Gobierno y FARC se reúnen tras un año de firmar acuerdo de paz

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, y el líder de la ex guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), Rodrigo Londoño. Foto de archivo: peru21.pe

HAVANA TIMES – El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, y el líder de la ex guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), Rodrigo Londoño, se reunieron el viernes en el primer aniversario de la firma del acuerdo de paz, reportó dpa.

Se trató de un acto protocolar en el Teatro Colón de Bogotá, el mismo escenario donde Santos y Londoño firmaron el acuerdo el 24 de noviembre de 2016, que puso punto final a 52 años de confrontación armada.

Allí, Santos admitió que en la implementación del acuerdo mediante la aprobación de leyes en el Congreso se han presentado “demoras, dificultades y errores”, pero dijo que en términos generales el balance es satisfactorio porque se han salvado muchas vidas.

Por otro lado, hoy se cumplió la reunión que Londoño solicitó la semana pasada al mandatario colombiano con el fin de analizar las preocupaciones de las FARC frente a la implementación de la justicia transicional.

Al final de la reunión, Santos aseguró que fue “muy productiva” y las dos partes acordaron hacer encuentros periódicos para evaluar la evolución de puntos como “seguridad, reincorporación, materia jurídica, entre otros”.

La cita, que se cumplió en el centro de Bogotá en las instalaciones del Ministerio del Interior, también tocó los temas de la justicia transicional y el mecanismo de refrendación rápida de los acuerdos de paz, denominado “Fast Track”.

El mandatario aseguró que las FARC están de acuerdo con los resultados de un informe realizado por el Instituto Kroc de Estudios Internacionales de Paz de la Universidad de Notre Dame, con sede en los Estados Unidos, que indica que el proceso colombiano es “el más complejo y más completo”.

En días pasados, Londoño dirigió una carta a Santos pidiendo un espacio para dialogar sobre las inconformidades de las FARC frente a los ajustes que han hecho a la justicia transicional la Corte Constitucional y el Congreso.

Santos aprovechó la fecha para insistirle al Congreso que apruebe pronto la reglamentación del sistema de justicia transicional, que juzgará a quienes cometieron delitos en el conflicto armado con las FARC.

“Construir la paz es mucho más que poner punto final a los ataques, los atentados, los enfrentamientos. Y es mucho más difícil. No es algo que se hace de la noche a la mañana. Toma tiempo y necesita que los colombianos nos unamos para lograrlo”, afirmó Santos.

Por su parte, Londoño concedió esta mañana una entrevista a la emisora local Caracol Radio, en donde  se refirió a su candidatura a la presidencia del 2018. “No trabajo con cuántos votos vamos a sacar, porque vamos a ganar”, dijo.

La conmemoración de la fecha se extendió hasta el municipio de La Montañita, ubicado al sur de Colombia en una zona que fue de influencia de las FARC, en donde Santos afirmó que pese a las críticas “la paz sí está funcionando”.

El mandatario señaló que el Gobierno ha recibido críticas de las FARC y de la oposición de derecha por dichas dificultades, pues esos sectores prefieren ver la parte negativa sobre la positiva.

La fecha fue también aprovechada por la oposición, encabezada del senador y ex presidente Álvaro Uribe, quien señaló en una rueda de prensa que temas como la minería ilegal, el narcotráfico y la economía se han agravado en los últimos 12 meses a raíz del acuerdo de paz.

Los miembros de las FARC que deben reintegrarse son 7.000, pero Santos señaló que en esta materia el país cuanta con experiencia, dado que desde los años 90 son más de 50.000 los antiguos miembros de grupos guerrilleros y paramilitares que han renunciado a las armas y el Estado los ha acompañado en su retorno a la vida civil.

“Es por esto que los estamos capacitando, 3.280 están estudiando primaria o bachillerato, 700 se están formando como técnicos agropecuarios para desarrollar proyectos agrícolas, 1.647 están en cursos del SENA (un instituto estatal), 426 se están entrenando para hacer desminado, 1.200 serán vinculados a la Unidad Nacional de Protección. Y estamos trabajando, con el apoyo de empresas privadas, en el desarrollo de proyectos productivos”, detalló.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *