La indefensión del Doctor Félix Báez Sarría

Se trata de soldados que marchan a un nuevo frente de batalla

Vicente Morín Aguado

El doctor Félix Báez SarríaFoto: cubadebate.cu
El doctor Félix Báez SarríaFoto: cubadebate.cu

HAVANA TIMES – El médico cubano lucha contra la muerte, en tanto los opositores al gobierno divulgan testimonios de sus declaraciones en el juicio seguido al fallecido economista y ex diplomático disidente, Oscar Espinosa Chepe. Desde Miami un antiguo colega le deseó pronta recuperación a pesar de las diferencias ideológicas, justificando su actuar al decir que, De no haber hecho lo que hizo, podía hasta perder el título.

No sólo podía perder el médico su título, peor aún, la posibilidad de un viaje al exterior, donde al fin ganaría el salario medio propio de un profesional altamente calificado en cualquier parte del mundo.

Báez Sarría trabajaba en el hospital militar Carlos J. Finlay de La Habana, donde debió atender al entonces preso de conciencia Espinosa Chepe, quien finalmente recibió licencia extra penal y falleció en Madrid, a consecuencia de un complejo cuadro clínico desarrollado durante sus años de injusta prisión.

Diariamente nos informan desde Ginebra la evolución del primer cubano contagiado “oficialmente” con el Ébola. Es importante la palabra porque en Cuba, de acuerdo a las prácticas del periodismo bajo control del binomio Partido-Estado, las noticias importantes existen cuando está previamente firmadas.

Días atrás falleció en la misma región africana otro miembro de la brigada Henry Reeve, considerado un caso de paludismo de acuerdo a la “nota oficial” del Ministerio de Salud Pública (MINSAP). Muchas dudas quedaron entre los lectores nacionales en torno a tal muerte repentina, causada por una enfermedad tradicional, cuyo tratamiento es largamente conocido, contándose además con medicamentos eficaces contra la misma.

Una vez más aflora la falta de transparencia y el injustificado secretismo cuando se trata de las misiones internacionales de nuestros profesionales de la salud. Hasta hoy permanecen en secreto los datos esenciales del contrato laboral que debe respaldar a cada cooperante al salir del país, sobre todo en tareas de alto riesgo como el combate contra el Ébola, sin aplicarse el derecho a la negociación colectiva, prerrogativa reconocida por la Organización Internacional del Trabajo (OIT), adscrita a las Naciones Unidas, organismo del cual Cuba forma parte.

Semanas atrás la agencia Martí Noticias publicó opiniones de varios médicos santiagueros, quiénes señalaron la total indefensión de los especialistas de la salud cuando enfrentan la propuesta de viajar al exterior: “Entre los médicos se comenta, y también en la calle, que si contraen la enfermedad todo queda allá en África. Si llegan a morir los incineran. Son muy pocas las personas que están dispuestas a defender sus derechos, y en el caso de los médicos ellos ven en las colaboraciones una salida a las penurias actuales.”

Tal fue la opinión del Especialista en Medicina Interna, Dr. Arnoldo de la Cruz, en tanto otro galeno, Dr. Daniel Guevara abordó la explotación salarial: “Según lo que comentan los demás clínicos de mi hospital aquí en San Luis, se les va a pagar $5.000 por cada tres meses en África. “

Dada la total ausencia de la necesaria “nota oficial”, estamos ante especulaciones, es difícil que un médico toque el tema, sea sincero, porque teme a la posibilidad de tronchar su futuro, cuya mejor opción será montarse en el próximo avión sin escoger hacia dónde va, menos aún decidir sobre su salario y ni pensarlo, fijar reclamación alguna ante los peligros que necesariamente enfrentará.

La voz popular habla de hasta 10 mil dólares mensuales para cada profesional, pagados bajo los auspicios de la Organización Mundial de la Salud (OMS), de los cuáles serán 3 mil los recibidos por cada cubano en África. De cualquier forma no es esencial la cifra, prima la total indefensión del llamado cooperante internacionalista, quien dirá si o no a la proposición, signada por el método de ordeno y mando. Derechos laborales= Cero. Negociación colectiva=Cero. Reivindicaciones=Cero. O lo tomas o lo dejas. Inclusive, de negarte, queda el precedente que será un perenne obstáculo cuando aparezca otra oportunidad de viaje.

Ciertamente el Dr. Báez Sarría testificó contra el entonces gravemente enfermo Oscar Espinosa Chepe, preso de conciencia, destacado economista cubano, ex diplomático, opositor al gobierno.

También sabemos que se trata de un médico militar, seguramente con elevada calificación, quien arriesgó su vida en Sierra Leona, salvando vidas ajenas en un peligroso combate contra una enfermedad altamente contagiosa.

La vida es compleja, no existen blancos y negros, abundan tantos matices como los consecuentes del mestizaje que hoy caracteriza a esa única raza llamada Homo Sapiens.

Desde La Habana le deseo pronta recuperación al Dr. Félix Báez Sarría, pero le deseo mucho más, ojalá puedan él, sus colegas y nosotros todos, salir de la prolongada indefensión que hasta ahora nos aqueja, un virus tan dañino como el Ébola.
—–
Vicente Morín Aguado [email protected]


19 thoughts on “La indefensión del Doctor Félix Báez Sarría

  • el 20 diciembre, 2014 a las 11:08 am
    Permalink

    el comentario numero 6 estara inadecuado, pero les aclaro que aqui en Miami no son mejores cuando se
    trata de algun tema que piensen que favorece a Cuba, aunque el Nuevo herald ha cambiado mucho des-
    de que estoy en este pais o sea cierta imparcialidad en sus juicios sobre Cuba, en la actualidad los co–
    mentarios sobre la isla son generalmente, por no decir siempre, desfavorables y los comentarios de los
    periodistas de la pagina de opiniones sigue la regla. el diario de las Americas, que cuando era el dueno
    el senor Aguirre mantenia un equilibrio, opinaban las dos tendencias, de derecha o izquierda, nunca —
    mientras fue director encontre articulo ofensivo , lo que no sucede hoy, donde opiniones como el mu-
    chacho numero 6, son las habituales entre los que responden , llenos de groserias e insultos.

  • el 2 diciembre, 2014 a las 6:28 pm
    Permalink

    Supongo que un comunista de principio,que alguno conozco,aleer el comentario # 6,pensara que si esos son sus defensores,se queda con sus enemigos.Esas groserías hacen mas daño que beneficio al sistema que pretende defender.

  • el 2 diciembre, 2014 a las 1:07 pm
    Permalink

    Supongo que el fidelista decente,que si los hay,al leer el comentario # 6,debe preferir el de sus enemigos, al menos no son groseros

  • el 2 diciembre, 2014 a las 9:43 am
    Permalink

    No se, la falta de etica medica y humana es rampante en ese show que monto Perez Roque ( a quien el karma le paso la amarga cuenta, cosa de la que me alegro) pero no es evidencia de la maldad del medico. Solamente constesta lo que el canciller quiere en esa farsa, que da asco. Se presta nerviosamente al show.

    Yo espero se recupere completamente. Fue a combatir el Ebola (por conviccion o por miseria, cualquiera que sea su particular razon) y le deseo completa recuperacion.

  • el 2 diciembre, 2014 a las 5:10 am
    Permalink

    Estimado Isidro:
    Por una vez estoy completamente de acuerdo con usted. Ojalá Havana Times siga siendo territorio libre de grosería y groseros, tengan las ideas que tengan y vengan de donde vengan.

  • el 2 diciembre, 2014 a las 1:59 am
    Permalink

    Lamentable el exabrupto de Javier. No aporta nada y evidencia una carencia total de tino para el debate.

    Si vuelvo una y otra vez a HT es, entre otros motivos, porque este foro ha conseguido diferenciarse en buena medida de otros sobre temas cubanos, que suelen ser escenario del típico ciberchancleteo y la censura, ya sea en una dirección o la otra. Acá estamos rebasando con altas y bajas el clásico binarismo ideo-político que suele marcar a la comunidad cubana en casi todos los sitios donde se ubican sus nacionales.

    Entiendo que el tema que aborda este post es en exceso delicado, como para estar opinando festinadamente sobre el mismo, a menos que se cuenten con argumentos sólidos y comprobados, ya sea para apoyarlo o rebatirlo.

    De lo contrario, es mejor callar.

  • el 1 diciembre, 2014 a las 6:04 pm
    Permalink

    Buena esa Jorgealejandro1 !!!!

  • el 1 diciembre, 2014 a las 3:41 pm
    Permalink

    Javier:
    Aquí el problema no es decir que fulano habla mierda: Es demostrarlo con argumentos sólidos. Te falta muchísimo llegar a ese nivel; además, desafortunadamente para ti, nuestra condición de cubanos no depende, ni de tus perretas, ni de tu adulación a la tiranía: Nosotros somos dueños de Cuba desde que nacimos. Así que mi consejo es que te tomes un meprobamato, no vaya a ser que, por la alteración, el plato de moringa de hoy te haga daño.

  • el 1 diciembre, 2014 a las 10:42 am
    Permalink

    Es un comentario propio de quién piensa con las glándulas en lugar de con la cabeza.

  • el 1 diciembre, 2014 a las 9:45 am
    Permalink

    no pierdas la calma,javier.esbirro como el dr. son muchos en cuba,no es ninguna ofensa llamarlo asi.En cuanto hablar boberias,si quieres oir esa categoria de literatura,puedes adquirir los discursos del comandante y despues sus reflexiones.

