Exportar fuerza de trabajo, una vieja práctica del socialismo a la cubana

Vicente Morín Aguado

Remesas a Cuba. Foto: cafefuerte.com

HAVANA TIMES — Fin de año, Día de las Madres o cualquier otra fecha señalada determinan en Cuba largas filas frente a cualquiera de las casi 500 oficinas que ha establecido la Western Union (WU)  en el país.

Odilón Molina, presidente de la transnacional para Las Américas, ha declarado que el monto total de transferencias a Cuba superó los mil doscientos millones de dólares el pasado año.

La cifra supera con creces los ingresos netos del turismo, porque aunque la industria del ocio pudo recaudar tres veces más, sus ganancias se estiman entre 24 y 30 centavos por cada dólar de acuerdo con evaluaciones confiables, entre otras la del economista cubano Omar Everleny.

Sin embargo, lo de la WU es solo un filón de la exportación de fuerza de trabajo, no olvidar que casi medio millón de cubanos que viven en suelo estadounidense visitaron su Patria este 2016, ellos trajeron consigo las remesas, tanto en billetes como en especie e igualmente dinero limpio de polvo y paja. Por si fuera poco, resta contabilizar el aporte de la diáspora asentada en Europa y demás países del mundo.

La entidad independiente The Havana Consulting Group se ha dedicado al asunto, uno de sus directivos, Emilio Morales, ofrece los datos que a continuación analizamos:

-Al cierre de 2014 las remesas cubanas, solamente desde EE.UU, se estimaron en 3 mil 128, 9 millones de dólares con un margen de error nunca superior al 4 %.

-Los ocupados laboralmente en 2014 eran 4 968,8 millones. Una simple aritmética arroja que la emigración aportó 629,7 dólares por cada compatriota “que labora” en el país donde la gente no quiere trabajar. La cifra significa 16.100 pesos en moneda nacional al cambio oficial de 25 de tales pesos CUP por un Convertible CUC igual a dólar. Es decir, considerando los 584 CUP de salario medio mensual para la fecha=7 008 al año, la fuerza de trabajo cubana en Estados Unidos aportó a su país de origen más del doble que sus coterráneos. Excelente negocio el de la emigración.

Paisaje cubano. Foto: Franco Cariño

Exportar fuerza de trabajo no es materia casual, ni siquiera consecuencia indirecta del diferendo entre los gobiernos de Cuba y los Estados Unidos; allá por los años ochenta del pasado siglo, bajo la capa del Consejo de Ayuda Mutua Económica (CAME), entidad económica internacional del desaparecido campo socialista, se practicó ampliamente el envío dirigido de cubanos hacia Europa del Este y la URSS.

Entonces los sueños eran un tanto modestos, podían definirse con una motocicleta ETZ alemana. Celosamente conservadas, vendidas y revendidas, miles de estos ciclos circulan por nuestras calles. Buena parte de los cubanos que asistieron a la caída del muro de Berlín aprovecharon la ocasión para quedarse definitivamente en tierras europeas.

La venta de trabajo calificado alcanzó su clímax a través de las llamadas misiones internacionalistas, con la Salud Pública como centro. La materia ocupó espacio reciente en Havana Times al abordar específicamente el caso Venezuela.

Parte de una entrevista concedida al portal web 14 y Medio, Omar Everleny define cuáles son las fuentes de ingresos de la economía cubana:

Los servicios en primer lugar. Pero se supone que los pagos por servicios de Venezuela han disminuido por la propia situación interna de ese país, se puede estimar que podría estar alrededor de 1.000 millones de dólares de lo que debería ingresar a Cuba [en 2012, se estimaba que la Isla ingresaba unos 8.200 millones por servicios médicos en el país caribeño, de los cuales actualmente puede haber dejado de recibir en torno a 1.300].”

Emilio Morales

El economista Emilio Morales adelanta datos elocuentes del por qué  exportar fuerza de trabajo:

“Si comparamos per cápita la cantidad de remesas enviadas por emigrados cubanos  con el sueldo anual promedio de la población laboral activa en el país, (calculado al tipo de cambio oficial—compra de USD— a 24/1), las remesas de un emigrante sencillo equivalen a 9.55 sueldos anuales de trabajadores en Cuba.”

Tratándose de los servicios médicos, vale recordar que el académico Carmelo Mesa Lago calculó para Venezuela no menos de 10 mil euros de ingresos mensuales por cooperante, de los cuales el monopolio estatal se apropia directamente alrededor del 70 al 90 %  sin reclamación posible por parte de los “misioneros” así contratados.

