Obama estancado en política hacia Cuba

Esteban Morales*

Esteban Morales. Foto: Roberto León de NBC News

HAVANA TIMES — A pesar de mantener el bloqueo, se podían tener ciertas esperanzas,  porque Obama despego innovador en  la política hacia Cuba. Hoy se encuentra estancado, en lo que parece quiere que sea un callejón sin salida.

El presidente no logra captar la diferencia entre el caso de Allan Gross y el problema de los Cinco. Por lo cual construye fantasmas, con lo que visto objetivamente en sus diferencias  podría solucionarse sin que ello represente un peligro para la seguridad nacional de Estados Unidos, ni para su prestigio. Obama está apreciando la imagen del problema Gross-Los  5, atraves de un espejo cóncavo, que le hace ver todo exactamente al revés de cómo es.

Allan Gross es un error de Estados Unidos, que hasta este ultimo y su familia reconoce. Por eso responsabilizan a Obama con su salida de Cuba. Los Cinco también es un error de Estados Unidos, pero no de Obama sino de la Justicia norteamericana.

Cuando Obama tomo el mando ya otros le habían creado el problema. El problema de Gross se lo creo el mismo. Manteniendo a si un doble error, el que le regalaron y el que el mismo se busco.

Pero no aprecia la diferencia y se enclaustra en la falsa apreciación de que darle la libertad a los 5 sería una debilidad que afectaría la seguridad nacional de Estados Unidos.

Obama tiene que comprender, que es Cuba la que nunca podría parecer débil ante Estados Unidos. Porque entonces si pondría en peligro su seguridad nacional. Cuba no debate con Estados Unidos, sobre otros que pueden estar presos como resultado de haber trabajado para Cuba.

Pero insiste en el caso de los Cinco, ¿por qué? Simplemente porque Cuba sabe muy bien que los Cinco no estaban realizando ninguna actividad en la que peligrara la seguridad nacional norteamericana. Y eso, yo creo que Obama debe saberlo también. Y si lo sabe, está cometiendo un gran error.

Sobre todo, cuando es tan evidente, que el trato dado a los Cinco y sobre todo las condenas,   constituyen una mancha para la justicia norteamericana. ¿O será que lo mantienen engañado sobre el caso de los Cinco? Sino es un engaño, entonces Obama no tiene razón en que liberar a los Cinco representa un peligro para la seguridad nacional de Estados Unidos.

Y sin embargo, si es una oportunidad de liberar a Allan Gross y al mismo tiempo quitarse de encima un problema que está afectando crecientemente el prestigio de Estados Unidos y el de Obama en particular, que se ha tomado el asunto como una prioridad de política.

Como ya he dicho, no se trata de un asunto fácil, pero Obama equivoca y al mismo tiempo,  sobredimensiona el “dolor de cabeza”, pues este último no proviene de liberar a los Cinco sino de  que, como ya dije también, Obama tome una decisión con el caso de Allan Gross cuando ya no haya remedio. Cuando ya sea demasiado tarde. Pues este señor es un hombre de más de sesenta años, con los achaques propios de la vejez y llevando a cuestas, ya por tres años, la carga emocional de estar alejado de su familia.

No señor Presidente, no va a representar ningún peligro, ni siquiera un “dolor de cabeza”  liberar a los cinco y entregarle a Allan Gross sano y salvo a su familia. Lo que si va a ser un gran dolor de cabeza para usted es si toma la decisión correcta cuando ya sea tarde. ¿Con que argumento político Ud. se justificaría ante la familia de Gross  si eso ocurre?

Por eso Cuba insiste en negociar el caso, sobre una base humanitaria y equilibrada para ambos. Porque estoy seguro que Cuba quiere que esa historia termine bien, sin triunfalismos de ninguna de las dos partes, ni con supuestas ventajas políticas.

Porque se está hablando de personas que tienen  familias, que sufren, unos por la injusticia de condenas que no merecían, ya por 14 años y el otro, por la incapacidad de un Presidente para comprender que no sacrifica nada, al contrario gana, si actua con inteligencia sensatez y objetividad.

Además, no olvide Ud. Sr. Presidente, que ha convertido el caso de Allan Gross en una prioridad de su política con Cuba. Siendo así, entonces se trata de algo para pensar a profundidad, como solucionarlo y no para complicarlo. Sin olvidar tampoco que Ud., trazó una estrategia de política, que ahora se encuentra estancada en los vericuetos de un problema que  responsablemente le digo, no sería tan difícil de resolver.

Recientemente, parecen haber actitudes de ambos lados, que pueden significar la esperanza de terminar de entenderse. Veremos.
—–
(*) Visita el blog de Esteban Morales.

6 thoughts on “Obama estancado en política hacia Cuba

  • Saludos Esteban. Excelente comentario en torno a Obama y su política hacia Cuba. Tal parece que al no ser nosotros una prioridad, estudian poco el asunto y se dejan llevar por asesores o subsecretarios que tienen otras influencias y participan de determinados cabildeos. La Política de USA hacia Cuba está marcada por la inoperancia y anacronismo de unas personas fracasadas, impotentes, pero aún muy influyentes. Me recuerdan a los borbones franceses durante la llamada restauración.
    Intentaré colaborar con tu Blog, pero necesito un email.
    Adelante amigo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *