Médica desertora cubana refugiada en Brasil pidió visa para EEUU

Ramona Matos Rodríguez. Foto: g1.globo.com

HAVANA TIMES (dpa) — La médica cubana que fue enviada a Brasil para participar del programa gubernamental “Más Médicos” pero abandonó el trabajo para refugiarse en el Congreso Nacional y pedir asilo, inició paralelamente los trámites para obtener la visa para entrar a Estados Unidos.

“Fui a la embajada de Estados Unidos y presenté mis papeles”, dijo Ramona Matos Rodríguez en declaraciones que divulga hoy el diario “Folha de Sao Paulo”.

Según el rotativo, la sede diplomática estadounidense en Brasilia pidió tiempo para responder a la solicitud. Desde 2006, añade el diario, Estados Unidos ofrece una visa específica para médicos, que se le oferta a cubanos que estén trabajando o estudiando en el marco de misiones del gobierno en el exterior y que no tengan nada que los haga “inelegibles” para la admisión.

La médica, de 51 años, abandonó anoche el despacho del opositor partido Demócratas (DEM) en el Congreso, donde estaba desde el martes, para pasar la noche en la casa del diputado de esa agrupación Abelardo Lupion.

Matos formaba parte del grupo de unos 7.400 médicos cubanos invitados a suministrar atención primaria de salud en lugares remotos de Brasil. El sábado, la médica abandonó el lugar de trabajo que le había sido asignado en Pacajá, en el amazónico estado de Pará, y viajó a Brasilia, donde el martes se presentó ante el líder del DEM en la Cámara Baja, Ronaldo Caiado, a quien solicitó refugio.

El partido conservador envió al Comité Nacional para los Refugiados (Conare) una solicitud de refugio en Brasil para la doctora, el cual, según “Folha”, puede tardar meses en ser analizado.

Mientras los trámites no se concluyan, dijo Caiado, la médica será acogida por los parlamentarios de su partido.

El martes, los diputados del DEM evaluaron la posibilidad de pedir asilo para la médica, pero después decidieron que era más seguro pedir refugio. A diferencia del asilo, que responde a decisiones políticas y depende del poder Ejecutivo, el refugio, previsto en la convención de Naciones Unidas para casos de persecución por distintos motivos, puede aplicarse de forma inmediata por responder a legislación internacional.

La médica relató que decidió pedir ayuda al diputado Caiado porque supo que la Policía Federal había comenzado a investigar su paradero después de que abandonase Pará, el sábado pasado, para viajar a Brasilia.

No obstante, el ministro de Justicia, Eduardo Cardozo, negó esa información y aseguró que la médica está de forma regular en Brasil y que “no está siendo buscada por la Policía Federal, no está siendo investigada y no hay ninguna medida (en su contra) en curso)”.

Matos afirmó que decidió abandonar el programa “Más Médicos” después de enterarse que el gobierno cubano recibía 10.000 reales (unos 4.166 dólares) mensuales por su trabajo, pero que ella, al igual que sus colegas cubanos, recibía en Brasil solamente 400 dólares por mes del gobierno de su país, que depositaba otros 600 dólares en una cuenta a la que sólo podría acceder después de regresar a la isla. El resto queda en manos del gobierno cubano.

El programa “Más Médicos” fue creado por la presidenta Dilma Rousseff para hacer frente a la escasez de médicos en ciudades pobres y aisladas del gigante sudamericano.

La llegada de profesionales de Cuba fue posible gracias a un acuerdo tripartito entre Brasilia, La Habana, y la Organización Panamericana de Salud (OPS).

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *