Llegué a Estados Unidos con parole, ¿ahora qué sigue?

Ilustración: Confidencial

Por Confidencial

HAVANA TIMES – Miles de nicaragüenses han llegado a Estados Unidos a través del parole humanitario, que les permite vivir y trabajar en ese país por un período de dos años. Pero al llegar, la mayoría se enfrenta a un mundo totalmente nuevo y, en muchos casos, el inglés es la primera barrera importante para gestionar su documentación e insertarse en la cotidianidad del Estado donde residirán.

¿Qué deben hacer después de llegar a Estados Unidos los nicaragüenses aceptados en el programa de parole? CONFIDENCIAL conversó con especialistas de diferentes áreas para construir una guía de inicio y supervivencia para los nicaragüenses, comenzando por los primeros trámites migratorios y los requisitos y consejos para comenzar a trabajar.

El proceso de rentar un cuarto o apartamento, movilizarse y acceder a servicios médicos igual puede ser tedioso para una persona recién llegada. Esta guía también responde a las dudas generales sobre estas demandas.

Especialistas en migración subrayan la importancia de cumplir con cada requisito que solicita el programa de parole para evitar problemas con las autoridades estadounidenses y su situación migratoria.

Mas de 64 000 nicaragüenses han sido autorizados para viajar a Estados Unidos con el parole humanitario, según cifras oficiales hasta enero de 2024.  De estos, 58 000 ya han llegado a Estados Unidos a través del programa, que les permite vivir y trabajar en ese país por dos años.

¿Qué es lo primero que debo hacer? 

La prioridad número uno de cualquier nicaragüense que llega con parole humanitario a Estados Unidos es completar la solicitud de autorización de empleo a través del formulario I-765.

¿Cómo completar el formulario I-765?

Hay dos opciones para llenar el formulario I-765, dependiendo de su nivel de inglés y experiencia: uno con asesoría legal y otra por usted mismo. En ambos casos tiene que cotejar que todos sus datos han sido completados correctamente. A continuación detallamos requisitos, costos y procedimientos de cada opción.

Llenar el formulario con asesoría legal

Si usted no habla inglés o tiene dudas de cómo completar el formulario I-765, puede buscar asesoría de paralegales debidamente certificados para que lo hagan por usted en línea o por servicio postal. Le solicitarán los siguientes documentos: 

  • El I-94 (copia del documento que entregan las autoridades de la oficina de Servicios de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos (USCIS) en el aeropuerto, a su arribo a Estados Unidos).
  • Copia de pasaporte
  • Datos personales (incluidos número de teléfono y dirección de residencia en EE. UU. donde va a recibir el correo postal)
  • Una fotografía tamaño visa
  • Depósito de 410 dólares, que representa la tarifa del formulario. Tome en cuenta que, a partir del primero de abril, ese monto pasará a 470 dólares debido a una actualización de las tarifas por parte de USCIS. Puede revisar esa información en el siguiente enlace: Preguntas Frecuentes sobre la Regla de Tarifas de USCIS | USCIS

El costo estimado de los servicios de un paralegal es de 150 a 250 dólares por rellenar este permiso. Otra opción con asesoría es contratar a un abogado de migración, que cobra cerca de unos 250 dólares por hora.  

Llenar el formulario usted mismo

Otra opción es completar el formulario I-765 usted mismo o con apoyo de algún familiar o una persona que lo haya hecho previamente. Para hacerlo, debe ingresar a su cuenta USCIS y seleccionar la ventana “My Account”, y luego la pestaña, “File a form online”.

El sitio abrirá una barra de selección de menú, en la que debe escoger el formulario de autorización de empleo. Al rellenar el documento, también tendrá que marcar la casilla donde solicita su número de Seguro Social. A medida que va completando el formulario, le pedirá subir una copia de su I-94, pasaporte, y su fotografía. Y finalmente, deberá pagar la tarifa de 410 dólares.  

¿En cuánto tiempo llega mi permiso de trabajo?

El Documento de Autorización de Empleo (EAD por sus siglas en inglés) y el número de Seguro Social (SSN por sus siglas en inglés) tarda alrededor de 30 a 90 días en ser remitido. Sin embargo, existen casos en los que llega mucho antes, asegura Carolina Sediles, asistente legal de ACM legal Services.   

Los EAD sirven como documentación para demostrar a los empleadores que una persona está autorizada para trabajar en Estados Unidos durante un periodo específico. Los SSN se utilizan para informar sobre los ingresos al Gobierno, y para determinar la elegibilidad de una persona a ciertos beneficios, señala USCIS en su sitio web. 

Una vez que envió el formulario I-765 debe revisar constantemente su correo postal y su cuenta USCIS, que son los canales de documentación a través de los que notifican la cita de servicios biométricos (huellas dactilares y fotografía), a la que deberá acudir previo a que reciba su autorización de empleo.

El periodo de espera de la documentación de trabajo varía en cada caso. Si en el suyo se demora más de un mes, podría buscar empleo presentando su I-94 y su aplicación de permiso de trabajo, que prueba su estatus legal en Estados Unidos y la gestión de su EAD y SSN, recomienda Sediles, ya que algunas empresas sí acceden a iniciar procesos laborales de esa forma.

Completar requisitos específicos de USCIS 

Al ingresar a Estados Unidos con parole, las personas tienen 90 días para realizarse un examen de detección de tuberculosis, que es un análisis de sangre (ensayo de liberación de interferón gamma IGRA) y el resultado obtenido deberán agregarlo a su cuenta USCIS. Esta prueba puede costar desde 80 a más de 300 dólares. Se recomienda consultar en las farmacias CVS y en clínicas de los diferentes Estados.

Muchos nicaragüenses olvidan cumplir con el examen de detección de tuberculosis, y no contar con este podría afectar cualquier proceso legal más adelante, señala Carolina Sediles.  

¿Me puedo quedar más tiempo cuando venza el plazo del parole?

La permanencia de los nicaragüenses que ingresan con parole a Estados Unidos es de dos años. Una vez finalizado ese periodo, los beneficiados deben salir del país si no tienen otro tipo de estatus migratorio. Quedarse con el parole vencido implica estar ilegal, explican especialistas en migración.

Muriel Sáenz, miembro de la organización Nicaragüenses en el Mundo Texas, reconocida por la Corte de EE. UU, explica que para solicitar asilo en EE. UU. deben hacerlo en el primer año de ingreso, de lo contrario, el caso se complica. 

“No pueden esperar a que pase un año y nueve meses y decir no, no. Me quiero quedar. Voy a pedir asilo… No esperen porque solo tienen ese primer año”, recomienda. 

¿Puedo pedir asilo en Estados Unidos después de un año? 

Sí, pero el caso se complica porque la persona solicitante debe explicar porqué no presentó su proceso durante el primer año y en dependencia del oficial que lea su solicitud de asilo puede aceptarlo o no. Si no la acepta, esa aplicación es trasladada a la Corte y el proceso se convierte en un asilo defensivo, que implica presentarse ante un juez de inmigración. De lo contrario, el tipo de asilo es afirmativo, que aplica para una persona que no está en proceso de expulsión y se solicita al Gobierno de EE. UU., con la oficina de Servicios de Ciudadanía e Inmigración de EE. UU. (USCIS). 

Sediles considera que existen otras alternativas además del asilo para quedarse después de los dos años que permite el parole. Una de las posibilidades es la visa de trabajo o bien, si tiene un familiar residente que pueda pedirlo. Estas vías legales dependen de cada caso. Por lo tanto, la recomendación general es buscar asesoría legal apenas haya llegado con parole a Estados Unidos y no dejar pasar el tiempo. 

“Si su objetivo principal es quedarse y hacer un cambio de estatus tienen que buscar opciones inmediatamente llegan. No tienen que esperar a que pasen seis meses o a que pasen los dos años o a última hora”, expresa.

Vivienda

Rentar apenas aterriza en EE. UU. es complicado y costoso. En la mayoría de Estados piden un reporte de crédito y la mensualidad del primer mes más un depósito equivalente a la misma cantidad. Lo recomendable, una vez que desee salir de la casa del familiar o amistad que lo recibió, es iniciar una búsqueda de opciones para alquilar. Las alternativas van desde un cuarto compartido, un basement o una casa completa.   

Los costos varían por Estado, pero alquilar un cuarto con servicios compartidos ronda entre 500 a 800 dólares o más. La búsqueda no es sencilla, pero usted puede iniciar por páginas y grupos en Facebook o a través de organizaciones religiosas o de migrantes que conocen opciones de renta.  

Transporte  

Movilizarse en Estados Unidos tampoco es fácil si no se cuenta con un vehículo particular. Tener un vehículo es una necesidad. Sin embargo, existen opciones según cada Estado. Lo más recomendable es averiguar a través de Google Maps las rutas establecidas en el sistema de transporte de la ciudad. O bien, visitar sus páginas web, que contienen la información requerida en inglés.

Utilizar las aplicaciones de Uber y similares también es una posibilidad, pero sus precios son altos. Asimismo existen personas que se dedican a brindar servicios de taxi y se conocen popularmente como “raiteros”, por la palabra “ride”, o aventón en español. 

Estas son algunas páginas del transporte público: 

Servicios sanitarios

El nicaragüense que llega con parole a Estados Unidos y ya cuenta con permiso de trabajo y seguro social puede aplicar a la Ley de Atención Médica Asequible, más popularmente conocida como “Obamacare”. Esta se “desarrolló para ayudar a las personas a acceder a un seguro médico asequible a través de un mercado de seguros médicos donde los estadounidenses pueden comprar un seguro médico subsidiado y regulado a nivel federal durante la inscripción abierta”, explica en su página web.

La convocatoria oficial para aplicar a este mercado de seguros es en diciembre. Sin embargo, las personas con parole pueden evaluar su caso apenas obtengan su documentación de trabajo y social. El tipo de seguro dependerá de las necesidades e ingresos de la persona. 

“El mercado de seguros te ofrece opciones, que podés no pagar nada hasta poder pagar 25, 30 dólares al mes”, explica Sediles. Puede consultar opciones en este enlace.

Los nicaragüenses también pueden acudir a centros de urgencia (urgent care), que son clínicas semiprivadas y el costo por consulta se estima entre 70 a 150 dólares. Son para situaciones médicas generales. Sin acceso a especialidades.

Y finalmente, están las clínicas del Estado que cobran una cantidad mínima acorde a los ingresos de la persona. Sediles explica que es importante que los connacionales se abran a este mercado de seguros, ya que de esta forma estarán respaldados ante cualquier emergencia médica (en dependencia del seguro), especialmente, accidentes de tránsito.

Lea más desde Nicaragua aquí en Havana Times.

Articulos recientes:

  • Cuba
  • Reportajes
  • Segmentos

El éxodo masivo perjudica a los negocios privados en Cuba

"Se me fueron el maestro dulcero y la económica, así que cerré el negocio", explica…

  • Mundo
  • Noticias

Polonia inicia un debate sobre la prohibición casi total del aborto en el país, que el nuevo primer ministro Donald Tusk prometió revocar y más noticias internacionales.

Presentamos las noticias internacionales en breve recopilada por Democracy Now el viernes 12 de abril de 2024.

  • Entrevistas
  • Mundo

“El personal médico no fue a la escuela para acabar en prisión”

Se trata de una ley que fue promulgada originalmente en 1864, cuando todavía las mujeres…

Con el motivo de mejorar el uso y la navegación, Havana Times utiliza cookies.