Más de Trump y la triada Cuba-Venezuela-Nicaragua

Lynn Cruz

Caricatura: Manuel Guillen /laprensa.com.ni

HAVANA TIMES – Como parte de su agenda política, el Gobierno de Donald Trump tiene: “Acabar con las dictaduras comunistas de Venezuela, Nicaragua y Cuba”. Estas dos últimas solo aparecieron dentro de las prioridades, en medio del fiasco de la oposición venezolana, en sus operaciones para acabar con el totalitarismo chavista encabezado por Nicolás Maduro.

También el pueblo nicaragüense se desangró para poner fin al mandato de Daniel Ortega, otro de los actuales caudillos de la denominada izquierda latinoamericana. El germen desobediente lo exportó Fidel Castro, patrón del antimperialismo. Sin embargo, y a pesar de todo el sufrimiento, de una etapa aguda de violencia, el Gobierno de Estados Unidos no mostró mucho interés por el movimiento en Nicaragua.

La crisis realmente ha acontecido en Venezuela. Tal vez la oposición de esa nación ha llegado más lejos, se ha mantenido al pie de lucha, eso sumado a que es un país grande, con recursos que sí importan a los países ricos, motivó la escalada anti caudillista de Donald Trump en esta triada de estados que considera comunistas.

Al hablar de estos gobiernos y determinar con su fuerza tal exterminar a esos tres poderes, cubano-nicaragüense-venezolano, el gobierno de los Estados Unidos maltrata e ignora que solo está provocando más inestabilidad política y social en esas naciones, habitadas por seres humanos, incluidos niños y ancianos.

Esta es una medida fascista, que convierte a esos países en campos de reconcentración, pues desde antes padecen sanciones y guerras económicas por no alinearse al discurso de la Casa Blanca.

Por su parte, el Gobierno cubano continuará culpando a los Estados Unidos de sus propias incapacidades y el mundo le dará la razón. Una agresión económica como la que ejerce este, como centro de los poderes del mundo, deja a la Isla y a sus habitantes en una posición muy vulnerable.

En mi caso tuve que tocar fondo, adentrarme en la oscuridad para entender que el Gobierno de la Isla ha aprovechado esa desigualdad de poderes de manera brillante para sostener su discurso, aunque sé que es una verdad incómoda para quienes como yo sueñan con una Cuba distinta.

Si la Revolución cubana, famosa por ser una de las más radicales del mundo, no trajo la independencia, pues su débil economía así lo demuestra, entonces la lucha por la libertad se seguirá postergando.

La transición hacia el capitalismo de estado es la forma más palpable en que ha mutado el poder en Cuba. Los cubanos del exilio con poder económico y político se niegan a aceptar esta realidad que los excluye.

La mayoría dentro de la Isla hoy proviene de las clases emergentes, populares, que no se identifica con quienes perdieron sus propiedades y al abandonar el país, son también responsables de que el poder haya caído en las manos de un solo hombre, pues lo dejaron sin oposición política.

Por supuesto, también son víctimas del terror que implantó Fidel Castro, pero no muestran simpatía por quienes habitan en este país, pues los tildan de comunistas. Entonces, mientras en los bufets se debate el pasado, proyectando el futuro desde un presente arruinado, y ante la falta de diálogo con la realidad, respecto al conflicto cubano, solo me resta admitir que como dice el refrán popular, no hay peor astilla que la del mismo palo.

Lynn Cruz

No es el arte el que imita a la vida, es la vida la que imita al arte”, dijo Oscar Wilde. Y es que el arte siempre va un paso más adelante. Soy actriz y escritora. Para mí el arte, en especial la escritura, es un modo de exorcizar los demonios. Es algo íntimo. Sin embargo, decidí escribir periodismo porque me di cuenta de que yo no existía. En Cuba sólo tienen derecho a expresarse públicamente, las personas autorizadas por el gobierno. Havana Times constituye un ejemplo de convivencia dentro de una democracia y puesto que me considero demócrata, mi sueño es integrar la filosofía de este diario a la realidad de mi país.

4 comentarios sobre “Más de Trump y la triada Cuba-Venezuela-Nicaragua

  • No entiendo. ¿De que palo proviene Donald Trump?

    Respuesta
  • Pues del poder de los cubanos en La Florida. Se fueron en los 60, dejaron al país sin oposición y ahora lo quieren todo. Como quiere todo el gobierno cubano, atrapado en su retórica. Ambos poderes se tocan.

    Respuesta
  • Trump, antes Bush o Reagan o cualquiera que se les ocurra son trampantojos muy cómodos para justificar cualquier fracaso y para justificar o tapar las responsabilidades colectivas e individuales en ese fracaso.

    Respuesta
  • A mí tampoco me gusta esa estrategia de presionar a los gobernantes a través de sus pueblos, al final es el pueblo el que sufre. Creo que puede haber otros caminos para sacarlos de la escena. Pero este es el que hay, no podemos decid\ir.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Foto del día

Foto del día
Imagen 1 De 1

Dominó en una noche camagüeyana.  Por Barbara Carty (EUA).  Cámera: Galaxy S10

Usted puede participar en la Foto del Día
No tienes que ser fotógrafo profesional, solo envía una imagen (en blanco y negro o color), con un pie de foto indicando dónde fue tomada (ciudad y país), tipo de cámara o celular que usaste y una pequeña descripción sobre la misma.
Para nuestro formato es mejor que las fotos sean de orientación horizontal, ya que tenemos problemas con las verticales.
Envía tu foto, con tu nombre y país natal o de residencia a esta dirección de correo: yordaguer@gmail.com