  • el 1 diciembre, 2014 a las 9:42 am
    Permalink

    muy buena su medida,estos comunistas,cuando se les acaban las cincuenta frases que conforman su discurso de siempre,sacan su verdadera fuerza: la agresion,el insulto,pero aqui,en este foro no se pueden imponer,ja,ja.Y ademas,le da una leccion,pues los blogs “revolucionarios: cubadebate,la pupila de Iroel,etc,etc esos si no publican nada mas que comentarios de “revolucionarios”.Que no se ponga bravo,porque al medico,le digan esbirro,pues eso es lo que es >Los felicito!!!

  • el 1 diciembre, 2014 a las 8:37 am
    Permalink

    Como bien dice, normalmente, este tipo de comentario irrespetuoso no es publicable… pero, por sus cojones pesados, hicimos la excepción.

  • el 1 diciembre, 2014 a las 7:35 am
    Permalink

    Uds no hablan mas mierda porque no pueden, uds no son mas que unos gusanos arrastrados, se que no me van a publicar el comentario, pero sepan que a cuba no la tendran jamas, es de los cubanos que tienen coj…VIVA CUBA….ah y por si tienen esperanzas con los jovenes, tengo 26 años.

  • el 29 noviembre, 2014 a las 11:50 pm
    Permalink

    100% de acuerdo con usted

  • el 29 noviembre, 2014 a las 2:52 pm
    Permalink

    Conviene determinar los hechos justamente para que el Dr. Báez se pueda defender. Según la viuda de disidente Oscar Espinosa, el Dr. Báez,

    1- violó el juramento hipocrático al no guardar confidencialidad sobre la enfermedad de Espinosa.

    2- Contradijo el diagnóstico de un colega suyo, al afirmar que Espinosa no sufría un cáncer.

    3- Como consecuencia de ello, Espinosa no recibió un tratamiento adecuado y terminó muriendo exiliado en España del cáncer que negó Báez.

    Estas acusaciones hay que contrastarlas con este video:

    http://www.martinoticias.com/media/video/80499.html

    En el video se ve una conferencia de prensa del 25 de marzo del 2004, donde aparece Pérez Roque anunciando solemnemente que era mentira que Espinosa estuviese enfermo y usando como prueba las declaraciones de Báez.

    Si las acusaciones son ciertas, el Dr. Báez habría sido cómplice de un asesinato político al denegarle asistencia médica a un preso político. En ese caso tendríamos que darle el honor que merece al doctor que trató inicialmente a Espinosa y que se negó a colaborar con el régimen.

  • el 29 noviembre, 2014 a las 6:11 am
    Permalink

    ” Uno tiene también la opción personal de no ser cómplice de las injusticias y los atropellos. ”

    Lapidaria frase. Cuando una persona por: mantener un cargo o posición, una posibilidad de viaje o cualquier tipo de prebenda, se hace partícipe de una evidente injusticia, ya (en mi opinión) va perdiendo en cuanto a valores y principios éticos se refiere. MI admiración para aquellos que, aún en medio de presiones, saben mantener un sentido de justicia y se mantienen dignos. Saludos.

  • el 28 noviembre, 2014 a las 4:07 pm
    Permalink

    Rotundamente canallesca la postura de este Dr., fue azarosa la desicion de ponerse de parte de la gestapo cubana cuando la vida del pobre Chepe estaba por medio, como médico primero, y como ser humano deja mucho que desear.

    No obstante me sumo a los deseos de su pronta recuperación, pero para que se cumpla la ley del karma.

  • el 28 noviembre, 2014 a las 11:27 am
    Permalink

    Amén.

    ” Uno tiene también la opción personal de no ser cómplice de las injusticias y los atropellos. ”

    Que les sirva el sayo a los que alzaron las voces escandalizadas contra Ángel Santiesteban; y hoy callan cobardemente ante el apuñalamiento de una Dama de Blanco.

  • el 28 noviembre, 2014 a las 10:18 am
    Permalink

    Excelente tu artículo aunque tenemos fuentes diferentes y diferentes apreciaciones.
    Las declaraciones del médico ahora enfermo, fueron en una rueda de prensa con periodistas nacionales y extranjeros que presentó el entonces canciller Pérez Roque y fueron realmente mentirosas y por eso nauseabundas porque respaldaron los atropellos y la falta de atención médica adecuada, contra el disidente economista Oscar Espinosa Chepe. Yo eso no lo perdono al médico hoy enfermo.Mentir a conciencia y respaldar la injusticia no tiene perdón.
    Pero igualmente me uno a la propuesta de la esposa de Chepe, Miriam Leyva, de mis mejores deseos de pronta recuperación al médico hoy enfermo.
    La ética no está en contra de la humanidad.
    De la misma manera en que deseamos la pronta recuperación del doctor Báez, no olvidamos su participación definitoria como médico, contra Espinosa Chepe. Uno tiene también la opción personal de no ser cómplice de las injusticias y los atropellos. Y eso es una responsabilidad personal.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *