La Cuba de ensayo y error

Yusimí Rodríguez

Foto: juventudrebelde.cu

HAVANA TIMES — Algunas noches atrás, mientras leía en la sala de mi casa, me llegó la voz del profesor Manuel Calviño, en su programa «Vale la pena». Casi siempre comienza por contarnos un suceso que presenció o protagonizó, o leernos una carta enviada al programa, para hacernos reflexionar sobre algún tema.

Esta vez, relató una conversación entre unos jóvenes, sobre el futuro laboral. Uno prefería esperar que apareciera el trabajo que le convenía; el otro cambiaba constantemente de empleo, hasta encontrar algo que le acomodara.

El profesor procedió entonces a explicar las desventajas del primer comportamiento. Uno no puede simplemente sentarse a esperar que aparezca el empleo soñado.

Relacionó la segunda actitud con el ensayo y el error, y yo, que aún seguía concentrada en mi lectura, recordé que gracias al ensayo y el error aprendí (tarde) a montar bicicleta.

Entonces el profesor habló de un experimento realizado en algún lugar, hace algunos años, en el que un perro debía activar determinado mecanismo para comer, y perdía un montón de tiempo antes de lograrlo.

Pensé entonces que las personas no somos perros. Pero Calviño puso el pedestre ejemplo de esas ocasiones en que, ante un problema de albañilería, plomería o electricidad, y en aras de ahorrarnos dinero, recurrimos a un amigo que no es un experto en la materia, pero nos dice que intentará “dar pie con bola” para resolver el problema.

En ocasiones, si el problema es sencillo, lo logra. En otras, el problema es más complejo y el improvisado albañil, plomero o electricista, no logra resolverlo. A veces, lo complica. Al final concluimos que era mejor haber pagado un especialista en la materia, desde el principio.

Pero los grandes problemas del ensayo y el error son la pérdida de tiempo y el desgaste.

Esta fue la parte que me hizo parar la oreja y cerrar el libro.

Aclaro que su intención no era despertar ideas como las que vinieron a martillar en mi cabeza. Estoy segura de que el profesor es políticamente correcto y absolutamente confiable para el gobierno. Pero no pude evitar pensar en la sucesión de ensayos y, sobre todo, errores de nuestro gobierno y la consiguientes pérdida de tiempo y el desgaste… del pueblo.

En el 2010, en el espacio Jueves de la Revista Temas, escuché la intervención de una señora que estuvo en el grupo de planificación de la Zafra de los Diez Millones, que ahora conocemos como la Zafra del 70, porque los diez millones no solo no se lograron: el intento casi arrasó el país.

Aquella mujer advirtió que los diez millones no se lograrían, como experta que era en la producción de azúcar. Advirtió en dos ocasiones, pero no se le escuchó. Décadas después, le horroriza el cierre de los centrales azucareros, en el país con mejor infraestructura para la producción de azúcar, en el continente.

¿Cuál es el denominador común entre la Zafra del 70, la siembra del Café Caturra dos años antes, la Segunda Ley de Reforma Agraria, que dejó la mayor parte de las tierras cultivables en manos del Estado, el plan de Maestros Emergentes? El fracaso.

Ahora se entregan tierras ociosas en usufructo, para que el propietario las trabaje. ¿Pero por qué han estado ociosas durante tanto tiempo?

Me asustaría menos, si viniera acompañado del derecho a quejarme, del derecho a votar (o no) por un partido que una vez en el poder dé pie con bola o se equivoque, como se ha equivocado el único Partido legal que he visto en mi país, y que no necesita ir a elecciones.

En el 68 también se llevó a cabo la Ofensiva Revolucionaria, que consistió en la intervención de todos los negocios privados; hasta los timbiriches constituían vestigios de la burguesía y debían desaparecer.

Ahora, tienen que entregar licencias para el trabajo por cuenta propia, para que el sector privado absorba a todo el personal que ha quedado disponible en los centros de trabajo, y de paso intente detener el desplome económico del país.

Cada vez vemos más negocios privados: desde cafeterías hasta salas de video juegos; desde la reparación de efectos eléctricos hasta tirar las cartas o ser dandy en La Habana Vieja. Cada vez son más las cosas (aunque no todas) que usted puede hacer, mientras saque licencia y pague impuestos.

Solo que ahora, el país carece de infraestructura para el trabajo privado y casi ha habido que crearla sobre la marcha. Cada vez que leo la sección de Cartas a la dirección del Periódico Granma, Órgano Oficial del Partido Comunista de Cuba, aparecen quejas por malos tratos en las oficinas donde se realizan los trámites para obtener la licencia, negligencias, demoras, la falta de un mercando mayorista, las contradicciones entre lo que se anuncia y la realidad.

Pienso en los que dieron la bienvenida, y de paso sus mejores años, a la Revolución; los que aplaudieron ciegamente cada medida, convencidos de que construían una sociedad mejor, sin las diferencias sociales del capitalismo.

Ahora despertaron y las diferencias están ahí, y prometen hacerse más profundas: entre los empleados de un hotel y los maestros de escuelas primarias y secundarias; entre los padres que pueden pagar profesores particulares para sus hijos, y los que apenas pueden obsequiar un jabón el Día del Maestro.

Pero aún si el gobierno hubiese traído prosperidad económica al país, no compensaría la falta de libertad de prensa, de expresión, de asociación.

Ni el acceso universal a la educación y la salud, que no considero gratuitos, aunque sí un logro, compensan el miedo a decir lo que se piensa, a no votar, a no pertenecer a los Comités de Defensa de la Revolución (CDR), creados por el eterno líder de la Revolución Cubana, Fidel Castro.

Entonces el profesor habló de un experimento realizado en algún lugar, hace algunos años, en el que un perro debía activar determinado mecanismo para comer, y perdía un montón de tiempo antes de lograrlo.

He escuchado muchas veces que el socialismo es el camino más largo para llegar al capitalismo y hacía reír. Ahora, me hace pensar en la reflexión del profesor Calviño: ¿no habría sido más fácil llamar a un especialista en la materia, desde el principio?

Siento que tenemos el capitalismo encima. Como buena alumna que fui, le tengo el miedo que me inculcaron.

Me asustaría menos, si viniera acompañado del derecho a quejarme, del derecho a votar (o no) por un partido que una vez en el poder dé pie con bola o se equivoque, como se ha equivocado el único Partido legal que he visto en mi país, y que no necesita ir a elecciones.

Reitero que no eran estas ideas las que pensaba despertar el profesor Calviño con su programa. Espero que nadie vea entre «Vale la pena» y mi texto, una relación como la que se ha establecido entre José Martí y el Asalto al Cuartel Moncada. Relación que nunca he visto.

Pero me apropiaré la frase con que el profesor cierra su programa para decir que tal vez «vale la pena» ver otras aristas del ensayo y el error, y preguntarnos hasta cuándo se puede cometer errores.                                                       

14 thoughts on “La Cuba de ensayo y error

  • Me gusto mucho tu analisis Yusimi, es cierto que los “gobernantes” cubanos son personas y por lo tanto tienen derecho a equivocarse como cualquiera, pero ellos siempre se esforzaron por dar una imagen de “seres perfectos” y persisitir que los errores son de “los otros”.. Ese es uno de sus grandes defectos, asi como no aceptar que se equivocaron, pues por ahi perderian el poco reconocimiento que les queda en una parte de la poblacion que seria lo mismo que perder el poder. De esa manera uno se da cuenta que lo unico que le ha interesado a los Castro es el poder y mantenerlo hasta que se mueran. “Despues de mi el Diluvio” afirmo FC.

  • Magnifico Yusimi, coincido totalmente con tu post, muy bien escrito y bien profundo.

  • Por una vez te pudieras concentrar y tratar de ajustarte al tema en lugar de poner la retorica?!?!

  • En Cuba la piramide esta invertida, los que han estudiado y se han convertido en profesionales, son los mas pobres y las que mas necesidades pasan. En el capitalismo que conozco (USA) quien esta mas preparado, tiene muchas mas probabilidades de triunfar y vivir una vida decente y feliz. Cuba, irremediablemente un dia volvera al capitalismo, sistema que me parece mas logico y compatible con la naturaleza humana. El Socialismo es solamente un espejismo y una utopia, el problema en Cuba seria cuanto va a demorar para que la piramide recupere su correcta posicion. Por otra parte, lo lamento mucho por todos los que apostaron en seguir ciegamente los caprichos y las grandes ideas del comandante.

  • Yusimi, yo si creo que Calviño toca temas medulares de la sociedad cubana y los disfraza con ejemplos particulares. Seguramente en un pais con respeto a las opiniones diferentes a las oficiales Calviño pusiera sin miedos el caso de prueba y error como estilo de gobierno en Cuba, que es un buen ejemplo de como el exceso de improvisacion, puede destruir una casa, una empresa y un pais entero.

    Yo recuerdo que Calviño hace años en un programa toco el tema del racismo en la sociedad cubana mucho antes que el profesor Esteban Morales, pero igualmente con un ejemplo de una familia X. La diferencia es que el profesor Esteban Morales lo abordo sin tapujos a nivel de la sociedad cubana y sus instituciones. Aqui le dieron un conteo de proteccion. Pero cuando hablo igualmente de la corrupcion generalizada en el pais, lo desaparecieron de la mesa redonda y de cuanto medio de comunicacion masivo y hasta lo botaron del PCC por “darle armas al enemigo”. El profesor Calviño como buen psicologo sabe que puede hablar del milagro pero jamas mencionar al santo, es por eso que su programa psicoterapeutico masivo ha durado tanto en la TV cubana.

  • La vida siempre es mas rica que lo esperado, pues nos da siempre la posibilidad de expresarnos de todo cuanto acontece a nuestro alrededor, con una gran deficiencia, que sufren todos los seres humanos, el factor tiempo y espacio. Tiempo y espacio son extremadamente importante, pues en el momento de referirnos a algo pasado, no podemos hablar sobre el pasado y al mismo tiempo dejar de situarlo en su entorno, es decir en su tiempo y en su espacio.

    Adicionalmente, el ser humano tiene otras dificultades, y es su falta de memoria historica, y me refiero especificamente a lo que fue la Isla durane la etapa de republica bananera, es decir desde el 1902 hasta el 31 de Diciembre de 1958, pues esto nos permite, no hacer comparaciones, sino recordar lo funesto y lo horroso que fue el capitalismo en la Isla de Cuba, durante esa nefasta historia, y todo al margen de aquellos que nos quieren presentar esa epoca, de los multipartidos, multi –politiqueros, multi-corrupcion, multi-explotacion, multi-tergiversacion de las verdades de la politica en la Isla en esa epoca, multi-control del senor embajador de los Estados Unidos en la Habana, sobre todos los sectores de la vida politica y economica del pais, en fin el desastres de esa desafortunada y por suerte eliminada epoca del capitalismo que no volvera nunca mas a la Isla.

    Dicho todo lo anterior, es muy triste y doloroso, que algunos de los comentaristas, al hacer una analisis de los errores que se hayan cometido en el pais, en la monumental obra de tratar de construir el socialismo, errores cometido por los dirigentes de este pais, Cuba, pues si podemos afirmar sin temor a equivocarnos, que nadie, y cuando digo nadie, no excluyo a ser humano alguno en la Isla de Cuba, tenia y tiene la experiencia de como se construye el socialismo, y mucho menos cuando se tiene un enemigo cruel, brutal, criminal, genocida y ambicioso, a solo noventa millas de las costas cubanas, por tanto la labor de direccion economica y politica, asi como por la subsistencia del proceso, no ha sido ni sera algo facil, mientras exista el gobierno de los Estados Unidos de America con sus agresivas, criminales, terroristas y genocidas politicas contra la Isla.

    El olvido de lo anteriormente dicho y de las politicas aplicadas y que se aplican contra la Isla, para evitar su desarrollo y completa felicidad para el pueblo, asi como la propagacion de su positivo ejemplo en el mundo, es otro de los horrores de los comentaristas que vierten sus frustraciones personales en estos sitios, sus odios vicerales, sus deseos de venganzas injustificadas, olvidando que el 95% de todos sus negativos sentimientos, se lo deben de agradecer al senor del Norte Revuelto y Brutal que nos ha tratado y trata de asfixiar, para que el ejemplo de Cuba, no se propague por el mundo y acabe con esa fuerza mas, con el Capitalismo salvaje, brutal, indignante, criminal y genocida que hoy impera en nuestro mundo.

    Siempre digo o me refiero a un viejo adagio que me repetia mi querida abuela, y cito, – EL GATO CIERRA LOS OJOS PARA NO VER AL QUE LE DA DE COMER – fin de la cita, esto por supuesto sin animos despectivos o denigrantes, sino como un elemento mas que puede llevar a considerar otros analisis mas objetivos, reales y sujetos a la historia pasada, presente y la que esta por venir, de esa forma, evitamos equivocarnos y tener que pedir disculpas por nuestros horrores y errores.

    Que el Padre Azul y su hijo el Hombre de Galilea siempre nos de fuerza, luz y amor suficiente para continuar en este duro y enriquecedor bregar por la verdad, la paz y la solidaridad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *