El escándalo sobre el periodismo en Cuba

Vicente Morín Aguado

Periodismo cubano. Foto: juventudrebelde.cu
Periodismo cubano. Foto: juventudrebelde.cu

HAVANA TIMES — Jóvenes villaclareños acaban de publicar sus reclamos en la iglesia universal llamada Internet: “Hacemos uso del derecho más legítimo de escribir y opinar tanto en medios oficiales como en las plataformas digitales emergentes. Y no existe, como a algunas personas les parece, ninguna contradicción entre nuestro trabajo en los medios oficiales y la colaboración con los alternativos y/o privados.”

El gesto recuerda los cinco siglos que pronto nos separarán de las 95 tesis clavadas por Lutero en la puerta de la iglesia de Wittenberg. La recién nacida imprenta divulgó  aquella  protesta contra la corrupción del poder papal que entonces parecía inapelable, justificado, además, por  el tronco flameante de la inquisición. La reacción inmediata del papa León X quedó para la historia: “Las tesis fueron escritas por un borracho alemán, cuando esté sobrio cambiará de parecer.”

Iglesia, del griego ekklesia, luego al latín ecclesia, significa originalmente asamblea, congregación. Martín Lutero cambió la historia de Europa occidental. De acuerdo con el régimen político imperante en Cuba si (debe ser sí existe) existe contradicción entre trabajar en los medios oficiales y a la vez colaborar en medios alternativos fuera del control del Partido Comunista de Cuba.

Los comunistas post-Marx, en el poder, usan el fantasma de la eterna conspiración ante cualquier peligro que les obligue a un acto represivo considerado obviamente injusto fuera de sus predios, de inmediato apareció la contrapartida sospechosa, arando el camino, en la voz de Karina Marrón, joven subdirectora de Granma:

“Señores, este país no aguanta otro 93, otro 94, si no queremos ver protestas en la calle y no hay un Fidel para salir al Malecón —o por lo menos hasta ahora no ha habido una figura en este país que le dé la cara a este pueblo para explicarle las cosas como están sucediendo—, hoy con esta situación nos vamos a quedar dados”.

Miedo es la traducción de la parrafada, queda expedito el destino de los atrevidos “luteranos” de nuestro periodismo. Se trata de los integrantes de un comité de base de la Unión de Jóvenes Comunistas (UJC) del periódico Vanguardia de la provincia Villa Clara. El documento firmado por Javier Simoni Delgado alerta:

“Nuestra labor ha desatado sobre nosotros una cacería de brujas preventiva. No tenemos tapujos para decir aquí hoy que fuerzas extra periodísticas nos investigan en los centros de trabajo y en los CDR; nos siguen paso a paso y nos llaman a contar por la publicación de comentarios o trabajos polémicos. Nosotros no somos un peligro para la seguridad del Estado cubano y eso debería estar claro.”

Foto: Robert Hills
Foto: Robert Hills

La experiencia de quien escribe dice que cualquier “electrón libre”, es decir, fuera de control del binomio Partido-Estado, es un peligro a los ojos de la alta burocracia que de hecho gobierna el país, mucho más tratándose de la opinión pública interna, sagrado monopolio que lamentablemente para estos dirigentes, va resquebrajándose ante el empuje democrático de la naturaleza física acompañante de los medios de comunicación actuales.

La red de redes se ha convertido en aquella imprenta que 500 años atrás auxilió al gran reformador alemán. La represión asumirá variantes propias de nuestra época, sin cejar en el empeño de silenciar las protestas. Espero que los jóvenes comunistas villareños no sean ingenuos, ellos participan de una prerrogativa negada totalmente a los reporteros que forman el espectro alternativo al oficialismo, es preciso aclarar este detalle medular.

En Cuba solamente los periodistas reconocidos como oficiales, tienen derecho a presentarse en cualquier lugar, solicitar información, hacer fotos, en fin, ejercer la profesión libremente. Semejante privilegio implica obligaciones ante el ojo severo de la curia gobernante. Jamás será perdonado el atrevimiento, aunque sus causas profundas aparecen relatadas en el contradictorio mensaje de la antes citada subdirectora de Granma:

“Cuando los jóvenes se nos van de los medios, es sencillamente que tenemos en los jóvenes la expresión de la sociedad actual. No podemos ver el asunto como un problema puramente económico, hay un problema profesional de fondo, porque esos jóvenes que eligieron la carrera de periodismo no eligieron hacer propaganda, publicidad, no eligieron quedarse callados y al margen, porque si no hubieran escogido otra profesión…”

El suceso será escamoteado por urgencias relacionadas con el petróleo que nos llega desde Venezuela, mejor decir, de Nicolás, perdido en su sopa de incapacidad gubernamental, heredada de un Chávez que al estilo de los déspotas, designó sucesor al más fiel, no al más capaz.

Los cubanos no terminamos de resarcirnos de la impotencia, siempre andamos a la caza del salvador de turno, víctimas de los vaivenes de otras historias: la desaparecida URSS, Obama si gana la Clinton; Maduro podrido o la combinación interminable Putin-Medvedev; ¡vaya!, si fuera preciso hasta el Califato Islámico en franca decadencia, acompañado del poder fuera de cualquier sombra de un Ayatolá iraní.

Queda margen para otros comentarios a partir de las próximas noticias. Recordando a Lutero, las esencias están en la Cruz.

Vicente Morín Aguado: muchasemes@outlook.com.



5 comentarios sobre “El escándalo sobre el periodismo en Cuba

  • nada Vicente,o te afilias a La Pupila o a Cuba Posible,los otros : “pa fuera ,pa la calle”.Hablar libremente,investigar libremente,valientemente,eso esta vedado para los cubanos de a pie. (sean o no sean periodistas )..tiene que estar “organizado” y hecho por (como diria el cardenal) : personas educadas,cultas y nada de locura !!!!.Afiliarse o perecer…ya la Joven Cuba se afilio publiamente a los Rojos de la Pupila !!!!

    Respuesta
  • Vicente: pocas veces he leido una frase tan poco feliz como esa de “comunistas post-marx”

    Respuesta
  • Hola Haroldo, mucho respeto tus opiniones, pero el propio marx antes de morir se declaro no marxista y si creo firmemente en sus postulados basicos, la realidad es cuando se convirtio el socialismo en cientifico, frase poco feliz en verdad, no la mia. El comunismo para sigue valido en sus proposiciones iniciales de Marx y Engels, inclusive las baseses teoricas aportadas por Lenin, otros aportes posteriores, lo demas esta en el poder, la burocracia gobernante, la usurpacion de la democracia sin la cual no es valido socialismo alguno.
    Un abrazo y nos mantenemos aunque estoy en trances que no dan ahora para la polemica.

    Respuesta
  • Excelente Vicente, como periodista independiente dentro de Cuba, sólo te faltó una frase al final para tus colegas oficialistas: ” ahora, dime que se siente”.

    Respuesta
  • Excelente Vicente.
    En octubre 1987 los estudiantes de periodismo plantearon en reunión en el Comité Central y frente a Fidel Castro
    los problemas de la prensa y el país. Fueron fuertemente regañados y reprimidos de distintas formas.
    Casi 30 años después se siguen planteando los mismos problemas de mordaza.Lo que ha cambiado es que hay medios alternativos a los oficiales que pagan a los periodistas lo que sus redacciones no hacen.
    Efectivamente ante Internet, el gobierno no puede controlar toda la información. Si no existiera Internet se sepultaría esta carta como quedó sepultada aquella reunión.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Foto del día

Foto del día
Imagen 1 De 1

Un hombre y su perro, La Habana. Por Charlie Lockwood (Reino Unido). Cámera: Canon:6D Mark II

Usted puede participar en la Foto del Día
No tienes que ser fotógrafo profesional, solo envía una imagen (en blanco y negro o color), con un pie de foto indicando dónde fue tomada (ciudad y país), tipo de cámara o celular que usaste y una pequeña descripción sobre la misma.
Para nuestro formato es mejor que las fotos sean de orientación horizontal, ya que tenemos problemas con las verticales.
Envía tu foto, con tu nombre y país natal o de residencia a esta dirección de correo: yordaguer@gmail.com