Divide y vencerás, dañino para Cuba

Dariela Aquique

Las damas de blanco.

Divide y vencerás, así reza una legendaria frase atribuida a Maquiavelo y la que indica per se, una forma no muy sana de salir victorioso.  Todo parece indicar que desafortunadamente muchos de mis coterráneos han absorbido esta máxima.

He escuchado de boca de una señora:

A esa Damas de blanco y a todos los disidentes, el pueblo tiene que matarlos…”

Algo tan aterrador que me hizo palidecer y convencerme, que por divididos, propiciamos la victoria a los que a conciencia nos han fragmentados en sentir y en pensamientos.

Todo esto trascurre al tiempo que acá en el oriente del país, una serie de manifestaciones cívicas de grupos de disidentes ha sido noticia (extra oficial, por supuesto).

Y voy de paso a hacer cierta disquisición en cuanto al término, ya que siempre consideré que ha sido manipulado ex profeso el concepto de disidencia, el que significa discrepancia con una doctrina o ideología.

Pero que en nuestra sociedad si te haces llamar disidente, te conviertes de inmediato en un estigmatizado, propenso a la falta de libertad o poniendo en riesgo tu integridad física, como malamente deseaba esta señora para los manifestantes.

Resulta que en un período menor de tres meses, hubo marchas silenciosas de las nombradas Damas de Blanco a la puerta del Hospital Provincial, mientras estuvo ingresado un preso político en huelga de hambre, esta marcha terminó en agresiones físicas a estas mujeres por parte del “pueblo.” Poco tiempo después fueron también violentadas en el poblado de Palmarito de Cauto, por una acción similar.

Supe que hace pocos días, gentes del “pueblo.” arremetieron a individuos asumidos desafectos al sistema, en el municipio de Palma Soriano y algo parecido aconteció en el poblado del Caney, al este de la ciudad santiaguera contra un grupo de jóvenes.

Estas acciones de repudio y violencia, según dicen efectuadas por el “pueblo.” solo les da posible crédito, el hecho de que los victimarios iban vestido de civil en todas las ocasiones, pero no por eso tienen necesariamente que ser gente del pueblo.  Aunque desdichadamente, los hay todavía tradicionalista, enfermos entusiastas, a la espera de una orden para golpear, vejar y hacer además que parezca un acto espontaneo.

Los hay todavía, como esta pobre señora, tan ignorante de los más elementales derechos personales a manifestar desacuerdo ante algo, que considera deben ser golpeados e incluso ultimados, si el enfrentamiento llega a un punto álgido.

Lo triste es que todos somos ese pueblo, el uniformado, el de civil, el disfrazado de civil; que los haya en contra o favor, es un derecho a estar en cualquiera de los bandos.  Pero si se llega al punto de las fuerzas en pugnas, del enfrentamiento físico, ahí se expone la división.  La frase maquiavélica juega su papel y quien nos ha divido es quien vence.

Dariela Aquique

Dariela Aquique: Recuerdo mis años de estudiante como Bachiller, aquella profe que interrumpía la lectura de obras y con histrionismo sorprendente hablaba de las posibilidades reales de conocer más la verdad de un país por sus escritores, que por crónicas históricas. De ahí mi pasión por las letras, tuve excelentes profesores (claro, no eran los tiempos de maestros emergentes) y la improvisación y el no dominio de la materia quedaban descartadas. Con humildes pretensiones y la palabra de coartada quiero contribuir a mostrar la verdad de mi país, donde la realidad siempre supera a la ficción, pero donde un estilo novelesco envuelve su existencia.

Dariela Aquique has 266 posts and counting. See all posts by Dariela Aquique

2 thoughts on “Divide y vencerás, dañino para Cuba

  • Me gusta el post , personalmente no tengo una buena opinión de las damas de blanco por sus ideas procapitalistas y los rejuegos en los que entran con personas que le quieren hacer daño a mi pais, pero creo en el derecho de las personas a pensar diferente y decir lo que piensa mientras no transgreda o agreda a otras personas verbal o físicamente, por eso es que creo que el ataque a las damas de blanco no es digno, eso no puede tener nada bueno. Hay que hacer conciencia en las personas que todos tienen derecho a pensar diferente.

  • Muy buen post, dariela. Me gusta que me cuentes del oriente cubano. Mi problema no es con esa mujer que hace un juicio tan duro, sino en los que se empeñan a cada hora en convencer a esa mujer que los que protestan son una especie de demonio, gracias al control férreo que tienen de los medios de comunicación, los mismos que orquestan a turbas violentas para agredir a personas que se manifiestan pacíficamente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *