Medios oficialistas de Cuba impulsan narrativa rusa

sobre Ucrania con desinformación

Foto de archivo: El presidente cubano Miguel Díaz-Canel con Vladimir Putin en una conferencia de prensa en Moscu en 2018. Por Reuters / Maxim

HAVANA TIMES – El 24 de febrero medios de comunicación de todo el mundo informaron sobre el inicio de la invasión rusa en territorio ucraniano, pero en Cuba la tónica fue muy distinta. El periódico Granma —principal órgano de comunicación del Partido Comunista— exhibió en su portada el titular: “Cuba y Rusia, dos pueblos más cerca, que defienden la paz”. El artículo no incluía una sola palabra sobre el conflicto.

Dicha omisión fue el presagio de lo que pasaría durante las siguientes semanas: la maquinaria propagandística cubana empezó a emplear la desinformación para impulsar la narrativa rusa sobre la guerra en Ucrania.

A diario, los medios oficiales de la Isla presentan a Estados Unidos como el principal responsable del conflicto y a Ucrania como un régimen “nazi” culpable de la muerte de sus ciudadanos. A su vez, promueven a Moscú como una víctima que tuvo que desplegar una “operación especial militar” para defenderse.

A continuación, analizamos cómo dos de los principales medios oficialistas, Cubadebate y Granma, desinforman sobre la invasión rusa a Ucrania.

Foto de portada de Granma 24 de febrero

Falsean hechos

Desde el inicio de la invasión, la propaganda cubana copia textualmente las declaraciones del Kremlin, aunque la realidad sea opuesta al discurso ruso o no se pueda corroborar la autenticidad de diversas afirmaciones.

Por ejemplo, Cubadebate acusó, el 13 de marzo, a Brent Renaud, periodista estadounidense asesinado en Ucrania, de ser un agente de la Agencia Central de Inteligencia (CIA), citando a un supuesto medio iraní. El portal cubano no especificó de qué medio se trataba, ni enlazó la declaración a la fuente original.

“Según medios de prensa iraníes, el fallecido era un oficial de la Agencia Central de Inteligencia (CIA) y había sido visto previamente en Irak”, escribió Cubadebate.

El asesinato de Renaud, quien fue colaborador durante varios años de The New York Times y ganador de un Peabody (uno de los galardones más importantes de la información audiovisual en los Estados Unidos), ocupó los titulares de medios de todo el mundo, pero en ninguno de estos se mencionó el supuesto vínculo con la CIA que menciona Cubadebate.

Cuatro días antes se presentó otro caso. La ciudad de Mariúpol fue bombardeada por tropas rusas, pese a que se había acordado un alto al fuego en ese y otros territorios ucranianos. Tras el ataque, trascendieron imágenes de un hospital materno infantil cubierto de escombros y la fotografía de una mujer embarazada, quien luego falleció junto a su bebé.

Un día después del bombardeo, con las imágenes de los hechos en la prensa internacional, el periódico Granma negó que Rusia violara el alto al fuego y dijo, citando al jefe del Centro de Gestión de la Defensa Nacional de Rusia, que era una “ vil mentira” y “una descarada provocación de Kiev”.

El 4 de marzo se dio otro ejemplo. Ese día una parte de la central nuclear de Zaporizhia fue incendiada por las fuerzas de Moscú pero, según Granma, fueron los propios ucranianos quienes se agredieron a sí mismos.

“El 9 de marzo, el viceministro de Defensa de Rusia Nikolái Pankov comunicó que los nacionalistas ucranianos realizaron ‘una provocación muy peligrosa’: atacaron la subcentral y las líneas eléctricas que alimentan la planta de Chernóbil”, publicó el medio propagandístico cubano.

Noticias de la guerra que no se comunican en Cuba

Además de descontextualizar hechos, omitir partes relevantes de estos y falsear información, el aparato de propaganda estatal también ha decidido ignorar ciertos acontecimientos que han sido noticia en la mayoría de las portadas mundiales. Los siguientes son cuatro hechos que nunca ocurrieron en los medios oficialistas:

1. No han mencionado que las protestas en Rusia contra la invasión han sido reprimidas y parte de los representantes detenidos. Tampoco que el Kremlin prohibió de modo expreso las manifestaciones contra la guerra.

2. Los medios cubanos tampoco informaron que el 11 de marzo el presidente ruso Vladimir Putin anunció que su país buscaría tropas de Medio Oriente para combatir en Ucrania, confirmando reportes de inteligencia occidentales.

3. Las cifras de civiles muertos en el conflicto tampoco se presentan en los medios oficiales. En algunos casos se mencionan bajas específicas, pero nunca los totales comunicados por Ucrania o la ONU. El 22 de marzo, el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ACNUDH), informó que hasta el momento la cifra de civiles muertos en el conflicto es de al menos 953.

4. Tampoco han publicado información sobre el ultimátum ruso a las fuerzas ucranianas para que entreguen lo que queda de la ciudad de Mariúpol. La ciudad portuaria ha sido prácticamente devastada por los ataques del Kremlin, pero los medios cubanos tampoco mencionan la envergadura de esos daños.

Ni guerra, ni invasión: operación especial militar

Desde el inicio del conflicto, los medios oficiales cubanos también han cuidado sigilosamente el lenguaje para nombrar lo ocurrido. Para referirse a la incursión de Rusia, utilizan mayormente el término “operación militar especial” e incluso “desmilitarización de Ucrania”, sin mencionar la palabra “invasión” por ningún lado.

Incluso el 1 º de marzo Cubadebate cambió un encabezado informativo que había publicado en su perfil de Facebook en el que mencionaba “la invasión de Rusia”. Después de publicado, el medio quitó rápidamente la frase del posteo.

Primero publicó:

“Los tenistas rusos y bielorrusos podrán seguir participando en los torneos del circuito masculino de la ATP y del femenino de la WTA, incluidos los “Grand Slams”, pese al conflicto que se está viviendo en Ucrania con la invasión rusa”.

Minutos después el texto fue editado para eliminar la palabra invasión:

Los tenistas rusos y bielorrusos podrán seguir participando en los torneos del circuito masculinode la ATP y del femenino de la WTA, incluidos los “Grand Slams”, pese al conflicto que se está viviendo en Ucrania”.

Foto de posteos editados

Granma también es muy cauteloso con el término. El medio oficialista publica a diario varias notas sobre el conflicto en su versión digital, pero no menciona la palabra invasión, solamente la usa entrecomillada cuando un tercero la dice. En una revisión de las notas publicadas por el medio del 7 al 13 de marzo sobre la guerra, sólo se detectó la palabra invasión en siete oportunidades, todas entre comillas.

———————————-

*Periodista cubana graduada en 2015 en la Universidad de La Habana. Actualmente estudia una maestría en Comunicación en la Universidad Iberoamericana de México.

Lea más desde Cuba en Havana Times



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.