Ciego de Avila, último clasificado

Ray Otero*

El derecho Yander Guevara se lució una vez más ante el elenco de Las Tunas y dijo que a la tercera iba la vencida venciendo esta vez en el decisivo Juego 7 de la serie a los Leñadores para poner a su elenco en la Final Oriental 2012.

HAVANA TIMES — Ciego de Ávila quiso, pudo y logró hacer lo que para sus seguidores parecía imposible y con tres triunfos en línea desbancó a Las Tunas 4-3 en los 4tos de Final de la Postemporada 2012 de la pelota cubana, para así repetir la Final Oriental del 2011, cuando desde este jueves a las 8:30 de la noche enfrenten en sus predios del estadio José Ramón Cepero a los Potros de Granma.

Boxscore

Ciego lo hizo con el arma que mejor poseen, el pitcheo, y sendas actuaciones de Osmar Carrero, Yadir Rabí, Vladimir García y Yander Guevara, guiaron a la tropa de Roger Machado a triunfo seguro en la muy anunciada emboscada ofensiva que prometía Las Tunas y que al final nunca se vio.

No hubo misterio en los triunfos, Ciego lo hizo mejor en el renglón que para muchos constituye el 75% de este juego, y así se alzó con victorias de 10-2, 12-2 y 4-1 en los Juegos 5, 6 y 7 de la serie, permitiendo en el trayecto solo 5 limpias y extendiendo la serie solo por una defensa que no respaldó a un Yander Guevara en el Juego 4 cuando lanzó para blanqueda de solo 3 hits pero sin embargo cayó 3-2.

Ese mismo Yander buscaba revancha y le tocó su turno, esta vez en patio ajeno, y dejó bien en alto su nombre nuevamente cuando en este séptimo juego volvió a brillar con mucha inteligencia en el montículo para vencer 4-1 a los tuneros, esta vez con solo un solitario hit adicional permitido, 4, y una carrera más también a su cuenta.

Pero los avileños ya eran otro elenco, quizás la derrota de aquel cuarto juego los hizo reaccionar y hoy se vio en el terreno ese accionar en ansias del triunfo.

Desde el jonrón al final decisivo de dos carreras de Yorbis Borroto en el segundo episodio, pasando por el espectacular fildeo del receptor Lisdey Díaz  tirándose de cabeza para capturar un batazo de fly y su cuadrangular del séptimo, hasta el pitcheo hermético de Guevara, Ciego era todo ansias de triunfo ante un Las Tunas que se quedó muy chiquito en su propio patio.

Veamos lo sucedido en este Juego #7

Este domingo los avileños salieron dispuestos a darlo todo en el terreno y anotaron la primera en el inning de apertura ante un Yoelkis Cruz que ya poseía dos triunfos ante ellos en esta Postemporada y que casualmente había enfrentado dos veces a Yander Guevara. Raúl González y Mario Vega conectaron indiscutibles y el mismo González anotó desde tercera por un “wild pitch” de Cruz.

Pero Las Tunas ripostó ante Guevara en el único inning donde pudieron materializar juego alguno ante el derecho. Andrés Quiala sonó doblete al izquierdo abriendo la parte baja del inning mientras Johnson lo llevaba a tercera al fallar en rolata a primera, solo para que Danel Castro produjera una conexión por tercera base que por “fielder choice” permitió la entrada del empate en las piernas de Quiala.

Llegó entonces la segunda entrada y en ella después de fallar Issac Martínez para el primer out, un peligroso como Yoelvis Fiss disparó doble al izquierdo y el torpedero Yorbis Borroto se encargó de dejar definido de una vez y por todas el choque, con decisivo cuadrangular por el izquierdo productor de dos anotaciones.

Sería más que suficiente para un Guevara que solo necesitaba eso, pero en el séptimo Ciego clavó la puntilla cuando Lisdey Díaz jonroneó ante Cruz en elevado al central que pondría fin al marcador con el 4-1 definitorio.

En realidad Yander Guevara tuvo un solo inning donde Las Tunas pudo haber logrado acercarse, el sexto, pero primero su defensa y después su pitcheo lo hicieron volver a salir del apuro. Esa entrada la abrió Yosvany Alarcón con sencillo al centro, Lalana se ponchó pero Quiala bateó sencillo por primera base que colocó hombres en primera y segunda.

En esa situación Johnson disparó línea que parecía se metería en el jardín central, pero ante la cual Guevara metió su guante desviándola hacia tercera base y desde allí él mismo realizar un formidable fildeo para con tiempo poder poner  out en la almohadilla al corredor Alarcón.

Yander terminaría dominando al peligroso Danel Castro en elevado al centro para poner fin a la real única oportunidad de los Leñadores en el partido.

De izquierda a derecha Yorbis Borroto, quien lo hizo todo bien con el guante en los 4tos de Final y en el Juego 7 disparó el jonrón decisivo. Mientras Lisdey Díaz brilló a la defensa ayer en la tarde y conectó el puntillazo con cuadrangular en la séptima entrada ante Yoelkis Cruz.

En el séptimo Alexander Guerrero le sonó sencillo pero Yordanis Scull fallaría en batazo de “doble play“ que culminó el inning. A partir de ese momento más nadie le conectaría de indiscutible al derecho avileño y solo Michel Brito entraría en circulación en el octavo por boleto.

El noveno fue de 1-2-3 para Yander Guevara. Primero abrió ponchando a Johnson y luego dominó a Castro en elevado al izquierdo y a Joan C. Pedroso en fácil rolata a tercera base para el último out del juego y de los 4tos de Final para ambos elencos.

Curiosamente sería el mismo tercera base Raúl González el encargado de sacar el último out de esta etapa para Ciego y con Guevara en el montículo, después de haber sido el hombre que le “botó” al derecho el Juego #4 de la serie con su error de tres carreras.

Yander Guevara terminó esta etapa con balance de 11-9 mientras Yoelkis Cruz, perdedor del choque, se quedó en la temporada con récord de 15-7.

Ahora Ciego de Ávila se va a su cuartel general del José Ramón Cepero para desde el jueves albergar los dos primeros juegos ante un rival al que ya venció en esta misma etapa la pasada temporada, Granma.
—–

(*) Vea todos los reportajes de Ray Otero en Baseballdecuba.com.

 


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *