La vanguardia gay de Regla

Xiomara Reinoso Gómez

Calle de Regla. Foto: Elio Delgado Valdés
Calle de Regla. Foto: Elio Delgado Valdés

HAVANA TIMES — Dicen que pueblo chiquito, infierno grande. No siempre es así.

Existe un pueblo tan pequeño que apenas se ve en el mapa. A pesar de eso es un municipio; estoy hablando del ultramarino pueblo de Regla.

Sus pobladores son personas maravillosas: alegres, auténticas y sobre todo muy valientes, tal es así que la llaman La Sierra Chiquita.

En ese pueblo pasé la adolescencia junto a mi hermana; nos mudamos a él cuando yo tenía nueve años y ella doce. Viví allí hasta los dieciocho.

Eso fue hace cincuenta años. Cuando la homofobia en Cuba parecía una enfermedad incurable.

Sin embargo en ese pueblo abundaban los gay y las lesbianas. Muchos de ellos convivían con su pareja sin ningún problema.

En mi cuadra había un matrimonio gay que compartía la casa con la familia de uno de ellos, otro que vivía solo, y al lado de mi casa un matrimonio de lesbianas.

Y nos respetábamos mutuamente. Nos llevábamos tan bien, que más que vecinos parecíamos familia. Cuando alguien tenía un problema o había que correr para el hospital, siempre aparecía un vecino a tirar la mano.

Nunca escuché a nadie criticando a nadie; cada cual hacía con su cuerpo lo que le venía en ganas.

La lesbiana de al lado ya era una mujer mayor. Tenía seis hijos de un matrimonio anterior y jamás escuché que le reprocharan nada.

Nos sentábamos por las noches en la acera a conversar; los heterosexuales, los gay, las lesbianas, las prostitutas, los locos… si porque también los había. Una de las locas tenía tres títulos y era muy elocuente; cuando recibía tratamiento parecía una persona cuerda.

Era un pueblo con valores humanos, y eso es lo que importa.

No crítico ni me interesa la preferencia sexual de los demás; el tiempo que viví en Regla me enseñó a ser así.

Critico, sí, a los padres que reniegan de sus hijos gays o lesbianas. Critico al que siendo homosexual se hace pasar por hétero y engaña a su pareja.

Critico la falta de educación, la pérdida de valores y muchos otros fenómenos deplorables que se están viendo ahora.


4 thoughts on “La vanguardia gay de Regla

  • el 10 noviembre, 2015 a las 4:13 am
    Permalink

    Con respecto a gays que están con mujeres y hombres hay personas que se sienten atraídas a cualquier sexo no lo hacen por malicia creo que el nombre que se aplica es bisexual. O también se le puede llamar pansexual. Casualmente acabo de leer un artículo en cnn sobre esto.

    http://www.cnn.com/2015/11/09/living/pansexual-feat/index.html
    Una cantante americana describe su “preferencia” y creo que en este caso preferencia debe ser más adecuado que orientación
    “I am literally open to every single thing that is consenting and doesn’t involve an animal and everyone is of age. Everything that’s legal, I’m down with. Yo, I’m down with any adult — anyone over the age of 18 who is down to love me. I don’t relate to being boy or girl, and I don’t have to have my partner relate to boy or girl.”

    Con respecto a la sexualidad hay tanta variedad como personas. Decir que algo es normal y otra cosa que no encaja en nuestros esquemas preconcebidos de que es lo “correcto” es limitar a los demás.
    Hay personas que disfrutan el sexo entre tres y entre estas hay muchísima variedad también. Los franceses tienen una palabra para esto. “Ménage à trois”

    En el artículo de Wikipedia abajo describen varios intelectuales famosos que se conoce estuvieron en este tipo de relación

    https://en.m.wikipedia.org/wiki/Ménage_à_trois

  • el 8 noviembre, 2015 a las 2:56 pm
    Permalink

    Buen articulo, le recuerdo a la articulista sin embargo que no se trata de “preferencia” sexual sino de ORIENTACION sexual, la preferencia implica opcion y no hay tal.

  • el 8 noviembre, 2015 a las 9:55 am
    Permalink

    Gracias Xiomara!!!. Yo soy de Regla!!! y como afirma El Lapon siento un fuerte orgullo de pertenecia. Mi padre fue reglano y me inculco ese orgullo recuerdo que ibamos a los Carnavales habaneros con el principal proposito de apoyar a los Guaracheros de Regla, sentiamos que todos los que bailaban eran parte de nuestra familia y por eso teniamos que apoyarlos. Al igual oia a mi padre decir que los peloteros reglanos eran geniales. Aunque ya no tengo familias en Cuba cuando he ido tengo que ir a Regla y visitor su pequena Iglesia, es como retornar a casa. Siempre fue un pueblo alegre y trabajador muy limpio, sus pobladores eran obreros y se distinguian por el buen vestir y la elegancia, ni que decir del baile!!! Hoy es un pueblo destruido, sucio, las calles llenas de aguas albanales y enormes huecos, las casas se estan cayendo. Esa calle de la foto es solo una muestra de lo que es hoy Regla.

  • el 8 noviembre, 2015 a las 3:18 am
    Permalink

    !!!Amén!! Doña Xiomara. para ustede todo mi respeto. Tuve dos amistades gays de Regla y aunque nunca más he sabido de ellos, les tengo toda la estimación del mundo. Y tiene ustede razón, cuando visitaba Regla, sentía que allí había un ambiente espiritual bien distinto al resto del país -sólo cercano al que, también, percibía de Cojimar; por no hablar del fuerte y respetuoso ogullo de pertencia de los reglanos. !Increíble!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *