El premio a la responsabilidad ciudadana

Isbel Díaz Torres

La manzana que fue un bosque tendra una segunda vida.

HAVANA TIMES — ¿Recuerdan el bosquecillo de casuarinas que fue totalmente talado hace un año, en la costera localidad de Santa Fe? Pues les cuento que entre las denuncias en Havana Times, El Guardabosques, y las presiones de los vecinos del lugar, entre todos logramos sacar a los militares de allí.

El impulso dado provocó que los vecinos enviaran una reclamación oficial ante el Consejo de Estado, donde alertaban de los peligros que implicaba tal construcción, y reclamaban respeto a la comunidad y a la naturaleza.

Poco tiempo después, supimos que el Ministerio del Interior no continuaría sus obras en aquel lugar.

La joven diseñadora y activista ambiental Patricia Alonso, cuya sensibilidad por la naturaleza y por su comunidad ha sido relevante en este caso, me informó que las brigadas rellenaron el terreno nuevamente con tierra fértil, y reforestaron toda la manzana, ante de retirarse definitivamente.

No se sabe bien qué especies fueron sembradas allí, pues esta vez tampoco contaron con la comunidad.

Postura sembrada por los del MININT

Jimmy Roque Martínez, integrante del Guardabosques, acudió a Santa Fé poco tiempo después para verificar el estado de la parcela afectada, y se entrevistó con Dianidis, una joven madre cuyo hijo sufrió emocionalmente la pérdida del bosquecillo de casuarinas.

“Pensé que iban a hacer otra cosa aquí, dijeron que iban a hacer como un parque, que iban a sembrar los árboles más grandes, porque sembraron los árboles chiquiticos y es igual que nada. Eso nadie lo riega nadie, y ahora le han salido hierbas”, comentó Dinaidis a Roque.

En efecto, las fotos demuestran que la yerba cubre toda la manzana, y sin una ayuda extra difícilmente puedan sobrevivir todas las posturas sembradas. Por el momento, según la vecina, el lugar se ha convertido en un sitio de pastoreo para caballos.

Quizás sea imposible reproducir el paisaje exacto, restituir las ochentaitrés casuarinas, el flamboyán, la palma real, y los tres ocujes talados por los militares, pero no podemos dejarlo convertir en un burdo matorral, que por lo general termina transformándose en un vertedero, fuente de contaminación.

“Como eso al final funcionaba como un parque ecológico para los niños y para los adultos, no estaba mal la idea de ponerle unos banquitos (…) pero es que al final no se ha hecho nada, está igual”, se lamenta Dinaidis.

La vecina habló con Lázaro E. Delgado, delegado de la circunscripción 64, quien le recomendó que acudiera a la dirección de Comunales del municipio Playa “para ver si ellos ponen eso en su presupuesto y hacen un parque, siembran árboles…porque ellos son los únicos que pueden hacer eso”.

Según mi experiencia, no solo Comunales puede sembrar. Este caso ha demostrado que la voluntad popular puede hacer muchas cosas, y que la iniciativa ciudadana responsable y comprometida con la comunidad, tiene toda la legitimidad para acometer tales trasformaciones.

Explanada después de la desforestación.

Siempre he tenido claro que el premio para quienes trabajamos de corazón, sin más pago que el deseo de aportar socialmente, es la oportunidad de trabajar más.

La pelota ahora queda del lado de la gente y las organizaciones barriales para darle un mejor fin a ese espacio. Si los vecinos y demás personas sensibles nos dolimos por la tala del bosquecillo, esta es nuestra oportunidad de retribuir con nuestro trabajo lo que otros destruyeron.

Por los militares que tendrían sus apartamentos en lo que fue el bosque, no se preocupen: según fuentes muy cercanas, ya les están construyendo sus apartamentos en la avenida 25, en los lujosos edificios completamente amueblados que los obreros cubanos construyen para oficiales y altos dirigentes.

Nosotros, mientras tanto, debemos pensar cómo incidir colectivamente, en aquel pedacito de tierra conquistado.

Isbel Diaz

Isbel Díaz Torres: Pinar del Río y La Habana son mis ciudades. En una nací, el 1º de marzo de 1976, y en la otra he vivido desde siempre. Soy biólogo y poeta, aunque eventualmente he sido músico, traductor, profesor, informático, diseñador, fotógrafo, o editor. Soy un gran inconforme y defensor de las diferencias, quizás por haber sido desde siempre un “niño modelo” muy reprimido. Nada me subyuga más que lo desconocido, la naturaleza y el arte me funcionan como fuentes de misterio y desarrollo. Un sorprendente activismo ha nacido en mí en los últimos tiempos. Aunque no estoy muy seguro de cómo utilizarlo, siento que es una energía noble y legítima. Ojalá tenga discernimiento para manejarla.



7 comentarios sobre “El premio a la responsabilidad ciudadana

  • Bravo Isbel un grandisimo WOWWWWWWW a todos los que hicieron posible que ese pedacito de tierra regresara a la comunidad asi se hace, en la unidad esta la fuerza

    Respuesta
  • ¿Y si cada uno va y siembra su árbol?

    Y cada uno lo cuida, lo desyerba y lo riega hasta encaminarlo.

    Cultivar un árbol es una actividad placentera y relativamente fácil si escoges especies autóctonas.

    Lo malo es que eso ahora es arena, pero hay un caso de un hombre que reforestó toda un área afectada por sunami, sin apoyo de ningún tipo llego a lograr una selva. Creo que fue en la India.

    Hay que fijarse bien a ver que crece por ahí y utilizar esos mismos. Por lo pronto, los vecinos deberían ir compostando ahí, ir echando los desechos vegetales de cocina, papel de cartucho, borra de café, para que los arboles tengan nutrientes.

    Respuesta
  • Un bosque se tala en tres dias, pero son años para que crezca un arbol. Es triste que no pudieran parar el proyecto antes de que tumbaran toda la arboleda. Los arboles, en fin de cuentas ya no estan.

    Respuesta
  • giraldilla… como siempre tan efusiva… jejeje gracias
    [email protected], los militares rellenaron el terreno con tierra fértil (o al menos tierra roja, que fue lo que Jimmy vio allí). No es solo arena. Algo es algo.
    Mercedes: Así es, pero es que lo hicieron todo super rápido, no dio chance a nada. Lee los artículos anteriores pa que veas cómo fue la cosa.

    Gracias a todas por sus comentarios

    Respuesta
  • Hola Isbel,

    Ya solamente queda reforestar y esos son años para volver a tener un bosquecillo. Pero por algo se empieza.
    Crep que debieran revisarse que procedimientos se siguen cuando se queire construir, como es la evaluacion del impacto ambiental, la responsabilidad de esos organismos dan el OK, que codigos de construccion para proteger el medio ambiente tiene la ciudad. Quien es el dueño de la firma que permite que se talen los arboles.
    Quizas hay que reformar esos procedimiento y leyes, y que sea necesario pedir consentimiento de los ciudadanos antes de hacer este tipo de cosas que afectan a todos.

    Respuesta
  • Muchas felicitaciones por ir abriendo poco a poco un espacio para las iniciativas populares y la participación real de la gente en Cuba!!

    Un abrazo y todo el apoyo del mundo desde Madrid!!

    Respuesta
  • Batto, abrazos para ti.
    Alegría de leerte por acá

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Foto del día

Foto del día
Imagen 1 De 1

Nubes, La Habana, Cuba.  Por Usha Subbiah (India).  Cámara: iPad

Usted puede participar en la Foto del Día
No tienes que ser fotógrafo profesional, solo envía una imagen (en blanco y negro o color), con un pie de foto indicando dónde fue tomada (ciudad y país), tipo de cámara o celular que usaste y una pequeña descripción sobre la misma.
Para nuestro formato es mejor que las fotos sean de orientación horizontal, ya que tenemos problemas con las verticales.
Envía tu foto, con tu nombre y país natal o de residencia a esta dirección de correo: [email protected]