Che, patrimonio universal

Por Pilar Montes

Foto: Paola Nuñez Solorio

HAVANA TIMES — Cuando la imagen del Ché, inmortalizada por Korda, ha recorrido todos los rincones del mundo y ha sido tomado su ejemplo como bandera por trabajadores, estudiantes e indígenas en sus luchas por una vida digna, se puede afirmar, a 87 años de su nacimiento (14 de junio, 1928) y 48 de su muerte (9 de octubre, 1967), que es una figura universal.

El guardián de la conciencia latinoamericana, recientemente fallecido, Eduardo Galeano, dijo “El Che, vencido, derrota al olvido cada día” y añadió explicándose, “¿No será porque el Che decía lo que pensaba, y hacía lo que decía? Insólito en un mundo donde las palabras no suelen coincidir con los hechos”.

También en este año se cumplió medio siglo de una contienda poco divulgada que llevó a Ernesto Guevara y 130 cubanos a tierras del Congo Brazzaville, respondiendo al pedido de fuerzas que en ese país pidieron la colaboración de Cuba para el entrenamiento de guerrilleros que querían liberar el país y terminar la obra que no pudo concluir el líder popular Patrice Lumumba, que se proponía liberar al país por la vía pacífica pero fue engañado y asesinado por las metrópolis coloniales.

Medio siglo después de la contienda del Congo y la caída del Ché en la Quebrada del Yuro en Bolivia, sus compañeros de lucha confirmaron que el intento fallido fue apenas el preludio de lo que después resultó el triunfo contundente de las ideas y las armas cubanas en Africa y América Latina.

Después de terminada su misión en el Congo y sometiendo sus notas de la contienda a un análisis crítico y profundo, Ché, con la exigencia a sí mismo que le caracterizó, calificó de fracaso el esfuerzo liberador, pero dice esperaba que esta experiencia sirviera a otros movimientos revolucionarios.

“Líderes africanos reconocen a Cuba como el país que más hizo por la definitiva liberación de Africa del yugo neocolonial y el apartheid”, afirmó Oscar Fernández Mell, comandante en retiro, participante de la gesta del Congo y de la anterior en la Sierra Maestra.

Junto a Fernández Mell, Víctor Dreke Cruz, también Comandante de las dos contiendas, Tomás Escandón Carvajal y José Antonio Palacios compartieron con periodistas y trabajadores de Prensa Latina sus experiencias con el Ché en el Congo, en ocasión de cumplirse 50 años de esa epopeya.

Participantes, como lo hicieron años más tarde, cientos de miles de cubanos en las luchas en Etiopía, Angola, Namibia, en estos dos últimos países contra las fuerzas del apartheid en Sudáfrica, aseguran que estas contiendas aceleraron la caída del régimen opresor.

Estos hombres fueron categóricos en afirmar que “la contienda en el Congo no fue un fracaso, como la califica el Ché en la “advertencia inicial” de su diario en el Congo, sino la antesala de la victoria”. “El tiempo transcurrido, dijeron, evidenció que no fue una derrota, sino el preludio de un triunfo, no sólo en Africa, sino también en América Latina”.

“La agresividad del imperialismo en la década del ‘60 convenció al Ché y a Fidel que era preciso atacarlo por muchos flancos, creando uno y muchos Vietnam. Africa, por otra parte, como continente rico en minerales estratégicos y petróleo, era blanco del saqueo de las metrópolis coloniales que no se resignaban a perder sus riquezas”, dijo Fernandez Mell.

¿Por qué el Congo?

Ernesto Guevara disfrazado para su salida hacia el Congo.  Foto: fotosdelcheguevara.blogspot.com
Ernesto Guevara disfrazado para su salida hacia el Congo. Foto: fotosdelcheguevara.blogspot.com

Víctor Dreke por su parte señaló que “el Che realiza un viaje previo por el continente africano, donde tiene la oportunidad de conocer a algunos de los dirigentes de los movimientos revolucionarios activos en esos momentos, y conoce de sus dificultades y preocupaciones. En todo momento mantiene contacto con Fidel Castro”.

“Quizás buscando reivindicar la figura de Patrice Lumumba, héroe y mártir del Congo, traicionado por las potencias coloniales y Estados Unidos que lo tenían como un hombre peligroso para sus intereses, el Ché y Fidel deciden que las mejores condiciones para una lucha de liberación se daban en el Congo”, apuntó Dreke.

“De los combatientes que acompañaron al Ché en el Congo, 130 en total, quedan 73 vivos”, declaró Tomás Escandón, técnico en comunicaciones en esa epopeya y actualmente jefe del departamento de Asistencia Técnica de Prensa Latina.

“En el Congo coincidieron tres problemas, explicó José Antonio Palacios, uno fue con Tanzania, que aunque había autorizado a las fuerzas cubanas a pasar hacia territorio del Congo Brazzaville a través del lago Tanganica, desconocía los planes y composición del grupo”.

“En segundo lugar, continuó Palacios, la Organización de la Unión Africana (OUA) era partidaria que todas las fuerzas guerrilleras salieran de territorio congolés. El jefe insurgente Kabila no podía pedir la salida a los cubanos pues había pedido ayuda a Cuba y el Ché había decidido presentar combate al ejército regular y a unidades de mercenarios belgas, negándose a regresar a la base”.

“Por último, concluyó Palacios, la orden inicial había sido la de formar unidades, entrenarlas y armarlas, pero la realidad era que los alzados congoleses no presentaron pelea, había indisciplina en la tropa y muchas querellas entre dirigentes locales”.

“Cuando empeoraron las condiciones, Ché decidió sacar a los enfermos y heridos y esperar a que la situación se enfriara. Sin embargo, las noticias que se manejaban en La Habana era que la presencia del Ché había sido detectada y que su vida y la del contingente corrían grave peligro y era necesario salir lo antes posible del país”, recordó Fernández Mell.

“Al tener que salir abruptamente del Congo (Brazzaville), por las divisiones entre los dirigentes locales que proclamaban querer liberar a su país, pero no concordaban cómo hacerlo, el Che, exigiéndose siempre más a sí mismo, consideró la empresa fracasada.

“Cargaba en la conciencia los miembros de la columna que no pudieron regresar a Cuba”, dijo en conclusión Fernández Mell.

Dos décadas después, la historia daría la razón al Ché y a los cientos de miles de cubanos que lograron no sólo garantizar la independencia de esas naciones sino además librar al continente del odiado régimen del apartheid.

 

 

 

 

27 thoughts on “Che, patrimonio universal

  • mire sr, si el gobierno cubano hubiera tratado de mejorar sus relaciones con los EEUU y hubiera dejado su boberia historica que se resume en la egolatria de fidelito I,pues todo hubiera regresado a su verdadera dimension.Cuba no es una potencia que se tenga que enredar en asegurar espacio para sus intereses,solo es un paisito que tiene que buscar su espacio.Y su espacio,sin ser muy inteligente se ve,se sabe,es al lado de los EEUU,no como titere ni como enemigo,solo como vecino y amigo,o no es asi??Claro que manteniendo una dictadura comunista que oprime a su pueblo y con mas de un millon de cubanos en los EEUU no es la major forma de entablar relaciones con los EEUU.!!!!Pero la Aventura extraterritorial de Cuba,no tiene sentido.!!

  • Triste por esa primera admiración..creada en la inocencia … hoy ya…penosa
    las razones simples …
    fue un marketing ..lo es hoy y lo sera..
    sencillamente se hará justicia histórica cuando se descubran las verdades..
    por ejemplo esa Malina que se perdió…en fin..
    Toda forma de culto; de permitir manipulación ..egocéntrica . seria imperdonable…regodeada por seres
    mas infames que el héroe real a su haber ..le llaman historia..
    fue en su época una estrella es decir,,marketing puro..
    como esos adolescentes que hoy preparan para triunfar..creados por productores..
    fue tristemente abandonado por lo que lucho y supuesta mente creía ..lo demas; ya saben la historia la inventan ….
    los manipuladores…
    y para los que hablan de convicciones pregúntenle a los ancianos patriarcas que carajo es eso?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *