Una forma sutil de corrupción

A los amigos de siempre

Por Esteban Morales* (Publicado por Progreso Semanal)

HAVANA TIMES — Cuando en el 2010 escribí sobre la corrupción y me ocurrió lo que todos saben, fue inevitable que se preocuparan mucho. No se entendió nunca, cómo era posible tomar una medida política del carácter de la que se ejecutó, ante la denuncia que se hacía.

Aquello escritos, como se dice, atravesaron el vendaval de las incomprensiones y hoy hemos avanzado en ese tipo de críticas. Nuestra máxima Dirección Política, consecuentemente con lo que había venido diciendo desde que tomó el mando, la acuñó: Corrupción es equivalente a Contrarrevolución. Todos los revolucionarios respiramos profundamente descansados. El asumir la crítica era una realidad y nadie estaba en el derecho de callarla.

Pero debemos continuar avanzando. Una masa importante de nuestros intelectuales revolucionarios asume valientemente la crítica de nuestras realidades, como ha sugerido Raúl, pero aun no es posible sentir a fondo y confiadamente, que están haciendo lo que deben, aunque estén convencidos de ello.

Aun cierta burocracia acecha, sin desaprovechar la oportunidad de decirnos a esos intelectuales de que estamos equivocados, que al parecer las cosas no pueden ser tal y como Raúl nos ha dicho. Mientras que todos los que asumimos la crítica de nuestra sociedad, estamos, junto con Raúl, convencidos de que es el único modo de salvar el proceso.

Qué querría decir Raúl Castro con que “corrupción es equivalente a contrarrevolución”. Sin dudas tal afirmación es dolorosamente abarcadora, porque encierra entre otros los peligros siguientes:

– En primer lugar, que el que se corrompe, ya se pasó al enemigo.

– Trata de desprestigiar el discurso político de la Revolución en su momento más crítico.

– Da elementos para que se diga que no son todos los que están ni están todos los que son. Lo cual como un ataque directo a la dirigencia del país, atenta contra todo proceso que pretenda hacer avanzar la remodelación económica, realizar los ajustes sociales necesarios y lograr el cambio de mentalidad.

– En medio de la difícil situación material que vive en Cuba, da un ejemplo funesto de cómo solucionar mi problema individual.

– Quien se corrompe es prácticamente imposible que mantenga otros valores, por lo cual, el siguiente paso es colaborar con quienes le facilitan su labor, corrompiendo a otros y poniéndolos a todos al servicio de la subversión.

Pero existe una forma más sutil encubierta de corrupción, que medra entre nosotros, y que no pocos le restan importancia, porque la practican sistemáticamente o porque no la ven con el grado de peligrosidad con que miran la de los altos funcionarios.

Se trata de una corrupción de poca monta materialmente, practicada de a poco, de manera directa entre funcionarios de bajo nivel, que poseyendo la posibilidad de mover ciertos recursos, los intercambian como si se tratara de un simple trueque de mercancías.

Se trata del funcionario que administra una cafetería y le consigue los dulces y la cerveza al amigo que va a celebrar los 15 de la hija, mientras que este último, administrador de una fábrica, le suministra las lozas y el cemento que el primero necesita para levantar una habitación adicional. Un simple intercambio entre dos. Donde no media dinero sino bienes y en el que no pocos se hacen los de la “vista gorda”, esperando que le llegue su turno de practicarlo también. Vía por la cual, de manera ilegal, se escapa una increíble cantidad de recursos, cuyo destino debiera ser el comercio a la población. Este tipo de corrupción no es menos nociva que la otra, debido a las razones siguientes:

– Su poco valor monetario la hace aparecer como simples favores de amigo. Lo que se ha popularizado bajo el término de “resolver”.

– Por lo general, en el centro de trabajo, se trata de algo que casi todos dominan, pero que dejan pasar. No les importa por temor a la represalia o porque piensan que un día les puede tocar.

– Tiende a crear un nivel de compromiso entre los que administran y el resto de los trabajadores, que pueden considerarse en el derecho de disfrutar de esas ventajas ilegales en algún momento.

– Es muy fácil de ocultar dentro de la contabilidad y los controles económicos.

– Al no mediar dinero, la peligrosidad de su práctica es bastante reducida.

– No obstante, el grado de corrupción de este modelo de ejercicio, corroe la autoridad hasta de las propias organizaciones políticas en el centro de trabajo.

Luego con la corrupción, en todas sus características de práctica y niveles, estamos ante un fenómeno, que solo es posible derrotarlo, si todos los sectores sociales participan, declarándole una guerra generalizada, que perfeccione la conciencia de lo que ella significa y provea a todos los instrumentos para combatirla. Ello significa, transparencia informativa, discusión abierta y dotar a todos de la confianza de que la crítica oportuna y eficiente siempre será bien recibida.
—–

*Esteban Morales, destacado académico cubano, fundador y director durante 18 años del Centro de Estudios Sobre Estados Unidos (CESEU) de la Universidad de La Habana, universidad de la cual ha sido decano de la facultad de Humanidades.

 

16 thoughts on “Una forma sutil de corrupción

  • muy de acuerdo!!!

  • Muy de acuerdo contigo Elpidio, pero le entraremos con las mangas hasta el codo a TODOS Y CADA UNO DE LOS CORRUPTOS o seremos selctivos?. Que sabemos de lo que paso con Acevedo y sus millones, por que el silencio? (un solo ejemplo) Si vamos a cazar brujas vamos con todo, asi debemos sacudir la mata desde las ramas mas altas, desde esos mismos dirigentes historicos que defiendes !!! y llegaremos hasta el tronco donde nos pondremos todos, incluyendome a mi y a ti por supuesto que has comprado un jabon en la bolsa negra para banarte o par de libritas de carne de esa roja para quitarte el deseo un dia, me equivoco????? y si no lo has hecho, sencillamente o eres extraterrestre o no vives en Cuba.

  • estoy de acuerdo contigo, nosotros tenemos que “resolver” de alguna forma. la hija de la persona que habla el texto no se puede quedar sin sus quinces celebrados y el otro necesitaba la habitación. el verdadero culpable es el estado que nos obliga a corrompernos.

  • No estoy de acuerdo para nada con la corrupcion, este es un mal que nos lleva de la mano en Cuba, y hasta donde se, si en estos momentos hicieran una investigacion a cada uno de los 11 millones todos estariamos preso, porque en un pais donde la mayoria de las cosas son ilegales nadie sale ileso, y esto quiere decir que aunque no compres nada ilegalmente pero tampoco denuncies al que vende los camarones o las langostas eres tan culpable como los demas.
    Ahora bien, El resultado de la perdida de tantos valores morales y la generalizacion de ver estas cosas como normales fueron producto de un profunda crizis que persiste. Creo firmemente que a lo que se le llama Revolucion hoy en dia se ha mantenido gracias a que las personas aprendieron a “resolver” sus problemas sin virarse contra el sistema. Y esto lo saben los que gobiernan este pais, ellos de vez en cuando hacen una barrida y recogen a unos cuantos pero mas no pueden hacer porque meterian presa a Cuba entera, incluidos ellos mismos.
    Solo observese las promesas que se le hicieron de ventas al por mayor a los cuenta propistas como medio para dejarlos abrir en medio de un sistema que se ahoga, entonces, hasta el sol de hoy esos productos al por mayor no aparecen, alguien piensa que ellos no saben que todo el queso de las pizzas de la habana la compran en las tiendas, imposible, ellos saben que es ilegal, lo que pasa es que saben que son culpables por eso ellos mismos se hacen los de la vista gorda…. Entonces, aqui desde el presidente hasta el repartidor de periodicos, hasta el que se come las pizzas aqui coge lo suyo ….

  • Brillante articulo para no decir nada. Es el problema de todos los que nadan en la misma agua que el regimen, juegan con la cadena pero no con el mono. Siempre la culpa es otra o de otros menos de los culpables. Para hablar de corrupción en Cuba hay que empezar por arriba, no por abajo. Por el mas corrupto, el propio Raul Castro y su hermano y no por los que han sido consecuencia (aunque no justificada) de ese triste decenlace. Me pregunto si esta no es otra forma de corrupción que esta acabando con Cuba, la corrupción de los academicos y eruditos que deberian ser candil para su pueblo y callan y mienten solapadamente para mantener sus catedras y status. Nadar contra la corriente sería muy fuerte para ellos. Es la corrupción de las ideas, de la moral y del civismo, es el cancer de la sociedad civil cubana.

  • La propiedad es un concepto material, tangible. Con bastante frecuencia es utilizada la expresión “la propiedad social es de todos” y en Cuba se ha igualado propiedad estatal con propiedad social, esto encierra por lo general un grado de concentración e indefinición, que ha derivado en indiferencia, irracionalidad e irrespeto hacia el uso, utilización y conservación de los medios de producción, recursos naturales, y ha conducido a la forma sutil de corrupción que señala Esteban Morales con su efecto devastador sobre el orden económico social y político.
    Detrás de todo esto lo que se esconde es la no realización de la propiedad por parte de los productores como señala Armando Nova. El estado puede conservar la propiedad jurídica de los medios de producción pero estos deben ser entregados en usufructo o arriendo a los productores para que puedan decidir sobre el ciclo completo producción- distribución- cambio- consumo, es decir la propiedad económica del productor, el derecho que corresponde a este último, a decidir sobre el proceso productivo y destino de sus resultados. Creo que si no se reconoce que el monopolio estatal no ha resuelto la alienación de los productores no se podrá terminar con este tipo de corrupción.

  • Alguien sabe donde se accede a los detalles de como se otorgan los derechos a las empresas mixtas. Como es eso? Cuanto pone Cuba, cuanta ganancia. Cuales son los parametros para darle a este u otro capitalista extranjero el derecho de operar en Cuba? Quien es el encargado?
    El cable, que paso con el cable.
    Alguien sabe el monto de lo robado por los corruptos de Moa, cuanto robaron, como. Que mecanismo, poder, falta de contro fuel el que les hizo robar?
    No nadie sabe nada. Por ahi comienza la corrupcion y no por un cake de quince años.

  • Elpidio,

    Tu “muela” es la misma desde que naci hace casi 50 anos. STOP!!!!!
    Los “historicos” son responsabels al 200 % de lo que sucede. El Partido (único y mal llamado Comunista) es corrupto desde que sus “casas de visita” y sus Sedes Provinciales y Municipales brillan como mansiones junto a las de los obreros y pueblo en general, que se caen a pedazos y que no existen para muchos. Eso que tu llamas “proceso” es algo que no existe hace muchos anos y es al manto bajo el cual se arropan y camuflan los oportunistas, arribistas y corruptos mayores. Te acuerdas de Ochoa?, Te acuerdas de Abrantes?, te acuerdas de Felipito Perez Roque, de Diocles Torralba, de y de Carlos Aldana;… y de tantos y tantos?; todos en la cúspide a sabiendas del mismísimo Fidel y los “otros” que los dejaron hacer mientras les convino.
    Pero peor, muchos de los supuestos “defenestrados” están mejor ahora porque no tienen ningún compromiso “revolucionario”; y siguen viviendo la “doce vita”. si no, pregúntale a Pedro Ross Leal en Luanda, o al otro que ahora es maricón, pintor y traficante de obras de arte y sigue vivinedo en su “casita” de 5ta Ave. y 76.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *