestiono la capacidad de Víctor Mesa para la tarea encomendada, tratar de ocultar y proteger a quien más que dirigir parecía estar promoviendo su persona ante la elite de este deporte en el mundo.
    Solo una virtud tiene ese fatídico personaje, que es hablar para manipular y favorecer sus intereses, no debía ser dirigente deportivo, mas se destacaría de dirigente politiquero y entonces no seria en Cuba por los nuestros son serios y responsables, producto de la cultura de los militantes y revolucionarios.
    Hace tiempo, además de resultados, el pueblo espera una satisfacción de los dirigentes del beisbol, o no de ellos sino de sus superiores, para que se produzcan cambios a profundidad, masivos, por mentir y por superficiales en la toma de decisiones y las consecuencias y disgustos producidos en toda la afición, y en deportistas de las distintas provincias.
    Entonces que tenemos, que alguien que supongo al igual que ocurre cada día con sus noticias que llegan cuando ya son muy viejas, se quedo dormido y ahora tiene el coraje de escribir que nunca vio brillar mas a Víctor que en esas cuatro horas, bueno el pueblo nunca lo vio brillar desde que dejo de jugar beisbol, años e incomprensibles intereses separan a este periodista de sus lectores.
    Es precisamente en esta profesión donde mas lejos estamos del cambio de mentalidad que reclama nuestros dirigentes del Gobierno y PCC, mucho mas es lo que el pueblo espera de ellos, no solo noticias, sino análisis objetivos y reales, apegados a la verdad y escritos con el derecho que cada hombre tiene a pensar y hablar sin hipocresías, como dijera nuestro héroe nacional José Martí.
    Ahora cual es la expectativa de la población, que todos los responsables de las arbitrariedades, malas decisiones y dirección que llevaron al equipo a ser eliminados sin alcanzar los resultados prometidos para los cuales se destinaron cuantiosos recursos, sean separados de sus cargos, que no vengas pidiendo para enmascarar sus deficiencias la profesionalización del deporte en Cuba socialista, ofende con esa opinión la grandeza de los miles de deportistas que de gloria han llenado a nuestra patria.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *