¿Son malos los Yankees?

Rosa Martinez

HAVANA TIMES, 18 mayo — “¿Mami por qué los americanos son tan malos?.” con esa pregunta y cara de preocupación me saludó mi niña hace varios días atrás, cuando la recogí a la salida de su escuelita primaria.

“¿Por qué dices eso?.” la interpelé.

“Es que Posada Carriles es un asesino y ellos no lo meten preso y los Cinco que no hicieron nada y no le dan la libertad.  Además ellos matan gente en Libia, ¿matan niños también?”

“¡Ah!, ya entendí.  Bueno, en realidad Posada Carriles sí es un asesino, no solo por las pruebas que lo han demostrado, sino porque él mismo lo ha dicho.  Pero los estadounidenses no tienen nada que ver con eso, incluso Posada es de origen cubano,” contesté.

“Dice la seño que el pueblo norteamericano no tiene la culpa de lo que hace el gobierno, ¿es verdad eso?” me preguntó.

“Exactamente.  El gobierno estadounidense ha hecho cosas horribles a través de la historia: ha lanzado bombas atómicas, ha atacado a cuantos países les ha parecido, incluyendo el nuestro, ha provocado golpes de estado militar, asesinan a sus enemigos, eso y mucho más ha hecho el gobierno, pero recuerda siempre que es el gobierno.”

“La población norteamericana no siempre está de acuerdo con lo que hace su gobierno, incluso más de una vez han sido engañados para que apoyen la guerra contra alguna nación-continué diciendo.”

“Ya te hablé del gobierno, en cuanto a la pregunta, la respuesta es no.  Los estadounidenses no son malos, en primer lugar porque nadie es completamente malo ni completamente bueno; en segundo lugar porque son personas comunes y corrientes, iguales que nosotros, la diferencia está en el idioma, la cultura, las costumbres, el nivel de vida y sobre todo el desarrollo económico que los hace pensar diferente.  Además muchos cubanos tenemos familiares en Estados Unidos y no solo en Miami.  Se dice que los cubanos de allá y los de acá somos una gran familia dividida por el mar, aunque en realidad nos dividen otras cosas.”

Esta no es la primera vez que Tania me hace un comentario de este tipo o me pregunta sobre un asunto bélico.  Cuando comenzaron los ataques de la OTAN contra Libia me dijo que Cuba tenía que fabricar bombas para matar a los yankees porque estos eran muy malos.

Intenté explicarle en aquella ocasión que todos debemos estar en contra de las guerras, contra el país que fuera, porque las guerras traen muerte, familias destruidas, niños huérfanos, en fin, destrucción.

Aunque mi niña cumple 7 años este mes y no puede vivir de espaldas al mundo, no quisiera hablarle de eso temas.  Preferiría que pasaran algunos años más antes de que descubra que nuestro mundo no es tan bueno como parece y que hay muchas cosas malas que tendrá que descubrir poco a poco y no necesitará verlas en la televisión, porque algunas están bien cerca.

De lo que sí estoy segura es que nunca alimentaré el odio contra alguna persona o pueblo, el odio solo puede acarrear sentimientos negativos y puede ser muy dañino, en especial para los niños.

Algunos gobiernos destruyen, cometen actos terroristas o simplemente se callan ante los vejámenes de otros, pero sus pueblos son tan víctimas de esos horrores como los propios países que lo sufren directamente.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *