Fidel almuerza con Cristina; llegan Maduro, Ban Ki-moon a Cuba para Cumbre

En horas más temprano del domingo llegaron Dilma Rousseff y Evo Morales

Por Guillermo Nova

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro arribo en la noche del domingo a La Habana para la Cumbre de la CELAC.
El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro arribo en la noche del domingo a La Habana para la Cumbre de la CELAC. Foto: Ricardo López Hevia/granma

HAVANA TIMES (dpa) — Cristina Kirchner, Dilma Rousseff, Nicolás Maduro, Ban Ki-moon: Cuba recibió en las últimas horas a los primeros presidentes y altos dignatarios que participarán en la cumbre de la CELAC, que reunirá esta semana a representantes de 33 países de todo el continente americano.

La presidenta argentina, Cristina Fernández de Kirchner, fue la más activa en la capital cubana, a donde llegó ya el sábado. En su primer viaje al extranjero tras ser operada, Kirchner se reunió el domingo con el ex presidente Fidel Castro. “Me invitó a almorzar Fidel”, dijo la mandataria a la salida de su hotel.

El encuentro privado entre Kirchner y el veterano líder cubano centró la atención de la prensa en los días previos a la Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC) que se celebra el martes y miércoles.

Los medios cubanos no difundieron fotos actuales del encuentro, una reedición del celebrado en enero de 2013 durante la última visita de Kirchner a la isla. Tanto Castro como Fernández de Kirchner reaparecieron en público en las últimas semanas después de extendidas ausencias mediáticas.

La presidencia argentina difundió un video de las primeras horas de la mandataria en La Habana (http://dpaq.de/BJiNC), donde se la ve, por ejemplo, recibiendo a una niña en el emblemático Hotel Nacional de Cuba, donde se hospeda.

Después de almorzar con Castro, Kirchner se reunió con su homóloga de Brasil, Dilma Roussef, la segunda jefa de Estado en llegar a La Habana. El palacio de Planalto divulgó imágenes del encuentro.

Después arribaron los presidentes de Bolivia, Evo Morales, y de Haití, Michel Martelly, así como varios cancilleres. El mandatario venezolano, Nicolás Maduro, y el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, invitado especial a la cumbre, llegaron alrededor de la medianoche.

La Habana espera que la cumbre se convierta en un éxito diplomático que saque brillo a la imagen de Cuba en la nueva arquitectura regional.

Después de décadas de aislamiento en el continente, Cuba será la anfitriona de una cumbre que reunirá a todos los países del continente americano. Fuera quedan sólo Canadá y Estados Unidos, el gran antagonista ideológico de la isla.

A raíz del triunfo de la revolución de Fidel Castro en 1959, todos los países vecinos fueron rompiendo relaciones diplomáticas. Sólo México mantuvo los vínculos intactos.

A pesar del evento histórico que significa la cumbre, los habaneros se debaten entre el orgullo nacional y la indiferencia, más preocupados en su día a día.

La suspensión de Cuba en 1962 de la Organización de Estados Americanos (OEA), fue respondida por masivas movilizaciones populares, que respaldaron al gobierno liderado entonces por Fidel Castro.

En cambio, la actual presidencia de Raúl Castro se ha caracterizado por un perfil mediático más discreto, con escasas apariciones públicas y discursos breves sobre temas de la realidad nacional. Su hermano Fidel era más proclive a las concentraciones de masas en la emblemática Plaza de la Revolución habanera.

El epicentro de la segunda cumbre de la CELAC será el recinto ferial de Pabexpo, un lugar retirado al oeste de la capital. El lugar cuenta con una sala plenaria, varios salones de reuniones y espacios para la prensa. Está prevista la asistencia de 400 periodistas de medios internacionales.

Los presidentes apenas tendrán contacto con el país, algo reservado por la agenda oficial a las primeras damas, que realizarán una serie de recorridos por la zona colonial de la capital, una escuela para niños autistas y el edificio de arte cubano del Museo Nacional de Bellas Artes, entre otros lugares.

Los asistentes a la cumbre se encontrarán con una Cuba que vive cambios económicos. En las calles se ve una mayor presencia de la iniciativa privada, especialmente en el sector servicios. Los restaurantes privados, conocidos como “paladares”, aprovecharán la ocasión para hacer negocio con los visitantes.

En la última semana los medios cubanos han dedicado muchos espacios a destacar la magnitud del encuentro, incluso con conexiones en directo desde el centro de reuniones, algo poco frecuente en la televisión de la isla.

Para los habaneros el evento significará romper en muchos casos su rutina diaria. Por motivos de seguridad las autoridades anunciaron el corte de las principales calles que unen los hoteles de las delegaciones con el recinto donde se celebra la cumbre.

El evento estará rodeado de fuertes medidas de seguridad. La semana anterior las caravanas presidenciales ensayaron los recorridos entre la sede principal y el Palacio de la Revolución. Todos los vehículos serán conducidos durante la cumbre por oficiales del Ministerio del Interior.

Las autoridades cubanas apenas han necesitado renovar la infraestructura en la ciudad, dado que la mayoría de las arterias principales y sus edificios más emblemáticos fueron reparados en marzo de 2012 durante la visita del entonces papa Benedicto XVI.

One thought on “Fidel almuerza con Cristina; llegan Maduro, Ban Ki-moon a Cuba para Cumbre

  • el 27 enero, 2014 a las 11:47 am
    Permalink

    “Los medios cubanos no difundieron fotos actuales del encuentro, una reedición del celebrado en enero de 2013 durante la última visita de Kirchner a la isla” Esto se debe a que las fotos actuales deben pasar por fotoshop primero para tratar de arreglar la “imagen ” de FC…si esto es posible. Por otra parte, me imagino que en los momentos de lucidez FC le exija a la presidente Argentina que vuelva a re elegirse y cometa fraude electoral, algo asi como le aconsejo a Maduro y le ha ido bien, sobre todo a los Castro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *