Michael Healy: Los empresarios deberíamos dar el ejemplo

“Ya sabemos el daño que le ha traído la reelección a este país”, afirma candidato a la presidencia del Cosep

Por Iván Olivares  (Confidencial)

HAVANA TIMES – El presidente de la Unión de Productores Agropecuarios de Nicaragua (Upanic), Mike Healy, asegura que los empresarios deben dar el ejemplo al país, en cuanto al tema de la reelección, prometiendo que, si lo eligen presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), “cumpliré mis tres años sin presentarme a la reelección”.

El titular de Upanic es el segundo candidato en buscar la presidencia de ese cuerpo colegiado, después que el presidente de la Asociación Nicaragüense de Formuladores y Distribuidores de Agroquímicos (Anifoda), Mario Hanón, anunciara su interés por asumir el cargo que ha ocupado José Adán Aguerri a lo largo de trece años.

Eso fue posible porque, luego de cumplir su primer año al frente de la entidad, y reelegirse por un año más, Aguerri logró que sus pares del Cosep reformaran los estatutos en dos ocasiones: en 2008, para que la reelección fuera indefinida, y en 2017, para que los períodos fueran de tres años, y no solo de uno.

“Ya sabemos el daño que le ha traído la reelección a este país. Como empresarios, deberíamos dar el ejemplo”, dijo Healy, al ser entrevistado para el programa Esta Semana, que se transmite en línea, por causa de la censura impuesta por el gobierno de Daniel Ortega.

El productor recordó que, cuando se hizo el cambio de estatutos de Cosep en 2017, “Upanic fue la única cámara que no firmó ese cambio de uno a tres años, y lo mantenemos”, aunque recordó que, al final, se trata de una decisión que tendrán que tomar las 26 cámaras en conjunto.

Recordó que el 1 de julio, Upanic presentó una nueva propuesta de reforma a los estatutos, pero “nos cayó encima un montón de gente, con una posición amarillista, así que la retiramos. Por lo tanto, dejemos que la nueva junta directiva, cambie sus estatutos, y que se pongan candados. Los candados son sanos para que no volvamos a caer en esta situación de los últimos años”.

Hacia el futuro, tiene que salir un Cosep más moderno. Desde el 2004, no hay una elección a la presidencia con dos o más candidatos. Tenemos que asegurarnos que cuando pase esta elección tengamos un Cosep más unido, y fortalecido en el tema de la institucionalidad, aunque las elecciones del Cosep siempre han sido democráticas”, aseveró.

Dialogar con grandes, medianos y pequeños empresarios

El candidato dijo que aplicará esa misma política al momento de enfrentar los otros dos grandes temas internos que tiene que resolver esa organización gremial: su gobernanza, y permitir que las cámaras recuperen protagonismo.

Para ello, propone que se retome la propuesta que les presentó el consultor mexicano Francisco Quintal, al que tratarán de traer de nuevo al país para que les ayude a encontrar en conjunto, la mejor forma de gobierno interno, además de prometer que “si me eligen presidente, trabajaré en consenso, en diálogo, con todas las cámaras. Las decisiones no serán unilaterales: serán colegiadas”.

Esa relación también deberá incluir a los representantes del gran capital, que conforman un club llamado ‘Consejeros del Cosep’, al que algunos visualizan como las voluntades que están detrás de algunas de las decisiones más importantes que se toman dentro de esa entidad gremial.

“Me han conocido como Upanic, desde la gremialidad, como una persona independiente, alguien que dialoga y escucha. Ellos tienen derecho, porque son empresarios y socios de Cosep, por lo tanto, nosotros vamos a oírlos, pero también a los medianos y los pequeños empresarios, para dar forma a la estrategia que lleve al Cosep hacia el futuro”, declaró.

Enfrentado a la necesidad de evitar conflictos de interés, Healy señaló que comenzaron a redactar un Código de Ética desde el año pasado, y propone terminarlo pronto para ponerlo en vigencia.

“Los empresarios no podemos estar ocupando puestos en el gobierno. Para eso hay empresarios independientes, que no son miembros de nuestras cámaras, y tienen todo el derecho de participar en los gobiernos, o correr en las diferentes instituciones”, añadió.

Culpas compartidas

Cuestionado acerca de la esencia del cambio que propone a sus pares del Cosep, Healy argumentó que “tenemos que ver hacia el pasado para ver cuáles son los errores, para no cometerlos en el futuro”. El más ácido de todos, fue aceptar la oferta envenenada que les hizo el régimen de Daniel Ortega, de integrar un Gobierno corporativo.

Al recordar esos tiempos, el empresario agrícola dijo que “se avanzó mucho en el tema económico. Desgraciadamente, no se puso mucha atención en el tema institucional, y aunque nosotros lo empujábamos, el Gobierno hizo caso omiso. En el ámbito político, la mayoría de los partidos políticos se vendieron al Gobierno”, consideró.

Healy defendió que el Cosep tuvo que trabajar la agenda económica, “porque al final, el Gobierno es un facilitador de los diferentes sectores”, argumentando que quien falló fue la sociedad civil. “Yo recuerdo cuando íbamos en 2008, 2009, 2010, en grupo, a pararnos frente al Consejo Supremo Electoral. Éramos solo 10 a 15 personas. ¿Dónde estaba el resto de la sociedad para que hiciéramos esos cambios desde entonces?”, cuestionó.

Al verlo a posterior, encuentra “una combinación de varias cosas: no solo el Gobierno asumió decisiones erróneas en el tema institucional, sino que por otro lado, muchos nicaragüenses no participaban en la presión para hacer esos cambios, especialmente, en los momentos en que Daniel Ortega estaba comenzando su régimen, y no tenía la fuerza que tiene ahora”.

“Ahí, el culpable no solo es Cosep. Como dice [el empresario radial] don Fabio [Gadea Mantilla]: la culpa no es de los que se equivocan. La culpa es de los ausentes, y aquí hubo grupos de población que no le dio la importancia a esto, y no protestó”, añadió.

El presidente de Upanic insistió en que “hay que ver al pasado para ver los errores y no volverlos a cometer, pero hacia el futuro, tiene que haber un diálogo permanente entre todos los sectores, y si llego a la presidencia del Cosep, voy a liderar ese diálogo para llevar esas propuestas que necesita el país para salir del atolladero en que nos tiene el Gobierno”.

Al ampliar ese tema, Healy se declara “creyente que necesitamos un diálogo” que debe comenzar a lo interno para modernizar al Cosep, pero también con todos los sectores, “sean políticos, sociedad civil, oenegés, porque somos todos los sectores que representan a Nicaragua, los que tenemos que crear ese plan de nación hacia el futuro”.

El papel del Cosep

Al analizar el papel de la gremial empresarial en la historia reciente del país, Healy recordó cómo a lo largo de 48 años, han jugado “un papel fundamental en los cambios de Nicaragua. El rol del Cosep no solo es empresarial o económico: apunta a la institucionalidad, y que no volvamos a caer en los errores del pasado, para no regresar a esto cada 40 años”.

Es por eso que están en la Alianza Cívica, y Healy cree que deben seguir ahí.

“Estamos dialogando con todos los sectores, y buscando estrategias para poder crear esa gran unidad que está pidiendo a gritos la población de Nicaragua, para tener esos cambios que son necesarios”, explicó.

“La manera más rápida, la manera cívica, que nos da la Constitución, es a través de unas elecciones libres y transparentes. Estamos promoviendo el tema de la reforma electoral, así como el cumplimiento de los dos acuerdos que se firmaron en marzo 27 y marzo 29 del año pasado, para la liberación total de todos los presos políticos, y por el otro lado, los derechos ciudadanos que han sido cercenados, y la devolución de todas las propiedades confiscadas”, detalló.

Healy recordó que, así como hay medios de comunicación cuyas redacciones han sido confiscadas ilegalmente, como Confidencial, Esta Semana y 100% Noticias, también hay una treintena de productores, que todavía tienen 4800 manzanas invadidas, “y hay que trabajar en todo eso”.

“Como Alianza estamos trabajando en esta gran unidad. La Alianza nace del diálogo. Somos dialogantes, y nuestro trabajo es asegurarnos que, aunque no están todos en la Coalición Nacional ahorita, acercarnos a los sectores y a las organizaciones que no están ahí, y dialogar con ellos para incorporarlos en una gran unidad”, propuso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.