Consuélense, cubanos

Por Yusimí Rodríguez (fotos: Caridad)

HAVANA TIMES — He observado que en muchas ocasiones, cuando algún colaborador o entrevistado de HT critica la realidad de nuestro país, le sale al paso algún comentarista presto a demostrar que en otros lugares la situación es aún peor.

Por ejemplo, si criticamos nuestro sistema electoral, en el que un solo partido político concurre a elecciones… perdón, en el que el único Partido no necesita ir a elecciones, basta con que apruebe o no a los candidatos, un sistema electoral que garantiza nuestro derecho (casi obligación) al voto, pero no a elegir; alguien nos explica que el pluri partidismo tampoco ha garantizado la existencia de una verdadera democracia, que el ejercicio de elegir es solo aparente porque los ciudadanos no logran ningún cambio profundo con su voto.

Lo mismo sucede cuando denunciamos la falta de libertad de prensa y de libertad de expresión. No importan los ejemplos que podamos proporcionar, algún comentarista nos supera con la mención de artículos o documentales censurados, periodistas encarcelados o muertos, ciudadanos comunes despedidos.

¿Qué puede esperar quien se atreva a criticar los sistemas de salud y educación, íconos legitimadores de la Revolución Cubana?

¿Qué puede representar la mala preparación de los educadores, en muchos casos tan jóvenes como los educandos; la corrupción, los profesores que venden pruebas y aceptan sobornos; el condicionamiento de avales a la participación en movilizaciones, en comparación con países donde la inmensa mayoría de las personas no tiene acceso a la educación?

¿Qué podemos criticar de un sistema de salud que está al alcance de cada cubano, aunque muchas veces no exista el instrumental médico en los hospitales, ni los medicamentos, ni el material para hacerse una placa u otra prueba (a no ser que tenga usted un amigo en el sitio), cuando hay países donde la gente muere de enfermedades curables por no poder pagar la atención médica?

También recibo esas respuestas de amigos extranjeros cuando realizo alguna crítica al país. No puedo sino respetar sus opiniones, como respeto las de nuestros comentaristas en HT.

En muchos casos llegan a lograr su objetivo: hacerme sentir culpable además de ignorante; o por lo menos afortunada de vivir en Cuba.

He ahí el peligro. Estos extranjeros o cubanos que viven el exterior y tienen la posibilidad de comparar, no argumentan basados en nuestra realidad, sino usando otros países como ejemplos negativos.

No se trata de demostrarnos que aquí estamos bien, sino que en otros la situación es mucho peor.

Consuélense, cubanos, parecen decirnos. Confórmense, cubanos, si intentan cambiar las cosas solo lograrán cambiar para peor. Ese es el mensaje que durante años nos ha tenido paralizados. El miedo a saltar del agua herviente a las llamas.

Esa parece ser también la táctica que emplean ahora nuestros medios. El objetivo permanece: hacernos sentir que solo bajo la tutela de nuestra inamovible élite política estaremos a salvo. Pero ahora, dan un rodeo: en vez de hablar de nuestros logros, algo que empieza volverse difícil en las actuales circunstancias, se hace énfasis en mostrar los horrores que ocurren fuera de nuestras fronteras.

El periódico Granma, Órgano Oficial del Partido Comunista de Cuba, publicó dos artículos tomados de publicaciones extranjeras en su edición del viernes 4 de mayo: La Agencia de Seguridad Nacional te está vigilando, de Amy Goodman, y Filantrocapitalismo, de Renan Vega Cantor.

En Filantrocapitalismo, el autor desnuda la falsa buena voluntad del imperialismo Yanqui de forma magistral. Claro que tal vez habría sido bueno eliminar la parte en que habla del alto costo para el erario público colombiano, del embellecimiento artificial de Cartagena, y el dispositivo de seguridad desplegado para la caravana del presidente norteamericano Barack Obama, porque yo no pude evitar que acudiera a mi mente el gasto realizado por el Estado cubano para recibir al Papa Benedicto II.

Aunque La Agencia de Seguridad… aparece antes en el periódico, lo leí después. Confieso que el título me asustó. He descubierto que la palabra seguridad escrita con letra inicial mayúscula, tiene la capacidad de despertarme una sensación de inseguridad.

Pero pude suspirar de alivio, lo que cuenta el artículo sucede en los Estados Unidos e involucra a tres ciudadanos norteamericanos: un funcionario de inteligencia del gobierno, una cineasta y un hacker. Ninguno fue acusado de algún crimen, pero fueron rastreados, vigilados, detenidos (en algunos casos a punta de pistola) e interrogados sin tener acceso a un abogado.

No lo voy a contar, porque es extenso y vale la pena que lo lean ustedes mismos. Y les confieso que, tal vez porque soy impresionable y cobarde, llegué imaginarme en el lugar de esos tres ciudadanos americanos y temblé.

Me alegré de estar a noventa millas de donde sucedían aquellas historias. Dios mío, esas cosas ocurren en aquel supuestamente democrático país.

Ese es el efecto que debe lograr un artículo como este, que relata hechos verídicos ocurridos en los Estados Unidos de América, sobre nosotros los cubanos; siempre que se trate de cubanos sin acceso a Internet, con la prensa nacional como única fuente de información.

Es evidente que está dirigido a quienes ignoran que hay ciudadanos y ciudadanas en Cuba, opuestos al gobierno, decididos a expresar sus ideas y a hacerlas valer, que han sido objeto de detenciones e intimidaciones. Solo así puedo explicarme la aparición de este artículo en el periódico Granma.

Si no hubiese sabido a través de este sitio o de los materiales que circulan en memoria flash, o la voz populi, que personas como Orlando Luis Pardo, Gorki (cantante de Porno para Ricardo) Yoani Sánchez, han sido detenidos e intimidados aquí mismo, sin que medie ninguna acusación, y sin presencia de abogado, el artículo habría funcionado a la perfección conmigo. Me habría sentido afortunada de vivir en un país donde no corro el peligro de que mis derechos sean violados de esa forma.

Por último, quiero citar las palabras de Benjamín Franklin con las que Amy Goodman termina su artículo: “Quienes estén dispuestos a renunciar a la libertad fundamental a cambio de seguridad temporal no merecen ni la libertad ni la seguridad.”

Es hora de preguntarnos a qué estamos renunciando y a cambio de qué.


12 thoughts on “Consuélense, cubanos

  • el 20 mayo, 2012 a las 2:19 am
    Permalink

    En verdad,siempre he creido en las “comparaciones”,el ser humano es “incoforme” por naturaleza,hablando de “pluripartidismo”,que cambia? en los paises donde hay “elecciones libres”?solo es una “formula”,pues el sistema no cambia,la estructura siocial “queda igual”,solo “cambia” el presidente y los ministros,pueda que el anterior gobierno haya ,promulgado algunas leyes,de “caracter popular”,viene el nuevo y las “elimina”…se acabo,despues quienes se “postulan”,aquellos que tienen dinero,a veces son los mismos duenos de los “medios de comunicacion”,ej…colombia,Italia ,
    Lo que “falta” son las “libertades individuales”,aunque es como un “cuento”,porque para mi en lo personal ..”no existen” en nuinguna parte,pues ,un dia decides emigrar,buscar nuevas perspectivas,el pais donde quieres llegar …no te permite “que entre”…no te permiten que trabajes,te niega esos “derechos fundamentales”es lo mismo que yo siendo cubano,tenga que “pedir un permiso”para entrar a mi pais ,creo que es lo mismo,pero siendo cubano,te “choca”,que tienes que pagar para ver nacer a tu hijo,(entonces piensas si es una mercancia)…quizas no haya los instrumentos,ni medicinas,pero creo que las enfermedades,tambien es algo sicologico,y vas a un medico…el te dice ..despues de un analisis,”no tienes nada”..a veces en muchos paises no ves a un medico…
    Los medios de Comunicacion,es la “columna” de cualquier sistema politico,lo que se “diferencia” es entre lo “objetivo” y la “triunfalista”(la de Cuba),todo es “bueno”?..no miran los “huecos”..que existen,lo mismo,que estas embarazada,pero por razones ,bien economicas o de otra indole ,no quieres tener el bebe,una ley te “prohibe” que lo aborte,entonces te pregunta “si es mi derecho”..”no quiero tener el bebe”,consecuencia? es posible que lo “abandones”a su suerte,hay miles de ninos que viven en las calles ..sin educacion y menos atencion medica..
    Hece anos atras conoci,a un cubano de visita en Berlin (su amiga alemana lo habia invitado),conversando,bebiamos cervezas,solo me dijo” no he visto ningun policia”,desde que llegue,le respondi es verdad,no ves policias,pero en cada esquina hay camaras,cuestan menos que pagarles a un policia,en cada estacion del metro los buses (guaguas) tienen camaras…aunque no lo creas ..”eres vigilado)Ahhhh! no hay CDR
    Tengo una hija ,vive en Miami,una vez conversando por TE,me dijo ,que tenia hemorroides,solo le dije que fuera al medico,me contesto que no “podia” pues no tenia “seguro medico”,tampoco lo podia pagar,pues es muy caro…..una vez viaje a Cuba(la unica vez)en muchos anos,”amaneci” en un parque,con otros amigos,no me sucedio nada,eso mismo no lo puedo hacer en un parque de una capital latinoamericana,Caracas ,Bogota,Lima?inmaginable…mucho menos en centroamerica…hay palabras,que suelen “tener un significado”en si todas las tienen,pero algunas ..solo son eso “palabras”..Libertad,seguridad,democracia,Libertades individuales,derechos!!todo eso ,creo que solo existe en la cabeza,pues en realidad,no “existen”es como creer en Dios,nadie lo ha visto ,pero millones creen en el….Lindo tu articulo…!! un abrazo!

  • el 19 mayo, 2012 a las 4:13 am
    Permalink

    Como no?

    “Tal parece que usan la ignorancia y poca educación de algunos para “convencerlos” (…)”

    Perdóname por mi “portuñol”, usted no los llamó de “ignorantes”, pero si de “falaciosos”. Y cambió de asunto también. El articulo de Yusumi no habla de la capacidad argumentativa de ninguno.

  • el 18 mayo, 2012 a las 9:34 pm
    Permalink

    Es como el chiste del tipo que despierta de la anestesia y el doctor le dice: “Tengo 2 noticias, una mala y otra buena; la mala es que te amputé una pierna, la buena es vas a ahorrarte un dineral en zapatos”

    La realidad es que el cojo del cuento tendrá que seguir comprando pares de zapatos, porque no los venden separados; pero va a pagar el doble porque aún gastando la misma cantidad de dinero solo podrá usar la mitad de cada par de zapatos.

    Y así le va al pueblo cubano, cojeando y pagando por cosas inútiles.

    Lo que hacen esos comentaristas es decirle al cojo: ¡Alégrate de que tienes una pierna, a otros le faltan las dos! Pero no mencionan el costo de por vida (¡ya son 53 años!) del otro zapato.

  • el 18 mayo, 2012 a las 4:00 pm
    Permalink

    Yo no puedo decir , mas que lo que siempre he dicho…el socialismo , ha fracasado en Cuba, y más que fracasar, ha hecho de muchos de los que allí vivimos, enemigos, aunque lo seamos en la teoria. Cuba, después de España, …Estados Unidos, …Cuba después de Estados Unidos, …URSS, Cuba después de la URSS, sola, …Después de la soledad…Venezuela. Cuba, después de Venezuela…quién sabe. La realidad es que la no sabemos, pero si podemos afirmar que Cuba se especializa en perder. Esa ha sido su historia.

    Ah por cierto!, excelente artículo…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *