La comidilla

Osmel Almaguer

Alamar, La Habana.  Foto: Caridad
Alamar, La Habana. Foto: Caridad

Así le llamamos a aquel suceso que está en boca de todos por su interés y naturaleza polémica.  Pero en mi centro de trabajo han creado un espacio con ese nombre para que los jóvenes interactúen.

Su fin es inculcar valores éticos y estéticos, y crear una relación más estrecha de los participantes con el mundo del libro.  También se persigue una especie de conciliación entre los dirigentes, cuyo prestigio está bastante deteriorado, y los miembros del grupo.

La frecuencia es mensual. Hasta el momento se ha realizado solo dos veces, de las cuales he participado en una.

Generalmente uno rechaza todo lo que le huele a politiquería, pero hasta el momento el espacio es bastante agradable. Se siente una buena energía y espíritu de camaradería.

En la edición del mes pasado me pusieron a actuar en una pequeña obra de teatro improvisada.  Lo hice por primera vez en la vida y me encantó. Se hicieron varios juegos de participación y secciones. También hubo merienda.

Se entrevistó a uno de nuestros dirigentes.  Este, bastante querido por todos.  Aunque terminó bastante entrada la noche, porque se hace al terminar la jornada laboral, y salimos bajo la lluvia, no me arrepentí ni un poquito.

Cada persona aporta lo que puede y sabe. El que escribe lee lo que hace.  El que baila da exhibiciones, así sucesivamente.

Lo mejor de todo es que creamos confianza con personas que día a día nos pasan por el lado y saludamos fríamente, estando tan cerca.

Es esta una bonita iniciativa, aunque tiene una base política, no cae en la demagogia ni en la manipulación burda.

osmel

Osmel Almaguer: Hace poco solía identificarme como poeta, promotor cultural y estudiante universitario. Ahora que mis nociones sobre la poesía se han modificado un poco, que cambié de labor y que he culminado mis estudios ¿soy otra persona? Es usual acudir al status social en nuestras presentaciones, en lugar de buscar en nosotros mismos las características que nos hacen únicos y especiales. Que le temo a los arácnidos, que nunca he podido aprender a bailar, que me ponen nervioso las cosas más simples y me excitan los momentos cumbres, que soy perfeccionista, flemático pero impulsivo, infantil y anticuado, son pistas para llegar a quien verdaderamente soy.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Foto del día

Foto del día
Imagen 1 De 1

Tarde de patinaje, Trinidad, Cuba.  Por Marcelo Taboaba (Canadá).  Cámera: Nikon D5300

Usted puede participar en la Foto del Día
No tienes que ser fotógrafo profesional, solo envía una imagen (en blanco y negro o color), con un pie de foto indicando dónde fue tomada (ciudad y país), tipo de cámara o celular que usaste y una pequeña descripción sobre la misma.
Para nuestro formato es mejor que las fotos sean de orientación horizontal, ya que tenemos problemas con las verticales.
Envía tu foto, con tu nombre y país natal o de residencia a esta dirección de correo: [email protected]