La conclusión final es sencilla: incapaces de construir una economía productiva en su propia tierra, los líderes del proyecto socialista cubano encontraron, más o menos directamente, vía migrantes o vía proyectos dirigidos, el camino de vender a sus ciudadanos para recibir luego los beneficios correspondientes en un sistema de gobierno totalitario en el que el derecho a réplica está muy limitado.

Vicente Morín Aguado: [email protected]

14 thoughts on “Exportar fuerza de trabajo, una vieja práctica del socialismo a la cubana

  • el 12 febrero, 2017 a las 1:24 pm
    Permalink

    Como siempre Vicente exponiendo verdades como templos. Agregar que a la modalidad de exportar cubanos se le adiciona ahora la importacion de indios para llenar el hueco. Eso merece un buen reportaje y analisis aqui en HT.

  • el 12 febrero, 2017 a las 1:17 pm
    Permalink

    Mejor anexemo los USA a Cuba de una vez. Ya nos anexamos Miami y varios escaños en el congreso en tan solo 58 años, asi que en par de siglos nos quedamos con la union americana.

  • el 11 febrero, 2017 a las 5:25 pm
    Permalink

    Desde que en 1977, Fidel Castro abrió la posibilidad para los emigrados de visitar Cuba, reconociendo él mismo en un discurso restringido a cuya grabación tuve acceso como militante de la UJC que fui, los pingues benericios económicos que ib a obtener de esas visitas, la emigración ha constituído un tremendo negocio para el régimen. Estas últimas modificaciones a las leyes migratorias tuvieron como objetivo afianzar y hacer aún más ventajosas las relaciones del régimen con la emigrción cubana, ventajas que benefician solo al primero. Western Union es el único ente autorizado a enviar remesas y eso cumple con el objetivo de poder controlarlas y saber más fácilmente a quién se le envían. Hace un tiempo atrás, el hermano de José Daniel Ferrr fue impedido de enviar remesas a Cuba por Western Union, informándole el empleado que así se le había indicado por sus superiorres. Para Western union éste es un negocio redondo, sin competencia, el sueño de todo capitalista, y sabe que si no acata los úcases del régimen perderá su privilegiada posicion. El régimen ha tomado todaas las medidas posibles para esquilmar a la emigración. Hace unos días llamé a República Dominicana y por 10 dólares tenía mas de 8 horas de conversación, tiempo que en el caso de Cuba se ve reducido a alrdedor de 20 minutos en la tarifa más económica. Los increíblemente elevados aranceles aduanales, las restricciones para llevar a Cuba cualquier mercancía por particulares, las abusivas tarifas para el envío de remeseas, caracterizan a un Estado forajido que sobre la base del control absoluto que ejerce sobre toda acividad, se aprovecha de ello para su enriquecimiento, es decir, el de la cúpula en el poder. El Exilio cubano ha perdido su cohesion ideológica con el paso del tiempo, proceso que se ha acelerado con la llegada de emigrnates estomacales para los cuales la existencia del estado totalitario en Cyuba es un mal insalvable, una suerte de fatalismo atenaaa sus mentes reptiéndoles que el estado actual de cosas no es asunto de ellos cambiarlo y lo que deben hacer es tratar de sortear los obstáculos y mantenerse al margen de luchas políticas, solo proveyendo egoístamente a las necesidades de los suyos en la isla. Jugada maestra del Cremado en Jefe que desde aquellos lejanos 70 vió el resquebrajamiento interno de la emigración y suo sacarle partido en su beneficio: recibiendo ingresos y teniendo la puerta abiert para infiltrar agentes en territorio norteamericano.

  • el 11 febrero, 2017 a las 1:34 pm
    Permalink

    Lo peoro de todo esto es que Raúl y su gente al priorizar la inversión extranjera y principalmente la de EEUU y desestimar la propiedad cubana y cooperativa de los cubanos, estaría avanzando a una anexión virtual, económica pues la autosuficiencia de la economía cubana, no digo la autarquía que seria un disparate, quedaria prendada de las empresas de EEUU. Y me disculpa Jose Dario y todo el que piense como èl, la anexion virtual o real a EEUU nunca seria una solución realista a los problemas de Cuba. Y fíjese que no lo estoy acusando de nada, no lo estoy ofendiendo, estoy tratando de argumentar por qué no lo sería. Simple: Cuba es una nación con un idioma, una cultura que es plural, pero integrada, que tiene una historia de luchas independentistas muy asentadas en nuestros genes, tenemos unos paisajes y una naturaleza que amamos intensamente y unas costumbre formadas durante siglos que junto a nuestras tradiciones religiosas y cullturales, nos convierten en una nación muy particular en el ámbito caribeño y americano. Por demás no necesitamos de EEUU para desarrollarnos económicamente y no estoy negando sus inversiones ni mucho menos el intercambio económico que sí necesitaremos, pero no necesitamos de sus capitales, sabe por què porque somo un pais rico en todo sentido y también en capital, solo que mal gastado y mal empleado, con tierra sin cultivar y recursos naturales sin explotar. Pero sobre todo somos millonarios porque tenemos millones de ideas, donde quiera que vamos levantamos un capital. Además el capital de muchos cubanos en los mismos EEUU, estaría a disposición de nuestra economía si el gobierno cubano dejara atrás tanto estatalismo y sectarismo y aceptara a todos los cubanos como cubanos donde quiera que estén con todos sus derechos y fuera capaz de permitir la economía privada que cabe en el socialismo según Marx. Pero se que estoy pidiendo mucho los burócratas por eso tenemos que luchar para cambiar todas las leyes absurdas y también el gobierno, siempre en forma democrática y pacifica, porque ya sabemos que la violencia solo engendra violencia y no mas violencia; pero es lo que toca y buscar que sea al pueblo cubano todo el que decida sus destinos y no un pequeño grupo, donde puede haber bien intencionados y no lo dudo, pero tan llenos de prejuicios e incapacidades que van a terminar ellos entregando el país a las compañías americanas. Y para que vea si soy dialéctico, y mas adelante, cuando en Cuba y EU predominen las formas asociativas de producción y tengamos verdaderas democracias directas y participativas, no dudo que nos unamos en una federación de estados socialistas de America. Claro que estoy soñando, pero a mi no me cuesta nada. Allà los que no tengan sueños.

  • el 11 febrero, 2017 a las 7:59 am
    Permalink

    Ya Jose Dario, suficiente para hoy, todo de Cuba es una “M” y lo que tienen que rogar los cubanos es su anexión a Estados Unidos. Ya de sobra sabemos su pensamiento, ya ha dicho todo.

  • el 11 febrero, 2017 a las 7:52 am
    Permalink

    El articulisa,y el sr. Morales omiten solo decir que, si Cuba se anexara a los EEUU todo seria mas fácil…..solo quizás para que sea con felicidad Raul Castro pudiera ser el Interventor hasta su muerte….de todas formas siempre han estado alentando la anexion a algún Pais y todos menos exitosos….Los comunistas saben asaltar el poder, luego no saben que hacer con el….solo mantenerlo. Yo voto por la anexion,que conste, aunque no le guste a Circles !!Y los Yuma, nos dejarían el himno, la bandera y la administración….y no tendriamos,ademas,que cruzar toda Centroamérica para …..hacernos Yuma !!

  • el 11 febrero, 2017 a las 7:09 am
    Permalink

    Nadie tiene dudas, ni “ellos” mismos: la abusiva explotación de la fuerza de trabajo cubana por el estado, sea ud. médico internacionalista, trabajador de la cia de electricidad, bodequero o empleado en una empresa agrícola, es lo que caracteriza la base económica sobre la cual se sustenta todo el andamiaje estructural de la sociedad cubana. Base y superestructura. La base son las relaciones de producciòn, en nuestro caso son relaciones estatal-asalariadas. Como las del capitalismo clásico, solo que para el estado. Por eso hay que seguir diciendo que este esto es capitalismo de estado y no seguirle llamando socialismo. Es un ultraje a la palabra socialismo y es una bendiciòn para el fidelismo que lo llamen socialismo, cuando no lo es.

    La solución a esta desgracia es cambiar la base económica, las relaciones de producciòn, pero el gobierno partido estado no quiere, no le conviene, Por eso no avanzan el trabajo privado, el cooperativo ni la inversiòn extranjera. Si le quitaran las amarras a esas “reformas” aprobadas por propio PCC y nunca consecuentemente implementadas, esas otras relaciones de producciòn acababan solitas con el estatalismo asalariado.

  • el 11 febrero, 2017 a las 4:37 am
    Permalink

    “Es decir, considerando los 584 CUP de salario medio mensual para la fecha=7 008 al año, la fuerza de trabajo cubana en Estados Unidos aportó a su país de origen más del doble que sus coterráneos. Excelente negocio el de la emigración.”
    Aquí hay un pequeño error, pues realmente la fuerza de trabajo cubana en Estados Unidos aportó a su país de origen más del doble de lo que QUE EL GOBIERNO EXPLOTADOR paga a sus trabajadores, que es muy diferente, pues los trabajadores en Cuba aportan muchísimos más, lo que el gobierno les paga esa miseria.

  • el 10 febrero, 2017 a las 5:51 pm
    Permalink

    Por poner un ejemplo, mandar 1000 dólares a Mexico desde USA por Western Union cuesta $15. Mandar 1000 dólares a Cuba por Western Union desde USA cuesta $80 y de los 1000 dólares el pariente recibe neto 970.90 CUC. La mayor parte de este dinero que REGALAMOS a los familiares cubanos acaba en las tiendas TDR donde los precios suelen ser el triple del costo original, y ¿quiénes son los gerentes de las TDR? Saquen ustedes sus propias conclusiones… ¿Nunca oyeron que los dueños de los centrales explotaban a los trabajadores aún más pagándoles con “vales” que sólo se podían usar para comprar en la Tienda del Central? Pues eso. Lo único que ahora los “vales” se llaman CUC. NEGOCIO REDONDO.

  • el 10 febrero, 2017 a las 3:09 pm
    Permalink

    Gracias Jorge por no darme con tu mazo. Genial tu propuesta.

  • el 10 febrero, 2017 a las 3:03 pm
    Permalink

    Circles

    Si lo que el desgobierno de Cuba invierte en el aparato represivo y de vigilancia a la ciudadanía- vaya, te lo voy a poner suave, la mitad nada más- lo invirtiera en lo que realmente hace falta, ni Cuba estuviera hecha el desatre que está; ni media Habana o más se estuviera cayendo a pedazos, ni tanta gente estuviera dispuesta a tirarse al mar hasta en una palangana por librarse de aquello.

  • el 10 febrero, 2017 a las 1:27 pm
    Permalink

    Bueno ahora “ustedes” del “exilio” tienen un presidente afín en Donald Trump. Tal vez sea mas fácil lograr sus objetivos, tal vez no. De nuevo Miranda, demuestras su poco conocimiento a la Cuba de hoy, siempre exagerando. Si se invierte en calles, transporte, escuelas y hospitales, cualquiera que vive en Cuba lo sabe. Que no sea suficiente, o mal invertido, o que haya despilfarro, es otra cosa. Sus argumentos, que pueden ser acertadas muchas veces pierden credibilidad cuando recurre a la exageración y la mentira.

  • el 10 febrero, 2017 a las 12:48 pm
    Permalink

    Y ni un céntimo para arreglar las calles, ni para transporte público, ni para ponerles ventanas a las escuelas, ni arreglar los inodoros en los hospitales. Todas las divisas que entran al país van directo a sus cuentas privadas y nada para beneficio del pueblo como cree Erasmo, que todavía no ha aprendido que “pueblo” son los Castro.
    Éstas cifras no son nuevas, y hace décadas que el “exilio” está llamando a la cordura de los cubanos a meterle un bloqueo de verdad a la dictadura, de abstenerse por 6meses nada más a las remesas y los viajecitos de placer, Nosotros los cubanos hemos sido los culpables de mantener a esa dictadura.

  • el 10 febrero, 2017 a las 9:23 am
    Permalink

    Excelente post Vicente.Muy bien documentado en datos fundamentales y de especialistas de primer nivel.
    Muchas gracias por la información y por el enfoque.Efectivamente los cubanos en el exterior son la fuente más importante de ingresos en el país.Fundamental el dato que citas del economista cubano Omar Everleny sobre la ganancia real del turismo entre 24 y 30 centavos por cada dólar.Yo hacía un estimado optimista del 40% y veo que es mucho menor.Por eso pueden llegar 4 millones de turistas al país que el turismo no es el renglón de entrada principal de ingresos.Está muy por debajo de los servicios aunque ya han disminuído y entonces emerge como primer renglón de ingresos al país, las remesas de los emigrados que el cálculo de Emilio Morales que citas los ha estimado en 3,000 millones en dinero, dolár y 3,500 millones en especie.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *