Un suceso que nos obliga a reflexionar

Osmel Ramírez Álvarez

En la entrada al municipio de Mayarí. Foto: cubadebate.cu
En la entrada al municipio de Mayarí. Foto: cubadebate.cu

HAVANA TIMES — No conozco las estadísticas porque no son públicas, pero aquí en Mayarí, Holguín deben ocurrir varios robos por día. Lo normal es que solo sean pérdidas materiales y casi siempre el delito queda impune. Solo cuando es algo trascendental, o el Estado es el perjudicado, se toman gran interés en resolver los casos.

Ya he comentado en otro artículo lo terrible que se pasa en esta zona del Oriente cubano con el hurto del ganado mayor y las mafias que van surgiendo. Hablé sobre los rescates que piden para liberar los animales y lo peligroso de esta tendencia. Acaba de ocurrir hace dos días un ejemplo claro de lo que se preludia e inquieta a muchos.

En un intento de robo de animales, en la noche, los dueños se despertaron. Intentaron defender su propiedad y los bandidos mataron con arma blanca al señor de la casa. A su hermano lo hirieron y se dice que perdió un brazo. Aún no han dado con los culpables que se dieron a la fuga. Felizmente los reconocieron e incluso uno de ellos tenía libertad condicional. El barrio donde sucedió tiene fama ya ganada por las mafias que operan en este “negocio” de la carne de res ilegal.

Una reflexión:

La semilla de la violencia y del crimen organizado está ya plantada en nuestro país. No solo aquí en el interior asociada al robo y al tráfico; es más grande aún en la capital y las ciudades principales. Existe en esas urbes un incipiente comercio de drogas, ya no tan pequeño ni intermitente como años atrás.

Solo falta que el “río se revuelva” para que se vuelvan virales y desgracien este país todavía más; solo falta que el temor que le tienen al poder represivo que posee el Gobierno se disipe (porque aunque casi nunca actúan, si quieren lo hacen, y cuando lo hacen nada los detiene).

Solo falta que exista un tránsito hacia un estado de derecho que los proteja de la mano dura; solo falta que el capitalismo les posibilite ampliar sus negocios sucios y blanquear sus capitales; que eleve los ingresos del pueblo, al que pretenden venderle masivamente los estupefacientes que enajenan y corrompen; también solo falta que les llegue la democracia, para corromperla y pagar por detrás a los políticos, policías, fiscales y jueces, y así convertir a Cuba en un paraíso para los delincuentes .

Ellos están ahí, apostados como un corredor profesional, rodilla en piso y esperando el disparo para salir a correr su carrera. Tarea grande es la que tenemos los hombres y mujeres de bien de esta tierra: proteger ese precioso momento del cambio, cuando llegue. Para nada debemos de temerlo porque existan peligros latentes. Existen esos y muchos otros acechando la oportunidad de cebarse como flagelos malignos en nuestra sociedad, cuando los buenos anhelos den espacios de desgobierno mientras se reacomoda la Patria.

La prudencia nos obliga a conocerlos bien; a observar otras sociedades y beber de sus experiencias de cambio, positivas y negativas. Es muy grande la misión que tiene por delante nuestra generación y seremos testigos de un momento histórico excepcional y muy trascendental. Tenemos el deber de hacerlo bien y no permitir que los oportunistas le roben el protagonismo a la libertad y a la justicia.


12 thoughts on “Un suceso que nos obliga a reflexionar

  • el 25 agosto, 2016 a las 8:31 am
    Permalink

    EDUARDO: Cuando en Cuba se de a conocer a traves de los medios la cantidad de hechos delictivos, distribucion y consumo de drogas, de pornografia infantil y crimenes sean estos o no de la mafia, entonces y solo entonces podra usted hacer comparaciones con EUA. Por supuesto, tambien tendra que tener en cuenta el numero de poblacion. Que en Cuba, el regimen tenga prohibido publicar esas noticias, NO significa que no existen. Que no se atreva a publicar la actividad de los disidentes y opositores NO significa que no existen. Tienes usted los datos oficiales para poder hacer la comparacion??? Aplicate esto: NO hay peor ciego que quien NO quiere ver. Yo si le puedo asegurar puesto que esta mas que probado es que :A mayor miseria, hambre y multiples necesidades, mayor es el numero de delitos que se cometen. Saque usted sus propias conclusiones.

  • el 22 agosto, 2016 a las 1:29 pm
    Permalink

    Bobo: claro que veo lógico que el día que se despenalice la matanza de ganado mayor se volverá un negocio normal como matar cerdos y vender su carne. Esa política es anti productiva e idiota. Según los puercos nunca se han extinguido en Cuba ni los carneros, tampoco se extinguirían las vacas y los bueyes; seguro se incrementan cuando se puedan comercializar y el estado no esté arriba de la gente siendo más dueño de una res que su propietario. Los multan por cualquier cosa, por no mantener los papeles actualizados, por perderse el arete con que los marcan, por no cuidarlos en los potreros, etc. Y si te atreves a comerte tu propio animal te meten preso con más años que si mataras a una persona.
    Pero es muy inocente creer que las mafias se detendrán ese día y dirán “si ya no podemos robar reses nos volveremos gente de bien”. Buscarán otra cosa con qué delinquir, porque ese ya es su mundo y han perdido valores. Si ese día llega con la democracia y el capitalismo, a no ser que el cambio sea muy bien controlado, pasará lo peor: en vez de vacas o caballos secuestrarán niños para pedir rescate y traficarán drogas. El crimen se hará habitual y si cogen fuerza serán como en las favelas de Brasil, que controlan ciudadelas; o como en México y Colombia, que tienen casi más fuerza que el propio Estado. Además hay mafias incipientes en el tráfico de drogas en las ciudades más grandes.
    Evitarlo es una tarea tan importante como procurar el cambio. Conocer esta realidad y tenerla presente es un vital punto de partida.

  • el 20 agosto, 2016 a las 9:26 am
    Permalink

    EDUARDO:

    Estás perdido en el llano comiéndote toda la bazofia que te da el Granma. Ve a los datos reales.

    En la Alemania Nazi y la España de Franco había mucha seguridad ciudadana.. En Corea del Norte no hay casi delincuencia.. Es una característica de los sistemas totalitarios/ autoritarios, que controlan todo en la sociedad y reprimen todas las manifestaciones que puedan erosionar el poder del grupo dirigente, sean estas buenas o malas. Por otra parte, teniendo Cuba la sexta mayor población penal por persona en el mundo, es un poco difícil afirmar que existan menos delitos que en otras partes.

    https://en.wikipedia.org/wiki/List_of_countries_by_incarceration_rate

    Además, las estadísticas indican que entre 218 países, Cuba está en el puesto 110 en asesinatos (4.2), lo cual no es nada para estar orgulloso. En ese respecto, es un país promedio, aunque sí esta mejor que la mayoría de los latinoamericanos. Interesantemente, los USA , con (3.6) están en el puesto 104, algo mejor que en Cuba, y eso que en USA hay millones de armas en manos de la población y se producen esas matanzas que reciben tanta prensa.

    https://en.wikipedia.org/wiki/List_of_countries_by_intentional_homicide_rate

    ¿Como te quedó el ojo?

  • el 18 agosto, 2016 a las 6:21 pm
    Permalink

    Mira, olvídate de lo que pasa en Estados Unidos, que al final eso es un problema de los que aquí vivimos. Preocúpate de lo que pasa en cuba y trata de darle solución. Los hechos esta´n ahí. A mi no me imprtan losEstados Unidos salvo porque allí vivo. Pero quí esos problemas se debagen, se conocern y se critican. Allá de eso ni se habla y es lo de todos los días. Un país donde se ha llegado a vedner como aceite comestible la grasa que destilan los cadáveres cremados está my requetemal.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *