Ariel Glaria

trinidad
Foto: Elio Delgado Valdés

HAVANA TIMES — Puedo contar con los dedos de una mano, entre mis libros, los textos de economía y entre mis autores más entrañables, son escasos los dedicados a este saber. Esto pudiera ser visto con simpatía o no. Pienso no obstante en alguna relación entre a aquello y lo que me propongo comentar.

La historia más reciente, de nuestro continente, ha traído a la actualidad el termino: liberalismo. Termino, cuyo concepto, ha estado ligado algo menos de doscientos años a nuestras corrientes de pensamiento. Solo que ahora, su connotación política, ha develado una serie de traumas importantes en nuestras sociedades. No es mi propósito, en cambio, dar profundidad a este fenómeno; Sino más bien compartir una diferencia de conceptos que pienso nos separan del concepto liberal anglosajón.

El concepto del liberalismo Ingles arranca, en su forma definitiva, en el siglo XVIII con la doctrina del “LAISEZ-FAIRE” y la defensa que de ella hacen hombres como Adán Smith y David Ricardo entre otros. Ambos teóricos de la economía cultivaron, además, las bellas artes y la lírica. Los dos consagraron parte de su trabajo a defender la llamada “compañía de las indias orientales”. Es decir la colonia en India de Inglaterra y los cuantiosos beneficios que esta aportaba a la corona Inglesa. La libertad en ellos se traducía en el comercio libre y sin trabas administrativas de institución alguna.

Este pensamiento, se ramifico y alcanzo las artes, la jurisprudencia y las ciencias Inglesas. Fue este el siglo de la revolución industrial.

Este liberalismo, como puede deducirse, tiene su raíz en una espiritualidad racional y económica. No es casual que a poco más de cien años de su origen un escritor Inglés de atrayente sensibilidad como Rudyard Kipling (1865-1936) abrazara la causa del poder Ingles en India.

El concepto liberal latinoamericano, por otra parte, tiene sus raíces más fecundas, en el legado de la ilustración Francesa y sus postulados de igualdad. Fue por tanto crítico en sus fundamentos y fuertemente arraigado, por herencia, a lo constitucional.

Nuestros pensadores, poetas y fundadores pensaron en términos de una libertad cuyo centro y medida era el hombre mismo. Más ligado en las raíces a la “justicia distributiva “de Santo Tomas de Aquino y posteriormente al “Contrato social” de J.J.Rosseau que a la máquina de vapor y el ferrocarril.

Recordemos que algunos de nuestros próceres fueron padres de la iglesia. El padre Hidalgo precursor de la independencia Mexicana y el presbítero y filósofo Cubano Félix Varela.

El pensamiento liberal latinoamericano estuvo más cerca del espíritu que del bolsillo. Su originalidad puede hallarse en su esencia crítica y emocional. Su frustración, en cambio, ha sido originada por la imposición de postulados no arraigados en la basta humanidad de nuestros países.

El concepto de libertad aun hoy en nuestra cultura, se reconoce más en lo moral que en lo económico. En lo básicamente constituido por la tradición, incluyendo los males, que en el libre negocio. De la otra parte, los postulados anglosajones, arraigados al norte de nuestro continente: Obedecen más a la labor mercantil, traducida en ganancias, que a los fundamentos de un comercio para el acercamiento de naciones vecinas.

Ambos deben encontrar en el antagonismo obsoleto que las separan las luces de la reconciliación.

Ariel Glaria

Ariel Glaría Enriquez: Nací en la Habana Cuba en el año 1969. Soy orgulloso portador de un concepto en peligro de extinción: habanero. No conozco otra ciudad, por eso la vida en ella, sus costumbres, dichas y dolor son el mayor motivo por el que escribo. Estudie la especialidad de Dibujo Mecánico, pero trabajo como restaurador. Sueño una habana con el esplendor y la importancia que tuvo.

6 thoughts on “Del pensamiento liberal

  • Gabriel, con todo respeto, la definicion de liberalismo es muy anterior al regimen cubano, incluso es de la primera mitad del siglo XIX mucho antes de la aparición de documentos de corte “socialistas o comunistas”.
    Lamentablemente, Marti vuelve a tener razón al decir que ser culto es el único modo de ser libre, porque la persona es libre de las manipulaciones de todo tipo vengan de donde vengan y el lema norteamericano de la decada de los 40-50, muy publicitado por la Revista Reader´s Digest y que quizas usted nunca conoció u oyó hablar de ella, de que tambien Usted puede tener un Buick, sólo es para los incautos. Siempre el Club de Bilderberg es el que ha establecido las pautas del desarrollo global en el mundo, sus guerras, los gobiernos, el destino de las riquezas materiales y el despojo de los pueblos.
    Pero si usted y quienes quieran no quieren ver, entonces no hay peor ciego y por demas, personas al vaiven de las manipulaciones de todo tipo y tendencia, bailando al son que les tocan…

  • Jagger,

    El liberalismo no es la caricatura que nos quiere imponer el régimen cubano. Para aprender de doctrina liberal deberías de ir directamente a las fuentes en lugar de escuchar a lo que otros dicen que dicen los liberales.

  • La rama más radical del Liberalismo es el Anarcocapitalismo, una rama que aspira a un mundo sin fronteras, con total libertad de circulación, y donde las guerras serían imposibles al no existir estados.

  • ¿Qué tendrán que ver conflictos separatistas como en Ucrania y el integrismo musulmán con el liberalismo?

    El liberalismo postula el intercambio voluntario de bienes y servicios como el mecanismo idóneo para alcanzar el máximo desarrollo económico, lo cual está en las antípodas de las guerras, donde las diferencias se discuten con las armas, triunfando el mas fuerte. Dado que las guerras conducen al triunfo del más fuerte, hacen que se produzcan intercambios de bienes y servicios en contra de la voluntad de una de las partes, lo cual va directamente en contra de la esencia de liberalismo.

  • El liberalismo, independientemente de su connotación ideológica sobre la conciencia y la psicología social, es fundamentalmente un modelo de desarrollo económico capitalista, de por sí, el primero de los modelos en el despliegue histórico de ese sistema desde el siglo XVII en Inglaterra y luego, a fines del XVIII en Francia y llevado por las bayonetas de Napoleón a toda Europa.
    Por supuesto, la Revolución Francesa que es paradigma de la revolución burguesa, no podía sino darle una fundamentación política a esa doctrina económica, ya que la sociedad feudal contra la que se hizo esa revolución, mantenía en la condición de siervos de la gleba a toda la población de los feudos y no cobraban salarios. Era preciso, declarar la libertad e igualdad para que las masas pasaran a ser parte del proletariado, a ser obreros que ganaran un salario, sin el cual, es decir, sin el poder adquisitivo de las masas, el mercado no tendría la preponderancia de la realización mercantil y por tanto aquella forma de dominación económica era la principal traba para el despliegue y desarrollo de las relaciones de producción capitalistas, asi como la diferenciación de la población en las clases fundamentales del captialismo, como lo admiten Adam Smith y David Ricardo.
    El liberalismo fue la doctrina económica que permitió enarbolar las consignas de la Revolucion Francesa, pero el devenir del tiempo demostró que la LIBERTAD no es la libertad de los mercados, sino la condición política de permitir expresarse al que piensa diferente y eso aún hoy, no se ha conseguido!!!
    El neoliberalismo, como doctrina reciclada sustituta del keynesianismo, muestra bien las fauces y los cohetes y solo aboga por la libertad de los sepulcros, sino vean a Irak, Libia, Afganistan, Gaza, Ucrania y quieren hacer los mismo con Siria!!

  • Existe una muy rica corriente económica liberal fuera del ámbito anglosajón. De hecho la escuela de Salamanca en España es anterior en un par de siglos a Adam Smith y en ella tenemos el verdadero origen del liberalismo económico. Además tenemos que hablar de la escuela austríaca con figuras de la talla de Hayek y Mises. Por no olvidarnos del francés Bastiat con unos textos enormemente claros y didácticos.

    Por otra parte las últimas tendencias del liberalismo, tal como el Anarcocapitalismo, están lideradas por estadounidenses.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *