Conversación con el realizador cubano Alfredo Ureta

Por Helson Hernandez

Alredo Ureta en un programa radial.

HAVANA TIMES, 31 mayo – “Aunque actualmente el público me asocia mas con los Video Clips, yo me siento un hombre del cine”, dice el conocido realizador del medio audiovisual cubano Alfredo Ureta.

HT: Esta inquietud por el mundo audiovisual como percibe se fue manifestando en su vida?

Alfredo Ureta: Mucha gente a veces me asocia que estoy graduado del ISA (Instituto Superior de Arte) o alguna otra escuela, realmente no es así, mi formación en principio es ingeniero en Telecomunicaciones, algo que no tiene mucho que ver con el audiovisual ni el cine como se darán cuenta.

Mi interés hacia las imágenes fue desde muy pequeño, yo nací en La Habana pero a los cinco años mi madre permutó a Colón, en la Provincia de Matanzas, entonces parece que para tenerme ocupado en buenos menesteres me dejaba ir a un pequeño cine que no tenía ni techo, estaba cerca de la casa, en la misma cuadra, era uno de los pocos lugares a los que podía ir, lo frecuentaba mucho.

Recuerdo que un día la administradora del cine tocó a la puerta de mi casa para decirle a mi mamá que hablara conmigo para que no fuera tan seguido, porque ya los empleados se habían hasta quejado, pues cuando habían películas de poca calidad o repetidas, de esas que no iba a ver nadie, yo estaba sentado allí y me pasaba todas las tandas mirándolas y tenían que trabajar solo para mi (ríe).

Tengo esa imagen en mi mente siempre, eran casi las 11 de la noche y estaban proyectando una película de cantinflas, creo que era Los tres Mosqueteros, y yo disfrutándola por quinta vez, de pronto veo que se encienden las luces del cine y aparece mi mamá caminado frente a la pantalla como que buscándome, imagínate yo había entrado desde el mediodía y casi era la medianoche y todavía seguía ahí…

Después mas adelante comienzo los estudios de mi carrera que referí anteriormente, y estando allí es cuando se me ocurre la idea, junto con un amigo, de comprarnos una cámara de video, de aquellas que eran Beta Max, que ahora mirándolas en el tiempo resultan rudimentarias, pero eran muy buenas.

Nos acercamos entonces al departamento de video de la escuela, y fue donde aprendimos a editar, después de graduado me quedé incluso trabajando en ese mismo departamento de video, haciendo lo que llamamos acá el servicio social, y realmente todo lo que hacia tenía mucho que ver con el audiovisual, no puedo decirte que ejercí mi carrera pues no estaba enfocado en ella, sino en este otro mundo del que hoy soy parte.

HT: Sus primeros trabajos fueron en el cine pero no precisamente en la realización o dirección.

AU: Si, siempre pensé en ser director de cine, pero cuando me inicie en el medio cinematográfico fue muy cercano a la fotografía, primero como asistente de cámaras después camarógrafo, y por esta razón se me da la oportunidad en esta época de que me hicieran la propuesta, quizás por este juguetear con el tema fotográfico y mi desempeño como tal, de irme a la Escuela Internacional de Cine de San Antonio de los Baños, donde pasé casi tres años trabajando.

Yo creo que a la escuela no fui solamente a enseñar, mas que todo a aprender, pues gracias a eso pude tener un encuentro mas cercano con el celuloide, con los laboratorios de revelado, permitiéndome así una formación mas bien cinematográfica que televisiva, pues aunque actualmente el público me asocia mas con los Video Clips, te repito por los antecedentes que ya les conté, yo me siento un hombre del cine.

HT: Entonces considera que todo este proceso tenga una influencia estética en la definición del trabajo audiovisual de sus videos?

AU: Si, creo que sí. En mis videos lo que trato de hacer siempre es, aunque sea mínima, contar una historia, y eso es muy inherente del cine. Creo que mi estética audiovisual, y referente a los videos clips, tiende más al cine que a la misma televisión. Me es difícil encarar un proyecto montado sobre la onda misma de la publicidad, que tiene más que ver con la televisión.

Por eso es que trato en los videos que las historias estén más apegadas al estilo cinematográfico, los emplazamientos de cámaras, los movimientos, la forma de presentar la misma historia y los personajes. Juego con eso porque me siento mas cómodo, me resultaría un poco mas difícil afrontarlo de la forma, a veces muy desinhibida, en que muchos realizadores lo hacen, y para nada lo critico, al contrario, solo que para mi es mas difícil hacerlo así.

HT: Los documentales también ocuparon una parte, pequeña pero no menos importante, dentro de su labor de realización audiovisual.

AU: Para serte sincero, no he hecho muchos documentales, solo dos. Tuve la suerte que uno de ellos fuera con el maestro Lázaro Ross, la gran voz del folklore en Cuba, y eso me dio mucha satisfacción. Pero después me enfoque mas en los videos Clips y la ficción, y lo que mas me nutre precisamente en mis trabajos de ficción ha sido mi experiencia en los videos.

Aunque hacer documentales te enriquece enormemente, pues te obliga a investigar, a profundizar un poco mas en ciertos temas hasta ese momento quizás desconocidos para ti.

Pero insisto y te soy honesto, creo que el video clip me ha aportado mas como entrenamiento, y no a mi sino al resto de mi equipo, compuesto por el fotógrafo Alejandro Pérez, Susel Ochoa la productora, los técnicos Estévez y Manolito Barrero, son personas que han repetido conmigo muchos trabajos incluyendo las ultimas dos películas que he hecho. Solo gracias a esa experiencia en los videos, hoy tenemos la posibilidad de sentirnos cómodos en la ficción.

HT: Entonces coincidimos en que el nombre de Alfredo Ureta como realizador, se conoce mas a partir de sus primeros trabajos en el video clip, pues la gente le ha prestado un poco mas de atención a esta parte de su creación.

AU: También de hecho es ahora que va a salir lo que será mi primera película, aunque la rodamos hace cuatro años, pero como fue un filme independiente que sufragamos a nivel personal, nos ha sido trabajoso  llegar a la etapa final. Por suerte ya se estrenó el pasado 12 de mayo.

He tenido también la suerte de que mis videos hayan sido con artistas importantes y bien conocidos dentro del panorama musical de la isla, como David Blanco, Buena Fe, Hayla, la Charanga habanera, el maestro Adalberto Álvarez, Warapo, con buenisimos trovadores, Polito Ibáñez, Chucho Valdés con pablo Milanés, el reconocido pianista Frank Fernández, en fin, tantos otros de varios géneros y de públicos muy diversos, y esa diversidad es la que me ha obligado a asumir cada proyecto de forma muy diferente.

Lo mismo hoy termino de hacer una timba con la charanga habanera por ejemplo, y después empiezo un trabajo con algo mas elaborado desde el punto de vista del discurso, como pudiera ser la composición de un trovador.

HT: Y bueno, de las dos películas que ya posee usted como realizador y que nos mencionó anteriormente, que referencias nos puede dar.

AU: Bueno, una de ellas, la que ya se estrenó recientemente, es la historia de un cubano que después de 15 años regresa para visitar a sus padres, a su familia, y esta presente en la boda de su hermano. La película realmente comienza cuando en el aeropuerto este personaje renta un auto, y a partir de ahí emprende todo su trayecto hasta la provincia de Santa Clara, que es donde finalmente despide a su familia cuando llega a su destino.

Es un poco la relación de este hombre con esa Cuba que por 15 años de ausencia ya no conoce y su interacción con personajes, pudiéramos decir clásicos, de la realidad cubana actual como es un busca vidas, un policía, un santero, una estudiantes recién graduada, una pareja de trabajadores de la cultura. Todo esto acontece en su trayecto y el argumento esta hecho precisamente a partir de estos encuentros que él va sosteniendo en su viaje.

Es una película un poco minimalista, siempre me gusta aclararlo, no hay grandes acontecimientos, no hay llanto, no hay esa risa que por lo general el cine cubano despierta en el público. Creo que tal vez si habrá alguna sonrisa, momentos de reflexión. Sobre todo traté de ajustarme a la idea de que si yo me pasara 15 años sin venir a la isla, como sería después ese choque cuando regrese, esas primeras horas de adaptación a esta nueva realidad.

Es un poco la mirada de ese cubano que ha estado distanciado, por eso se llama “La Mirada.” que le cuesta tanto adaptarse a la nueva situación como también le cuesta adaptarse al país que no es el suyo.

El otro filme se llamará “La Guarida del Topo.” y esta en proceso de terminación. Se hizo gracias a que el guión, también escrito por mi,  ganó un premio y con el presupuesto de ese lauro pues la Casa Productora de Telenovelas del ICRT (Instituto Cubano de Radio y Televisión) asumió la producción, y se hizo el rodaje de la película.

Ya esta en etapa de post-producción, esperamos que para el Festival Internacional de Cine de La Habana de este año este lista. La historia de este argumento es más complicada y puede estar sucediendo en cualquier parte del mundo, tiene que ver mas con los otros proyectos que estoy trabajando ahora mismo.

HT: Como sigue este año la agenda de uno de los realizadores actuales del audiovisual cubano.

AU: Continúo con otros compromisos de videos a músicos cubanos, entre ellos el trovador cubano Tony Ávila, tengo otro trabajo para un músico llamado Renán, que después de 25 años en el extranjero regresa a la isla para hacer carrera en su país. Hace muy poco se filmó un concierto en vivo con la agrupación Bamboleo que formará parte de un DVD y yo estoy en la tarea de realizar este audiovisual, y hay otros proyectos con la Charanga habanera, Haila.

En cuanto al cine estoy preparando otro guión, en exclusiva les puedo adelantar que será una historia de terror psicológico.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *