Echarle la culpa al bloqueo

Wharhol P

HAVANA TIMES, 23 feb — Hace apenas unos días me dispuse a dar una caminata por las calles del barrio donde vivo, y me sorprendí al ver que en tan solo una manzana, cada esquina estaba abarrotada de escombros y basura.

Rápidamente fui a casa de una prima mía para pedirle una cámara prestada y tomar algunas instantáneas y así dar crédito a mis palabras.

Son pocas fotos, pero eso sí, puedo asegurar que en ciudad de La Habana, hay muchos lugares como los que aparecen en las imágenes.

Con el paso de los días, he comprobado con mis ojos como se incrementa el basurero, y nadie hace absolutamente nada por solucionar el problema.

Me pareció terrible comprender como nos adaptamos a convivir rodeados de suciedades, y mal olores.

Y ni siquiera advertimos cuán dañino puede ser para la salud, pues hasta animales muertos depositan en los tanques, y tardan tanto en la recogida que el animal se descompone a la vista de todos, y qué decir ante una situación de esta índole:

“La culpa es del bloqueo.”  Es esto lo que se suele decir cuando en Cuba algo no funciona como ha de ser.

Mucho me gustaría que eliminasen el embargo económico, para ver si la mayoría de nuestros problemas van a tener una solución.

Creo que eliminar el bloqueo sería una opción muy inteligente, porque así los cubanos de aquí nos daremos cuenta de que las causas de muchas de nuestras desgracias y penurias no son precisamente causadas por ese brutal  y despiadado embargo que al parecer, no tiene, ni nunca tendrá un fin.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *