En una Habana a oscuras, la Embajada de España se ilumina…

…con los colores de Ucrania

“Solo las embajadas y los hoteles están iluminados, el resto en esta ciudad son sombras”, se quejaba un habanero este domingo. (14ymedio)

El Gobierno de la Isla se ha abstenido en al menos dos votaciones en Naciones Unidas de rechazo a la incursión rusa en territorio ucraniano

Por Juan Diego Rodríguez (14ymedio)

HAVANA TIMES – Este fin de semana era fácil orientarse en el litoral habanero a partir del foco de luz en que se ha convertido por estos días la Embajada de España en la capital cubana. Iluminado con los colores de la bandera de Ucrania, en solidaridad con ese país y en rechazo a la invasión rusa, el imponente edificio resaltaba en medio de unas calles con apenas alumbrado público.

La imagen inicial, difundida en la cuenta de Twitter de la sede diplomática, dista bastante de la que se veía este domingo en la noche donde apenas un par de ventanas estaban coloreadas de azul. No obstante, el gesto va directo a los ojos del Ejecutivo cubano que ha mantenido una postura de sintonía con el Kremlin. El Gobierno de la Isla se ha abstenido en al menos dos votaciones en Naciones Unidas de rechazo a la incursión rusa en territorio ucraniano y los medios oficiales sostienen que se trata de una “operación militar especial” para “desnazificar” a ese país europeo.

Otras embajadas y consulados europeos también han mostrado su apoyo a los ucranianos y a su presidente, Volodímir Zelenski, colocando la bandera azul y amarilla en sus zonas exteriores. En el caso de la sede española, no es la primera vez que utiliza el sistema de luces de su fachada para celebrar o recordar algún hecho, como cuando, cercano al 12 de octubre y de cara a su fiesta nacional, adornan los muros art nouveau con las tonalidades de su enseña.

Los transeúntes no han dejado pasar la nueva decoración para ironizar sobre la oscuridad reinante alrededor del enorme inmueble, enclavado en una esquina envidiable, con vista a la entrada de la bahía y al faro del Morro. “Solo las embajadas y los hoteles están iluminados, el resto en esta ciudad son sombras”, se quejaba un habanero este domingo. Tampoco han faltado los que lamentan no haber visto los colores de la bandera cubana en el edificio, en solidaridad con las protestas populares del pasado 11 de julio o en reclamo a la excarcelación de los detenidos aquellas jornadas.

Lea más desde Cuba aquí en Havana Times



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.