Cuando Hollywood toma a Cuba por asalto

Hollywood tomó La Habana para la filmación de Rápido y Furioso 8. Foto: David Gonzalez/FB

HAVANA TIMES — La nueva relación entre Estados Unidos y Cuba abrió la puerta a la filmación de producciones de Hollywood en la isla con la contratación de personal y servicios locales de apoyo.

El rodaje de Rápido y Furioso 8 en la capital cubana ha sido todo un acontecimiento para la población con ventajas y desventajas según la óptica de cada quien.

A continuación publicamos un reportaje sobre el desarrollo de la filmación, los arreglos con los locales y afectaciones a la población en las calles utilizadas.

Rapido y Furioso 8

Por Ramón Peralta  (Progreso Semanal)

Un chofer de bicitaxis harto de que durante tres días le tengan prohibido cruzar la calle Reina exclama a todo pulmón: “na, aquí, viendo como los comunistas estos se venden a los americanos”. El mismo estado de opinión se escucha en diferentes sectores de la sociedad, desde los más humildes y atrapados en la pobreza, hasta sofisticados intelectuales mejor posicionados. A todos quizá los une una virtual conciencia de clase, un antimperialismo largamente aprendido en la escuela y la televisión, pero también acaso la fabulosa suerte de no ser parte del negocio.

“La Habana tomada por los ingleses”, dice una señora mientras mira a un brutal helicóptero sobrevolar por encima de las azoteas que colindan con el parque El Curita. Conquistada, al parecer sin barreras, por una de las industrias más innovadoras, estables y colonizadoras del capitalismo occidental. Rastras, camiones de carga, rampas con autos y motos, exponen que el demonio tantas veces conjurado está increíblemente en casa en su versión más obscena: “Universal City Estudios, L.L.C”.

“Esto es un acelerón”, dice Fernando, “uno siente que está preparado para algo más que cerrar calles, pero con el dinero voy a poder comprar una computadora de escritorio para editar videos, también quiero pagarle un incentivo a los muchachos de Etecsa para que me trasladen de una vez el teléfono fijo a la casa y quizá hasta me compre un bicicleta”.

Más de 200 auxiliares de producción, la mayoría jóvenes y profesionales, —cineastas, filólogos, actores, etcétera—, cierran calles, alejan, y ponen a salvo a la población de los peligrosos circuitos de carreras de autos. El pago que recibirán al final de estos 10 días, significará una considerable remontada, unas utilidades que ya existen, pero a favor de un estrechísimo sector de la sociedad. Este “trago amargo” equivaldrá a dos años de salario medio. Por lo que Gabriel, que se ha mudado a la casa de una amiga para no gastarles a sus abuelos la poca agua almacenada en un par de tanques, planea comprar una turbina ladrona y así resolver el crítico problema sanitario de su vivienda en Centro Habana.

Las cuentas están sacadas, y son sensibles a la mejor herramienta de incentivo y control que tiene el capitalismo made in Hollywood: el pago de horas extras. “A medida que pasaban las 12 horas fijadas en contrato, y llegaban las horas extras me comencé a ilusionar”, alega Yosvani. Quien comenzó a desear una cámara Nikon de lente intercambiable. Igualmente si el trabajador no lo da todo —y en Cuba esto es muy posible—, puede decírsele que en las horas extras se mostró demasiado perezoso para merecerlas.

Los planes de Yosvani se tensaron, a medida que finalizaron las prolijas y trabajosas escenas de acción con dobles, y que comenzó a asomar en locación el verdadero Toretto (Vin Diesel) y Letty (Michel Rodríguez), los tiempos de rodaje disminuyeron, y con ellos el tiempo adicional. Sus expectativas crecieron tanto con las horas extras que decidió no renunciar al sueño y pedir prestado para obtenerlo.

Hechos hace un mes los contratos con una empresa mexicana vinculada a Universal, estos auxiliares alegan no haber recibido copia del documento. Cada muchacho y muchacha firmó además una prolija y astuta cláusula de confidencialidad que los despoja del derecho de defenderse, o incluso de hacer algún tipo de reclamo público en caso de haberse sentido maltratados o vejados.

El país acaso ingresará directa o indirectamente millones de dólares por este negocio, pero sin duda no está legalmente apertrechado para hacerlo, al menos con la conciencia tranquila y un mínimo de seriedad.

Del mismo modo fallaron otras cuestiones: varios jóvenes empleados confirmaron a Progreso Semanal —a riesgo de ir a la cárcel, o pagar medio millón de dólares de multa, por supuesto— el rumor de que la empresa Palco fue despedida por no cumplir con calidad su contrato de entrega de almuerzos. En su lugar los auxiliares de producción —y no todo el equipo— recibieron una dieta y comieron en paladares vecinas.

A todos los negocios de la calle Reina se les apaciguó con incentivos para que dejaran de funcionar e incluso alguna que otra pulcra paladar fue tomada como baño para el equipo. El silencio cómplice y la cooperación que mostraron, —al contrario de los a veces belicosos vecinos, o indignados intelectuales que esperan una entrada del capital menos espectacular, o al menos sin helicópteros sobrevolando a seis metros de altura— era similar al silencio que los jóvenes auxiliares de producción, en su mayoría profesionales, mostraban cuando alguien a quien prohibían el paso les gritaba “¡vendidos!”.

6 comentarios sobre “Cuando Hollywood toma a Cuba por asalto

  • imagínense que yo soy Raul Castro, cosa que no es difícil porque no me conocen. Un representante de la compañía que produce Rapido y Furioso 8 me dice que quiere grabar en Cuba una película y a mi, que soy Raul, me da por decirles que si… porque OJO, eso, si lo dice otro que no sea yo pues… na, no creo que nadie se atreva… ellos saben… en fin, Yo, Raul Castro dije que SI.

    El productor necesita cubanos para trabajar en la película y yo que soy Raul les puedo garantizar a ellos, todos los cubanos que me de la gana pues como mismo los hago ir a los desfiles y los hago ir al campo y esas cosas pues también los mando a hacer una película y los gringos van a estar felices… eso si, gringos, me pagan a mí que yo luego le pago a los cubanos. Los cubanos pueden firmar todos los papeles que les de la gana, lo mismo dándoles que quitandoles derechos, pues total, si no le reconozco la ciudadanía americana a un ciudadano americano porque simplemente a mi no me da la gana y si su hijo es ciudadano americano porque nació allá y tampoco se lo reconozco porque a mí no me da la gana, la verdad me importa un pito los papeles que firmen los cubanos…

    Si quieren carros americanos y algún cubano se pone pesa’o me lo dicen que yo se los decomiso y se los dono de buena voluntad, eso si, si le pudieran dar un chance a mi nieto el “modelo” para que saque la nariz aunque sea cruzando la calle porque traté de meterlo en el desfile de Chanel pero no querían niños con medias barbas y lo dejaron mirar solamente…

    Hagan lo que quieran en la habana, esto es mío y ustedes son mis invitados… eso sí, el helicóptero ese no me lo acerquen mucho a los edificios de la habana vieja porque se me desmorona, el turismo…. y ya bastante tengo con la perreta de mi nieto el “modelo” para tener que aguantarme también a Eusebio Leal quejándose de que se le cayó el colorete, a la habana vieja…

    y si quieren usar los mercedes de mi hermano Fidel para chocarlos y dispararles me lo dicen que ya él no los usa, ahora anda en silla de rueda…

    El carro que quieren tirar por el malecón lo pueden tirar sin problema, pero si el chofer es cubano traten de que se hunda y se ahogue porque si a ese almendron le da por flotar, se nos puede formar un conflicto internacional… ya se nos han dado casos.

    En fin, hagan lo que les de la gana y si quieren que desalojemos a alguien los desalojamos, por si quieren meter un carro contra un apartamento o una paladar… y si me pagan un extra, le pueden meter el carro con la gente dentro, total, que van a hacer? quejarse? protestar?

    Por cierto, se me acaba de ocurrir que el próximo congreso del partido se va a llamar Rápido y Furioso 8.

    Respuesta
    • Excelente. Espero que participe usted más a menudo para disfrutar sus intervenciones.

      Respuesta
  • Eso es lo que hace el PCC, se embolsa todas las ganancias por alquiler y servicios y no rinde cuentas. En cualquier otra parte del mundo se transparentan las condiciones y nadie se siente desplazado.Es una fuente de empleo temporal más, mientras el resto tiene sus trabajos normalmente remunerados, o seguros de desempleo y no se crea el resentimiento evidente popular.El asunto no es la filmación de Rápido y Furioso, el asunto es que se hace en un país sin derechos individuales, los colectivos no se respetan y sin transparencia. Sobre esto último un joven periodista de Granma se pronunció:¿Adónde va el dinero de los servicios a Chanel por el desfile y la filmación de Rápido y Furioso?¿Qué se va a hacer con ese dinero?.Por supuesto que el PCC como siempre no responderá o acaso Granma dirá en una nota escueta que se abrirá en los próximos años un policlínico en Granma, algo que nadie puede comprobar. Como “políticos” están fritos frente al descontento popular. Atrincheramiento en el VII Congreso, secretismo con la Conceptualización y el Plan de desarrollo del 2030, que todavía no se discute con la población pero eso tiene consecuencias y es que sigue creciendo el resentimiento popular.

    Respuesta
  • en un Pais que ha pasado,sufrido una de las mayores hecatombes conocidas ponerse histerico porque se rueden unas Tomas de una pelicula de una productora de cine,lo veo muy disparatado y “traido por los pelos”.La Habana ha visto los gigantescos actos en la plaza y otras partes,locura total,desfiles de armas retumbantes,baterias antiaereas,anti barco,gigantescos progromos contra gusanos apatridas,bombas,derrumbes,desalojos,incendios,vaya,por favor!!!! En cuanto a robos y atracos…donde esa la riqueza de cuba ?? Vamos senores,la capacidad de asombro del cubano ya esta “Full” hace mucho tiempo !!!

    Respuesta
  • En breve comenzará el rodaje de “Lento y Apestoso” en La Habana! Esta producción, 100% nacional, narra la historia de Torón (interpretado magistralmente por Pitufo Vendediesel) botero habanero y su Ford 48 conocido como el “Apestoso”(camina con luz brillante). Sinopsis: Torón se involucra en el “facho” de cuatro cajas de pollo (pollo por pescado) y 20 libras de picadillo de soya, su rival Toño Mandarria se encabrona al darle Torón “la mala” en el reparto de los fulas y comienza la jodienda. Increíbles persecusiones en bicitaxi, espectacular bronca de travestis en el Bimbón de 23, corre corre desde la Terminal de trenes hasta Monte y Cienfuegos; como colofón la huida de Torón rumbo norte en una cámara de tractor y la incógnita: llegará?

    Respuesta
    • Ja,ja,aj este filme si que esta bueno y estoy seguro que superara todos los exitos de taquilla que tenia la anterior version de rapido y furisos, ja,ja,ja,aja Yo apuesto por ” lento y apestoso”

      Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Foto del día

Foto del día
Imagen 1 De 1

Atardecer sobre el Malecón habanero.  Por Tanya Koutsi (Grecia).  Cámera: Samsung S9 plus

Usted puede participar en la Foto del Día
No tienes que ser fotógrafo profesional, solo envía una imagen (en blanco y negro o color), con un pie de foto indicando dónde fue tomada (ciudad y país), tipo de cámara o celular que usaste y una pequeña descripción sobre la misma.
Para nuestro formato es mejor que las fotos sean de orientación horizontal, ya que tenemos problemas con las verticales.
Envía tu foto, con tu nombre y país natal o de residencia a esta dirección de correo: yordaguer@gmail.com