Gran participación en las elecciones locales de Cuba

Por Circles Robinson

Votando en las elecciones locales del 26 de noviembre de 2017. Foto: Ken Alexander

HAVANA TIMES – Si los resultados de las elecciones vecinales celebradas el domingo son un buen indicador, mostraron un apoyo considerable para el gobierno de Raúl Castro. Según el Consejo Electoral, el porcentaje de participación fue del 85.94% y de esos, el 91.79% emitió votos válidos.

Como se publicitó ampliamente durante el período previo, las razones principales para votar en las elecciones locales fueron seleccionar al candidato más adecuado para llevar a cabo las directivas y objetivos del Partido Comunista y especialmente mostrar apoyo a Cuba, Fidel y Raúl Castro y los otros líderes.

A Los candidatos potenciales que se oponían al sistema actual o al liderazgo, no se les permitió estar en la boleta.

Alina Balseiro Gutiérrez, presidenta de la Comisión Electoral Nacional, anunció en una conferencia de prensa el lunes por la tarde, que el número de votantes superó la votación del año 2015 y que el número de votos en blanco fue 4.12%, por debajo del anterior 4.54%.

Asimismo, señaló que las boletas anuladas sumaron un 4.07%, menos que el 4.92% en las últimas elecciones.

En los 1.100 distritos electorales (del total de 12.515) donde ningún candidato para ser delegado recibió el 50% de los votos, habrá una segunda vuelta.

Una mesa electoral en Centro Habana en las elecciones locales del 26/11/2017. Foto: Ken Alexander

10 thoughts on “Gran participación en las elecciones locales de Cuba

  • el 29 noviembre, 2017 a las 3:45 pm
    Permalink

    esta en un retiro espiritual en el area 51

  • el 28 noviembre, 2017 a las 3:12 pm
    Permalink

    Señor Circles, dónde está Erasmo?, la última vez que apareció por aquí estaba vestido a lo Kadhafi. Se habrá marchado a combatir al Estado Islámico, o regresó a comprarse la finquita en Cuba para sembrar vegetales orgánicos?

  • el 28 noviembre, 2017 a las 3:03 pm
    Permalink

    Votación? ajajajajaj, si todo el mundo sabe que la mayoría de la gente va y le pone la cruz a culaquiera; total, las aguas albañales seguiran corriendo, los baches creciendo, el vasito de leche sin aparecer. No jodan a Elio, que todavía está durmiendo para recuperarse (se metió la noche de guardia en la puerta de su colegio electoral para ser el primero en votar)

  • el 28 noviembre, 2017 a las 1:48 pm
    Permalink

    Qué más da… si las “elecciones” no tienen ninguna consecuencia: en Cuba se vota pero no se elige.

  • el 28 noviembre, 2017 a las 11:51 am
    Permalink

    Elio vistes como les pica.

  • el 28 noviembre, 2017 a las 10:48 am
    Permalink

    Lo unico positivo que ha salido de los Poderes Populares, que ni son poder ni tampoco Populares, es el simpatico tratamiento que del asunto hace Panfilo en su programa humoristico.

  • el 28 noviembre, 2017 a las 10:08 am
    Permalink

    que maravilla, la gente entusiasmadisima, estudiandose las hojas de vida de los condidatos, viendo sus cualidades, sus meritos, sus logros y todo eso mientras hacen la cola del pan o esperan la guagua bajo el ardiente sol… los cubanos acostandose tarde para tomar una decision bien pensada pero dormir lo suficiente como para ser los primeros en ejercer el voto… el jubilo y la alegria por sufragar tan importante voto se notaba en la cara de los cubanos que apenas almorzaron un cucurucho de mani o encontraron las farmacias completamente vacias…

    los hoteles vacios, las piscinas sin gente, nadie en bares, restaurantes o paseando, todos los turistas estupefactos con la votacion cubana…

    ja ja jaaaaaa

  • el 28 noviembre, 2017 a las 5:58 am
    Permalink

    En realidad fue la participación más baja desde 1976

  • el 28 noviembre, 2017 a las 4:10 am
    Permalink

    Bueno, pues felicidades al pueblo. Ya tienen lo que querian. El niño vestido de santo es todo un simbolo para la Cuba del siglo XXI

  • el 28 noviembre, 2017 a las 1:25 am
    Permalink

    Este es uno de los casos en que las cifras no dicen nada.El nivel de represión, intimidación y presión de los CDRs, la policía política, el partido zonal, la FMC, la UJC, la FEU,las fuerzas especiales de las FAR, desplegadas desde antes de noviembre explican la compulsión social a la cual ha estado sometida toda la población.La compulsión y la represión colindante son los dos mecanismos privilegiados del régimen, incompetentes para tolerar una diversidad civil.Por otra parte y más importante aún, el estado es la fuente de empleo y abastecimiento sustantivo del mercado negro.Todos los que dependen de él, mucho más que el 73% de la población empleada, prefieren votar por cualquiera y no buscarse problemas para sobrevivir materialmente.
    La ola de restricciones al empleo privado y cooperativista desde agosto, refuerza la des ciudadanización que siempre ha tenido el sector privado y cooperativo en Cuba desde los años 90s: hacer negocios no estatales pero aplaudir al régimen para evitar confiscaciones persecuciones y pérdida de las licencias. Con mayor o menor restricción el sector no estatal está obligado a la genuflexión ante el PCC y el gobierno que controla el otorgamiento de las licencias y todos los mecanismos ilegales de los cuales se valen las fuerzas represivas para someter a los productores cooperativistas y privados.
    Las dictaduras totalitarias siempre han tenido cifras de adhesión infladas y falsas porque el voto no es ni libre ni plural, sino coartado desde la ley hasta el acto del voto. No hay más que leer la ley electoral cubana y se entiende los múltiples cerrojos para que salga un candidato independiente, amén de los otros mecanismos ilegales que aplica el gobierno para sofocar la discrepancia.Las cifras son infladas, no me queda la menor duda.Igual que los porcientos de promoción de las escuelas en el campo en la década de los setentas.Por orientación de Fidel Castro la prensa publicó 150% de promoción en esas escuelas frente al desconcierto de incluso los más tontos. Eso es una dictadura totalitaria que necesita súbditos y no ciudadanos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *