“Si no nos mata el covid, nos mata la basura”

Una vecina de un barrio en Centro Habana asegura que hace días no ve ni escucha el camión recolector

Camiones recolectores que no pasan y basureros desbordados son parte de las quejas en Centro Habana. (14ymedio)

Por Juan Diego Rodríguez (14ymedio)

HAVANA TIMES – Una vecina del barrio asegura a 14ymedio que hace días no ve ni escucha el camión recolector. “Cuando llega, es imposible no notarlo, aunque no esté parada en la puerta lo escucho porque hace mucho ruido y los trabajadores de comunales hablan alto. Esos latones llevan días desbordados y no los escucho pasar, llamé a Comunales y me han dicho que ayer había una brigada trabajando, que debió recoger, lo cierto es que eso no sucedió”

En recorrido por la zona, este diario ha podido comprobar que los contenedores de basura se encuentran repletos o rebasados, en algunas zonas también se pueden observar montones de escombros y otros desechos sólidos. Los habitantes de la barriada se quejan de la proliferación de plagas de roedores y cucarachas.

“A mí me parece que no tienen combustible, porque hasta hace un tiempo la recogida de funcionaba con bastante regularidad, con los nuevos camiones de donación, yo ya no puedo más con los ratones y las cucarachas, hasta dinosaurios vendrán a visitarnos pronto con tanta insalubridad”, se lamentaba una vecina de Cayo Hueso.

Entre Carlos Tercero y Pocito, el problema por la falta de recolección de basura es inminente. (14ymedio)

Una vecina del barrio asegura a 14ymedio que hace días no ve ni escucha el camión recolector. “Cuando llega, es imposible no notarlo, aunque no esté parada en la puerta lo escucho porque hace mucho ruido y los trabajadores de comunales hablan alto. Esos latones llevan días desbordados y no los escucho pasar, llamé a Comunales y me han dicho que ayer había una brigada trabajando, que debió recoger, lo cierto es que eso no sucedió”

En recorrido por la zona, este diario ha podido comprobar que los contenedores de basura se encuentran repletos o rebasados, en algunas zonas también se pueden observar montones de escombros y otros desechos sólidos. Los habitantes de la barriada se quejan de la proliferación de plagas de roedores y cucarachas.

“A mí me parece que no tienen combustible, porque hasta hace un tiempo la recogida de funcionaba con bastante regularidad, con los nuevos camiones de donación, yo ya no puedo más con los ratones y las cucarachas, hasta dinosaurios vendrán a visitarnos pronto con tanta insalubridad”, se lamentaba una vecina de Cayo Hueso.

Y en Virtudes, entre soledad y Oquendo, la imagen hace más que evidente el problema de recolección de basura. (14ymedio) Y en Virtudes, entre soledad y Oquendo, la imagen hace más que evidente el problema de recolección de basura. (14ymedio)

El 1 de marzo de 2020 entraron en vigor nuevas medidas y lo que se suponía sería un severo sistema de inspección de la limpieza colectiva, con multas que pueden llegar a los 3.000 pesos, funcionó solo por poco tiempo. Ante el incumplimiento de los plazos y horarios de recogida los vecinos vuelven a abarrotar los latones mientras brillan por su ausencia los trabajadores de Comunales.

Lea más desde Cuba aquí en Havana Times.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *