Democratización: necesidad prioritaria objetiva de toda la sociedad cubana

Pedro Campos

Foto: Juan Suárez
Foto: Juan Suárez

HAVANA TIMES — Un análisis concreto y breve de un aspecto determinante de la situación actual.

En la sociedad cubana está casi generalizado el criterio de que la causa principal de la precaria situación actual y de los graves problemas sociales que enfrentamos, es el modelo económico social y político vigente.

De una u otra forma, todas las corrientes de pensamiento político en la Cuba de hoy, dentro y fuera del gobierno, coincidimos en que debemos trabajar por realizar cambios en el mismo.

Las diferencias están en la profundidad y el sentido de los cambios. Pero mirándolo con detenimiento y profundidad hay elementos que se presentan comunes. Veamos.

La oposición tradicional al gobierno, primero desde posiciones violentas y hace ya décadas desde enfoques pacíficos, viene abogando por cambios democráticos. Por sus acciones ha pagado un alto precio.

La  amplia Izquierda Democrática y Socialista donde encontramos trotskistas, anarquistas, gramscianos, libertarios, consejistas, socialdemócratas, comunistas democráticos, autogestionarios, partidarios del cooperativismo y otras tendencias, también desde los mismos primeros tiempos del 59 ha sido víctima de represiones en diverso grado, pero durante mucho tiempo algunos creyeron (me incluyo) que podrían lograre modificaciones en favor de sus posiciones, a partir del modelo existente.

Creo que ya son muy pocos los que en ese espectro estiman posible avanzar hacia un socialismo revolucionario, verdadero, sin una previa democratización de la sociedad, por lo cual muchos hemos puesto esta tarea en primer plano.

Por su parte, el gobierno del General Raúl Castro, convencido de que el estatismo asalariado por sí solo no resuelve los graves problemas económico de la sociedad cubana, ha introducido algunas modificaciones no sustanciales, a partir de brindar espacios limitados bien controlados al trabajo por cuenta propia, a la pequeña empresa privada nacional, al cooperativismo dirigido, y más recientemente a la inversión del capital extranjero en mayor escala.

La llegada de la papa.  Foto: Juan Suárez
La llegada de la papa. Foto: Juan Suárez

Son medidas del mismo corte intentadas por su hermano en la década del 90 del siglo pasado a propósito de la pérdida del enorme apoyo financiero de la URSS y el “campo socialista”. “Reformas” que comenzó a limitar cuando sintió que podía contar con la ayuda  petrolera de Venezuela, bajo el gobierno de Chávez.

Se ha demostrado que el modelo ensayado en Cuba, no puede subsistir sin una fuerte ayuda externa. Hoy, Raúl y sus militares apuestan a una nueva ley de inversiones extranjeras que haga llegar al país capitales frescos y a un levantamiento del bloqueo/embargo norteamericano.

Sin embargo, todo indica que mientras en Cuba no haya avances sustanciales hacia la democratización de la sociedad, hacia el pleno respeto de los derechos humanos y especialmente, hacia la libertad de expresión, asociación y elección, será harto difícil ese flujo de capitales que ansía la economía estatal.

De manera que el gobierno del General, ya con Venezuela en crisis, tendrá que ir pensando en qué puede hacer en materia de derechos humanos para erosionar las bases del bloqueo/embargo, de la posición común europea y para ganarse la confianza del capital extranjero, más allá de las limitadas acciones económicas hasta ahora emprendidas.

De donde resulta que muchas de las medidas que vienen demandando la oposición y la amplia izquierda socialista y democrática como la ratificación de los Pacos de Derechos Humanos, el cese de la represión a los opositores, la convocatoria a una nueva Constitución, cambios en la ley electoral que le den contenido verdaderamente democrático, el pleno respeto a la libertad de expresión, asociación y elección, pudieran ser, al mismo tiempo, los factores que podrían desatar los nudos actuales a la inversión extranjera que precisa el estado.

Angustia.  Foto: Juan Suárez
Angustia. Foto: Juan Suárez

Esperar una apertura democrática del actual gobierno, parece iluso, porque sus elementos más recalcitrantes creen que la misma podría implicar la pérdida del poder político. De ahí las muchas limitaciones de las medidas raulistas.

Pero en la estructura burocrática político/militar/estatal los menos conservadores y más pragmáticos, pudieran llegar a entender que sin medidas democratizadoras no hay levantamiento del bloqueo/embargo, ni inversiones extranjeras, ni el desarrollo que aspiran.

Como quiera que se mire, lo cierto es que la oposición tradicional, la amplia izquierda socialista y democrática y el propio gobierno, para hacer progresar sus intereses, necesitan avances en el proceso de democratización de la sociedad, aunque los elementos más conservadores de la alta burocracia no lo consideren así y  se opongan. Se trata de una necesidad objetiva.

¿No es acaso el momento para una concertación nacional, pacífica, inclusiva que nos abra un poco las puertas a todos?

Cierto. Necesitamos tolerancia desde todos los ángulos, moderación en el lenguaje y sobre todo el cese de la acción represiva del aparato estatal contra la disidencia y el pensamiento deferente.

Pongamos a Cuba y a su pueblo por encima de todos los intereses y busquemos la paz, la concordia, el consenso, la integración y ese futuro deseado “con todos y para el bien todos”, sin imposiciones, sin hegemonismos, sin violencias.

¿Seremos los cubanos tan incapaces como para no entender el momento histórico que vivimos y para desaprovechar  las posibilidades que brinda esa coincidencia señalada?

Ojalá que este alegato a favor de la comprensión, la tolerancia, la paz y la concordia, en este momento concreto, sirva para algo.

Gústele a quien le guste y pésele a quien le pese, la democratización es una necesidad prioritaria  objetiva para toda la sociedad cubana.

[email protected]



55 thoughts on “Democratización: necesidad prioritaria objetiva de toda la sociedad cubana

  • “Pero en la estructura burocrática político/militar/estatal los menos conservadores y más pragmáticos, pudieran llegar a entender que sin medidas democratizadoras no hay levantamiento del bloqueo/embargo, ni inversiones extranjeras, ni el desarrollo que aspiran”..realmente no estoy muy seguro de que esto sea asi, puede haber cierta presion politica tanto de la UE como de los politicos de EU, pero si los capitalistas ven el filon y les aseguran garantias para sus bolsillos, ( entiendase, Ley de Inversion Extranjera y Ante(i)proyecto del Codigo Lab.) pues se meten, invierten, les da negocio y nos jod..nosotros porque seguiremos igual o peor, ningun capitalista “que se respete” va a esperar cambios democraticos para hacer dinero ( creo yo). El problema creo que seria resuelto con mejor resultado para nosotros si lo planteamos de esta otra manera:
    No haber inversion extranjera en un pais, que, con falta de democracia, escacisimas garantias para sus trabajadores, freno a las fuerzas productivas nacionales, tiene al pueblo luchando, oponiendose a ese contrato con el estado y sus empleadores capitalistas…

  • Pedro, esta vez coincido 100% contigo. Pensar en Cuba y en los cubanos en lo que funciona y en lo que hace falta para que las cosas funcionen…y dejar atras las etiquetas.

  • Este escrito demuestra:

    1- Una defensa abierta a la oposición anexionista de EE.UU.
    2- Se plantea el mismo discurso sobre la ratificación de los Pactos de los DDHH que plantea la disidencia y los de Miami .Se escribe Pacos ( hay prisa y se equivocan). Como si Cuba no tuviera más pactos firmados y ratificados que EE:UU y se callan como se puede observar en este escrito http://cubaadiario.blogspot.mx/2013/12/cuba-sobre-pactos-convenios-sobre.html
    Y después casi se convoca a un levantamiento popular como los 4 gatos de la disidencia.

    Observen que los argumentos son los mismos de la disidencia y de los retrógrados de la Mafia de Miami. TOTAL Y ABSOLUTA COINCIDENCIA.

  • Coincido pero el alegato no servirá de nada. La actual élite lleva 55 años en el poder y no va a hacer nada que implique pérdida del mismo, tienen una finca con 12 millones de esclavos y no la van a soltar así como así, con papelitos y exhortaciones.

    Candela al jarro hasta que suelte el fondo.

    ¡Gracias Fidel!

  • Humberto Herrera Carlés:

    Mira a ver si las neuronas te alcanzan para entender esto:

    Por nacer en espino
    la rosa yo no siento
    que pierde, ni el buen vino
    por venir del sarmiento;
    ni el azor vale menos
    porque en vil nido viva,
    ni los buenos consejos,
    porque judío los diga

    (Rabí Sem Tob)

    La validez o no de la verdad, depende de su coincidencia con la realidad, no de quien la diga. Y aquí el que no coincide, ni con la realidad, ni con la verdad eres tú

  • Humber, tanta gente no puede estar equivocada!!! Convéncete!!!

  • Asi es 7 millones de cubanos con mayoría de edad para votar están a favor del gobierno revolucionario. Lo que se hace en este articulo es confundir los deseos con la realidad. ¿ Sabes cuantos cubanos apoyan a la “La amplia Izquierda Democrática y Socialista donde encontramos trotskistas, anarquistas, gramscianos, libertarios, consejistas, socialdemócratas, comunistas democráticos, autogestionarios, partidarios del cooperativismo y otras tendencias? Por cierto, y lo repito, el articulo refleja, lo mismo que plantean los disidentes. Yo creo que Pedro Campos tiene la tarea de explicarnos como se las arregla para que sus postulados “Socialistas” coincidan con las ideas esenciales “capitalistas” de los disidentes y del grupo poderoso del Lobby anticubano de EE.UU y cómo se puede construir así el Socialismo que proclama?.

  • Señor Carles, un poco más de democracia que esta mafia intransigente de Miami y de cualquier lugar, porque donde quiera hay cubanos que ” intransigentemente” están en opuestos a negociar con el dictador, porque con los dictadores No se hace negocios, yo misma le he arguido al Señor Pedro, que ninguno de los que componen la Mafia castrense, porque Esos sí son mafiosos, que anexion ni ocho cuartos si ese Carrancho de país no lo quiere nadie para anexarse. Creo que todo cubano que disienta con el dictador debe considerarse disidente u opositor, y una Izquierda Social Demócrata No es una dictadura, así es que sería muy fácil trabajar juntos los demócratas de derecha, con los Únicos que no se podrá lidear jamás son lo de corte izquierda-serrera como usted , que por lo que dice se ve que sólo hay espacio para un solo grupo. No sabía que Usted era tan Intransigente e incivilizado.

  • Que el modelo utópico cubano no puede subsistir sin ayuda externa ya lo habían previsto Marx y Engels, pero los muy marxistas revolucionarios cubanos (y rusos y demás) jamás le prestaron atención, haciendo revoluciones donde solo cabía el capitalismo, es decir, un sistema económico basado en el mercado y la competencia, capaz de generar riqueza y desarrollo, para que entonces, llegado el momento, sabe Dios cuándo, se crearan las condiciones para una nueva civilización, situación a la que solo se acercan países como Estados Unidos y algunos europeos y asiáticos, donde no existen las condiciones subjetivas, sin embargo, para el cambio, pues el continúo desarrollo de las fuerzas productivas lleva aparejado el continúo aumento de las “necesidades”, y mientras se viva en el reino de la necesidad no puede haber nueva civilización. He aquí la prueba de que el utopismo socialista no tiene remedio, según Marx y Engels, y diganme si lo que preveían ellos no es lo que ha pasado en Cuba (que, por cierto, el debate sobre el “cálculo económico” se le atribuye a Mises y a Hayek, y como ven sus originadores fueron los fundadores del marxismo):

    “…El transito a la utopía es obra de un instante. Las “medidas” que garantizan el cambio de las mercancías por el valor del trabajo cristalizado en ellas, como regla sin excepciones, no ofrecen obstáculos de ninguna especie. Otros utopistas de la misma tendencia, desde Gray hasta Proudhon, se estrujaron los sesos para llegar en sus elucubraciones a idear instituciones públicas encargadas de cumplir este cometido. Al menos intentaron resolver las cuestiones económicas por vía económica, fundándose en los actos de los propios dueños de mercancías que llevan a efecto el cambio. Rodbertus resuelve el problema de un modo mucho más simple. Como verdadero prusiano, apela al Estado, siendo los poderes públicos los que decretan la reforma.

    […]

    Una vez que el Estado ha constituido de este modo el valor, cuando menos de una parte de los productos —Rodbertus es, además, modesto—, emite sus bonos de trabajo y los presta a los capitalistas industriales, que pagan con ellos a los obreros, y estos últimos compran los productos con los bonos de trabajo obtenidos, reintegrando de tal suerte el papel moneda a su punto de partida.
    […]
    En la moderna sociedad burguesa cada capitalista industrial produce por su cuenta y riesgo: lo que quiere, como quiere y cuanto quiere. Pero las necesidades sociales son para él algo ignoto, tanto con respecto a la calidad y el género de los artículos que se requieren, como en cuanto a su cantidad. Lo que hoy no puede ser producido con la celeridad debida, mañana puede ser ofrecido en cantidades muy superiores a las necesarias. Sin embargo, de uno u otro modo, bien o mal, las necesidades son satisfechas en definitiva y la producción se encarrila en general hacia los artículos que se precisan. ¿Como se resuelve esta contradicción? Por la competencia? ¿Y como consigue resolverla la competencia? Obligando simple y llanamente a que los precios de las mercancías no adecuadas en un momento dado por su clase o por su cantidad a las necesidades de la sociedad desciendan por debajo del valor del trabajo materializado en ellas, la competencia hace sentir por esta vía indirecta a los productores que sus artículos no son necesarios o que lo son, pero que han sido producidos en una cantidad superior a la requerida, en demasía. De aquí se desprenden dos deducciones.

    Primera: que las continuas desviaciones de los precios de las mercancías con respecto a sus valores constituyen la condición necesaria en virtud de la cual, y sólo por ella, puede manifestarse el propio valor de la mercancía. Sólo gracias a las oscilaciones de la competencia, y por lo mismo de los precios de las mercancías, se abre paso la ley del valor de la producción mercantil y se transforma en una realidad la determinación del valor de la mercancía por el tiempo de trabajo socialmente indispensable. Y aun cuando la forma de manifestación del valor —el precio— sea .por lo común algo distinta del valor que ella manifiesta, en tal caso el valor sigue la suerte de la mayoría de las relaciones sociales. También el monarca es la mayor parte de las veces completamente distinto de la monarquía que el representa. Por eso, en una sociedad de productores que intercambian sus mercancías, querer establecer la determinación del valor por el tiempo de trabajo, prohibiendo que la competencia realice esta determinación del valor mediante la presión sobre los precios, es decir, por el único camino por el que esto puede ser logrado, sólo significa demostrar que, al menos en este terreno, se adolece del habitual menosprecio de los utopistas por las leyes económicas.

    Segunda: en una sociedad de productores que intercambian sus mercancías, la competencia pone en acción la ley del valor, inherente a la producción mercantil, instaurando así una organización y un orden de la producción social que son los únicos posibles en las circunstancias dadas. Sólo la desvalorización o el encarecimiento excesivo de los productos muestran de modo tangible a los diferentes productores que y cuanto se necesita para la sociedad y que no se necesita. Pues bien, este regulador único es precisamente el que la utopía representada también por Rodbertus quiere que sea suprimido. Y si preguntamos ahora que garantías hay de que cada articulo será producido en la cantidad necesaria y no en una cantidad mayor, que garantías hay de que no habremos de sentir necesidad de pan y de carne mientras nos vemos aplastados por montones de azúcar de remolacha y nadando en torrentes de aguardiente de patata, o de que no sufriremos escasez de pantalones para cubrir nuestras desnudeces, mientras abundan a millones los botones para tales prendas, Rodbertus nos remitirá solemne a su famoso ajuste de cuentas, el cual indica que por cada libra sobrante de azúcar, por cada barril de aguardiente no vendido, por cada botón no cosido a los pantalones se ha entregado un bono exacto, ajuste de cuentas en el que todo coincide a la perfección y merced al cual “todas las pretensiones serán satisfechas y liquidadas de un modo justo”. Y quien no lo crea puede dirigirse al contable X de la caja central de la Hacienda Pública de Pomerania, que ha comprobado las cuentas, las ha encontrado en toda regla y merece plena confianza como hombre que ni una sola vez ha incurrido en un error de caja.

    Fijemos ahora la atención en la ingenuidad con que Rodbertus piensa suprimir con su utopía las crisis comerciales e industriales. Cuando la producción mercantil alcanza las dimensiones del mercado universal, la correspondencia entre la producción de los diferentes productores, guiados por sus cálculos particulares, y el mercado, para el cual producen, más o menos desconocido para ellos en lo que respecta a la cantidad y a la calidad de las necesidades del mismo, se establece por medio de una tempestad en el mercado mundial, por medio de la crisis comercial. Impedir que la competencia haga saber a los diferentes productores el estado del mercado mundial mediante el alza y el descenso de los precios, equivale a cerrarles los ojos. Organizar la producción de mercancías de modo que los productores no puedan conocer en absoluto la situación del mercado para el que producen, es, desde luego, una panacea para la enfermedad de las crisis que podría envidiar a Rodbertus el propio doctor Eisenbart.”

    De todo esto se desprende la ineficiencia intrínsica de la economía socialista cubana, en palabras de Engels, en este caso. Añádanle los subsidios y lleguen a la catastrofe.

  • La libertad económica es una condición necesaria, aunque no suficiente, para la democracia. En otras palabras, no puede haber democracia si no hay libertad económica. ¿Cómo se puede aspirar a crear una democracia en un país donde la gran mayoría de la población trabaja para el Estado? Yo le aconsejaría a todos que dejaran la bobería de los derecho humanos y se concentraran en una sola demanda: libertad económica. Solo así llegarán las otras, o por lo menos, se crearán las condiciones para las otras.

  • Pedro, Cito “Ojalá que este alegato a favor de la comprensión, la tolerancia, la paz y la concordia, en este momento concreto, sirva para algo”, estoy totalmente de acuerdo con tu alegato y sería muy constructivo para Cuba, que todos los actores en conflicto reflexionen tomando como base tu presente artículo, fundamentalmente el castrismo y la Iglesia Católica incluyendo su alto clero que a través de sus voceros quieren hacer transitar la problemática por un camino castrista\clerical que a la larga trata de favorecer a un grupo de poder cubanoamericano de su esfera de influencia que aspira de forma inmediata a la repartición del pastel castrista.

  • Humberto Herrera:

    Deja la muela, no mientas tan cínicamente que aquí no somos pioneritos de 5 años. Esas cifras Ud ni nadie las puede manejar con seguridad, en primer lugar, porque en Cuba no hay elecciones, ni libres, ni democráticas, ni pluralistas; en segundo lugar, porque, dada la doble moral imperante en Cuba, el que ud cree que es un comecandela hoy, resulta ser el que coge una balsa mañana; y en tercer lugar, porque si fuera así, apenas salieran balsas de Cuba, apenas se quedara gente fuera, y como dicen en “Conducta”, tantos cubanos no se hubieran puesto a desenterrar muertos para hacerse ciudadanos españoles o de donde sea. Que una embajada mañana diga que le da visa al que quiera, para que tú veas donde se queda la “fidelidad a la ravolución”

  • Miranda:

    Si este señor fuera “intransigente” de verdad, viviera en Cuba, pero este es de los que adora tiranías que no tuvo el valor de vivir, y lo hace desde lejos, mientras el jugo del entrecote le corre por la barbilla.

  • Hay personas que nunca podrán entender la realidad porque la anaizan a partir de esquemas preconcebidos introducidos en sus mentes. Si los hechos no se ajustan a sus esquemas, no son reales. Es lo que pasó con el llamado “marxismo-leninismo”, algunos de cuyos fieles pasan por estos foros. Stalin en Cuestiones del Laninismo, agrupó varios de sus articulos, donde establecía una serie de “principios” leninistas, y dogmáticamente todo lo que se saliera de esos esquemas, era falso, no era realista, no era socialista, no era revolucionario. La práctica revolucionaria del siglo XX no solo demostró todo lo equivocado de ese marxismo-leinismo, sino que puso al descubierto que todo no fue mas que un montaje de Stalin para tratar de buscar una solución de continuidad entre el marxismo y los barbaridades que él y sus acólitos hicieron en Rusia en nombre del socialismo. Todos los que despues se engancharon en ese carro, han terminado mal parados y haciendo tambien barbaridades. Por favor no sigan llamadno socialismo a lo que no es, ni sigan denigrando ese vocable ni sigan usando a Marx para tratar de justificar sus vulgaridades y aberraciones. La Nueva Derecha Cubana, derivada de esa burocracia stalinista, a la que evidentemente pertece el Tal Carles, quien por cierto publico un libro financiado por la Rockefeller Fundation??????, ahora quiere que el gran capital le saque las castanas del fuego y ha preferido aliarse a los grandes capitales antes que al pueblo. En este articulo se analiza una realidad objetiva que existe independientemente de nuestros deseos y sentimientos. Es una oportunidad que exista una necesidad coinsidente entre la oposición, la izquierda y el gobierno, la cual no debemos de dejar pasar. Los cubanos de buena voluntad en todos los sectores, por su propios intereses, pueden avanzar en un proceso de democratización. Si analizar la realidad es coincidir con el enemigo, los senores como el tal Carles, para no coincidir con el enemigo, siempre andarán por las nubes y recuerdan que mientras más alto es vuelo, peor en la caída. Gracias a todos los que participan en este foro, incluidos los que con sus intentos de descalificaciones desnudan su verdadero rostro. También eso hay que agradecerlo.

  • jorgealejandro , debería de ser así , que si eres un intransigente comunista, tu lugar sería Cuba, pero como siempre digo, castro, que siempre ha sido un gángster , experto para la trampa, ha usado a todo aquel que el elaboro en su probeta de azufre, que el resultado fue meao, y los empezó a regar por doquier, especialmente para aca, el país con quien el nunca ha podido competir, el cual siempre ha envidiado, este tipo de personajes, igualito que Jaime Ortega, el Silvio, Edmundo, Aruca, el Cancio.
    Gracias a Dios que Campos lo describió como la ” nueva derecha cubana derivada de la burocracia stalinista” o sea la misma escencia del meao que te decia. No se de donde salio este Señor pero definitivamente no es parte de nuestro exilio, un exilio que lo único que ha odiado es al dictador por todos sus desmanes, porque por lo demás siempre hemos querido el bienestar para Cuba.

  • Que culpa tengo yo sr. Carles de que Usted no entienda nada de politica, ni de socialismo, ni de capitalismo, ni de la vida rea de Cuba gracias a sus esquemas mentales. Que ulpa tengo yo de sus lecturas sesgadas y escasas sobre toda la filosofia marxista. Que culpa tengo yo de que Usted no haya pasado de los estudios que hizo en las escuelas de las FAR y el PCC. Resuelva, si puede, sus esquemas y no pretenda poner en mi boca cosas que no he dicho, como hace en todos los foros donde encuentra algo escrito por mí. Ta parece que tambien le han dado la tarea de tratar de desareditarme. No se da cuenta de que cuantas barbaridades que escribe contra mí, solo denuncian su verdadera persnalidad e intereses. Siga, allá Usted. Ustedes los estalinistas no pueden entender nada. Yo le disculpo todas sus obsenidades, pero es Usted quien tiene que revisarse sus esquemas.

  • Gracias por su comentario Francisco. En varis esrito anteriores hemos abordado que el mercado y la libertad economica, como una necesidad para el lire desarrollo de las formas de producción libremente asociadas, el cooperativismo e mutualismo y el trabajo libre inidividual. En el mundo caitalista moderno más desarrollado, esas condiciones son las que han posibilitado el desarrollo de esas formas libres asociativas que caracterizarán las sociedades del futuro y hay muchas sociedades europeas, americanas y asiáticas, donde esas formas productivas llegan a dominar importantes áreas y sectores. Ahora bien, yo le pregunto, a propósito de un comentarios posterior suyo, ¿cómo puede lograrse eso en paises como Cuba, donde no hay libertad de expresión ni para defender esas ideas y un estado-gobierno-partido todo lo decide con arreglo a los intereses de una elite burocrática, establece monopolios de todo tipo, controles para evitar cualquier tipo de libertad economica? Es por eso que por lo menos yo y un grupo de socialistas hemos decidido poner en primer plano la lucha por la democratización de la sociedad, porque es imposible que exista libertad economicas donde NO, -ojo- NO se respeten la libertad individual y de los colectivos sociales. Un saludo PC

  • Estimado Francisco no es una bobería, si no se respetan los derechos de cada uno, de cada grupo social a expresarse y a actuar, como se estime conveniente, dentro de marcos pacíficos y civilizados, no hay ni posibilidad siquiera de defender estas ideas. Por tanto amigo la democratización de la sociedad, el pleno respeto a la libertad individual y colectiva, el pleno respeto a los derechos economicos sociales y politicos de todos es la via que permite la libertad económica a la que Usted se refiere. Las burguesías cuando se enfentaban a los dominanes senores feudales fueron creando en los distintos paises un conjunto de códigos y leyes, declaraciones que se fueron agrupando, hasta llegar a la Declaración Universal de los Derechos Humanos y sus pactos. Desde luego fueron leyes para tratar de garantizarse librdmente la explotación del trabajo asalariado, pero como siempre fueron minoría, tuvieron que “generalizar”esos derechos para todos los ciudadanos, para sus asalariados y fue así como los trabajadores pues tambien secundaron aquellas leyes liberadoras consagradas en los modernos Derechos Humanos. Esas mismas libertades, son las que han permitido y permitirán que los trabajadores se vayan liberando del yugo asalariado, creando sus propias empresas cooperativas y trabajando en forma individual, o asociandose libremente de la forma en que lo entiendan. Por eso hay que seguir luchando por ellas.

  • mis respetos Pepe Pan, es usted un verdadero humorista, un tipico cubano que sabe como hacer menos hiriente la espina de la verdad, con humor …. gracias, todavia me estoy riendo…jejjej

  • Me cuenta una amiga que es pianista y muy culta y vivió como veinte años en Méjico, que un día un tipo que tiene un programa en la TV en el DF, y que es bastante izquierdoso, ha invitado a Rafael Rojas a su programa, como trasnochado al fin se quiso hacer el gracioso de ponerse a filosofar acerca del ” socialismo” castrista, y que el Rafa lo hizo talco. No creo que Carles quedaría muy bien parado en un careo similar donde se ponga a exponer semejantes sandeces, me imagino que igual Rojas le diria que no es más que un nauseabundo burócrata estalinista, la misma línea del tirano que desgobierna a Cuba.

  • Muy bien Campos. Primero democracia y despues que el pueblo cubano elija el proyecto politico-economico-social que mas le interese. Si la mayoria quiere una economia mayoritariamente de propiedad cooperativa que asi sea. Sino, que tambien tengan derecho las cooperativas a existir en igualdad de condiciones de otras formas de propiedad. La elite gobernante ya no tiene moral para imponernos nada despues de 50 años gobernando con un cheque en blanco y sin resultados. Los cubanos a estas alturas no tenemos nada que perder. Hay que poner a la nacion cubana por delante de todos los intereses individuales.

  • Humberto, muy lamentable su argumento diciendo que la ratificacion de los pactos de los DD.HH son un planteamiento de la disidencia y de Miami. Esos pactos fueron firmados por el gobierno de Raul Castro y no los ha ratificado porque sabe que eso implicaria cambios democraticos profundos en Cuba. Ud me recuerda al hombre que en un acto de repudio grita frente a camara ” me ca… en la madre de los derechos humanos..”

  • Pues las cifras que di son del voto directo y secreto de los mas de 8 millones de cubanos que lo hicieron a finales del 2013, donde existieron por ejemplo 1.2 millones de cubanos que no votaron por la opcion que pedia el gobierno. Ud antes de cuestionar debe documentarse mejor.
    En cuanto a elecciones libres y democraticas cual pais quiere tomar de estudio ¿ los EE.UU? me gustaria porque tengo muchisimo que decir al respeto si gusta.

  • Pedro no te caliente mucho la cabeza con Humberto Herrera Carles, sin temor a equivocarme, él y yo somos los foristas más veteranos, somos foristas fundadores de Cuba Encuentra él es genio y figura hasta la sepultura. Humbertico es un Pepito o sea es extremadamente bellaco. Pedro cuando te diste a conocer como disidente, si mal no recuerdo en Observatorio Critico, Oscar Espinosa Chepe escribió un artículo sobre tu persona sobre la importancia de tus argumentos y lo fundamental que tus críticas al castrismo eran desde la izquierda, te confieso que yo en ese momento fue escéptico hacia tu persona a pesar que esperaba que en el interior de Cuba se produjera un movimiento disidente de izquierda, que no es lo mismo que alguien de izquierda se haga disidente y le haga una oposición concreta al castrismo. No obstante mi escepticismo seguía muy de cerca a Observatorio Critico todo lo que escribían y las críticas que se le hacía a ese movimiento y cada vez que podía le hacía mis observaciones en el sentido que aceptaran la democracia porque era la herramienta idónea para desarrollar sus proyectos políticos, muchas veces tenia encontronazo porque lógicamente muchos de nuestros compatriotas cuando le hablan de socialismo es como ver el diablo antes sus ojos por obra y gracia del castrismo incluyéndome a mí, que siempre aclaro que soy un DEMÓCRATA DE IZQUIERDA, no socialista no marxista, fíjate que aquí en Brasil cuando obtuve la ciudanía, me afilia al PT y no al PSB (Partido Socialista de Brasil) que es una izquierda más lif que el PT, por cierto que en estas elecciones el gobernador de Pernambuco Eduardo Campo del Partido Socialista Brasileiro, además Presidente de PSB se presenta como candidato a presidente de Brasil aliado con Marina Silva disidente del PT que en las elecciones pasadas aspiró a la presidencia de Brasil por el Partido Verde y con más de 20 millones de voto fue la que llevó a Dilma a segunda vuelta. Volviendo al asunto de los encontronazos una vez ustedes hicieron un acto ante el busto de Marx en un parque del Vedado y los foristas los llevaron al paredón yo salí a la defensa de ustedes y me pusieron nuevo pero como estoy acostumbrado a esos Duelos de Titanes pienso que ustedes no salieron tan mal y yo tampoco, ahora me doy cuenta, que como Espinosa Chepe deslumbró prematuramente, ustedes los socialistas democráticos son como el condimento que le faltaba a la oposición en el interior de Cuba.

  • Pedro Campos es a la inversa, no se donde sacaste que idiologicamente se pueda estar del lado del enemigo que quieren destruir el socialismo y traer MUCHO Capitalismo y por otra te pones en contra del gobierno que pretende crear una sociedad para todos y cada uno de los cubanos, con todos los defectos y errores que pueden existir.
    No engañas a nadie, no se puede estar a favor del Socialismo y coincidir con el enemigo.
    Soy yo el que siente que todas tus incongruencias no puedas salir de ellas por mucho que te esfuerces. Estas expuesto de cuales son tus intenciones, NADA de Socialismo. Saludos

  • Boo, Miranda, etc., podemos tener muchas diferencias de enfoque sobre problemas sociales y economicos, pero si estamos de acuerdo en democratizar la socidad primero, en eso podremos caminar juntos un buen trecho. Pero además, efectivamente, yo no tengo nada en contra de que exstasn otras formas de producción, solo pido que haya libertad plena para el desarrollo de todas y desde luego critico la explotación en cualquiera de sus formas. Pero que no esté de acuerdo, que yo crea que el trabajo libre a la larga prevaleerá, no por imposición, sino poque realmente sea más humano, productivo, ambientalista, etc., no quiere decir que que haya que hacer una guerra contra el capitalismo, quitarle las porpiedades a nadie y mucho menos usar la violencia para imponer nada. Ojala que en Cuba el gobierno tenga voluntad para participar en un debate publico televisivo con la oposición y la izquirda democrática, como acaba de hacer Venezuela. ?tendremos los cubanos que salir a la calle en masa y ser masacraddos para que es a posiilidad se de?

  • Pedro el que postula y coincide con la Derecha de Miami es sus postulados es Ud. no yo. Estas enredado en como quedar bien con la disidencia al gobierno cubano y al mismo tiempo proclamar que quieres un socialismo de ciencia ficcion irrealizable, que el fondo persigue caotizar la sociedad socialista cubana actual.
    ¿ Donde estan las condiciones normales de Cuba?¿ Donde abogas por eliminar el bloqueo sin condiciones que es la violacion de los derechos humanos mas larga, sistematica y amplia en toda la historia de la humanidad a un pueblo? ¿ Por que no hablas de eso? ¿ Por que no dices que Berta Soler, Rodiles, Fariñas quieren mas bloqueo para Cuba y hasta se lo piden a Ee.UU? ¿ Que pais en el mundo vive con acoso (ilegal) para desarrollar normalmente su sociedad? ¿ Por qué lo ignoras una y otra vez y cuando lo mencionas ni es lo importante, y lo mezclas con otros asuntos para restarle importancia?
    Sinceramente hay que tener mucha paciencia para soportar tu doble estandard.

  • Lo que digas de mi realmente no me interesa. Le aclaro que estoy en contra del Socialismo de Stalin.

  • Pedro el apellido del Gobernador de Pernambuco es CAMPOS igualito que el tuyo

  • Gracias Esopo, por eso hace rato no intercambiaba contigo, porque ademas te escondes y los fantasmas ya no se estilan. Que bueno que reconoces que Pedro Campos y Cia es la oposición, bueno ya lo sabíamos también. Sigue tranquilo en Brasil..

  • Esopo. Desconozco ese escrito de Chepes. Te aradecería hacermelo llegar. Mi correo [email protected]

  • Ahí está el detalle…¿Cuándo van a salir?

  • Y quien ha dicho que a los descarados les importe nada?

  • Señor Campos no entiendo lo que significa ese boo ?

  • hace rato le dije que usted es parte de su plan de trabajo ( es tan obvio)

  • Humberto, ya lei el post de tu blog sobre los pactos de la ONU y me llamo la atencion que no das argumentos para la no ratificacion de los pactos por el gobierno de Cuba.

    “…No voy abundar en las razones de Cuba, que las tiene, para no ratificar estos pactos hasta el presente,…” bla, bla, bla, bla. Al parecer te dio pena defender lo indefendible. Das vergüenza ajena

  • Debería darte vergüenza de ver el doble rasero de disidentes y del gobierno de EE.UU en materia de derechos humanos. Eso lo callas, das pena ajena. Tienen el tejado de vidrio y roto y no van a lo esencial como tu.

  • Si debe ser un inmenso HONOR para ti.

  • Translation: Miranda, quiso decir “Bobo” (por el Bobo de Abela) jaja…

  • Ese es uno de los factores por los que buena parte de la oposición cubana no gana prestigio: viven a expensas de las migajas de les dejen caer en Washington. No conciben cambios en Cuba si no es con alguna forma de injerencia del Norte.

  • Claro, disulpen es que con la velocidad para hacer comentarios, etc a veces alguna tecla no se marca en la computadora y no siempre hay tiempo para revisar esos detalles.

  • Isidro yo creo que lo de Cuba no lo arregla nadie.
    Gracias Isidro por llevártela, pensé, y que dije ahora para ese boo? Que monga soy
    No se preocupe Sr. Campos, perdon.

  • Humberto herrera:

    ¿Pero de verdad que esto es en serio? Yo hablé de elecciones democráticas, libres y pluralistas, no de la farsa a la que le dicen elecciones en Cuba. Sabrá Dios cuántos votaron allí que ya se largaron, porque, ni las balsas paran, ni los quedados, ni los que cogen el avión.

  • Usted está en contra de todo lo que no le llene la panza, por eso no vive en Cuba. Vaciló el comunismo todo lo que pudo, y, cuando no dio más, ahuecó el ala, y hoy defiende dictaduras que no tuvo el valor de dispararse, ni por coincidencia de principios, mientras el jugo del entrecote le corre por la barbilla, y los cubanos tienen que arreglárselas con 5 huevos al mes. Así cualquiera es “socialista”.

    Típico de todos los especialistas en baba y caras de palo robolusionarios.

  • ¿ Donde esta Ud. que critica a Cuba desde lejitos? Para cambiar Cuba es en Cuba ,deje la demagogia. Y le aclaro no me he ido de Cuba, cuanto termine en Mexico regreso, a donde la mayor parte de vida he estado y pienso morirme.

  • Cuando termine en Méjico de hacer que? Ese es el cuento de todos los patrioteros adoradores del dictador, estar buscando hacer cualquier cosa fuera del país, así se les hace más llevadera la dictadura, quien le dio permiso a usted para decirdir desde dónde es que un cubano puede hacer algo para hacer los cambios en Cuba? Estoy super segura que en un supuesto debate alla en Mejico ese statement Usted no se lo diria a Rojas, Usted no se atreveria a lamarle ni demagogo ni que como el no vive en Cuba el no tiene derecho ha hacer algo para los cambios . Haga el favor y dece a respetar un poco más.

  • Miranda Ud. debe ser coherente, los que cuestionan mi estancia en Mexico son Uds. que aclaro es temporal, pero dicen que no, que debo irme para Cuba ,asi que la misma medicina es valida para Uds. los que desde lejitos quieren cambiarla y no lo hicieron cuando estaban, deben de regresar igualmente.
    Asi que lo siento por Ud. yo no me ido de Cuba y tampoco digo que estoy construyendo el Socialismo desde Mexico en Cuba , ni en Mexico.
    Uds son los que no aceptan la diversidad. Voy a seguir opinando lo que entienda.

  • Aquí el que no esta siendo coherente es Usted, ya se lo dije arriba, sale a Méjico a oxigenarse y desintoxicarse y a matarse el hambre vieja que arrastra y poder comprar jabón para bañarse, y así es como se dispone ha hacerse el patriota y a decirnos que los cambios solo lo pueden hacer los que viven en Cuba. Cuando Usted viva en Cuba full-time entonces Usted sería más coherente. Le recuerdo que estamos rodeados de esta clase de patrioteros, que les encanta defender al tirano desde lejitos.

  • Eso es sicopatía, algo muy natural entre los estalinistas y extremistas. A los sicópatas no le importa nada, solo soresalir y preponderar. Hay personales bine identificados como tales en esta historia reciente y hay otros imitadores. Hay que perdonarlos son enfermos mentales.

  • Así es Señor Campos, el sicopata se inventa sus propias mentiras y se las cree el mismo, son personas que no sienten empatía por el bien común. Vemos que esta torcedura mental describe muy bien a fidel y a todos sus seguidores .

  • Sigue repetiendo lo mismo, se le acabaron los argumentos, la veo en Cuba cuando guste, asi Ud. si es creible.

  • Si no entiendes nada. ¿ Cuando la veo en Cuba¡???

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.