Western Union reanuda las remesas a Cuba

Una oficina de Western Union en Miami, Florida / 14ymedio

Por 14ymedio

HAVANA TIMES – El servicio de Estados Unidos a Cuba por parte de Western Union es de nuevo posible desde este jueves. En un comunicado, la financiera anunció que “en coordinación con su contraparte, Orbit S.A.”, reanuda las remesas a la Isla “con efecto inmediato”.

Aunque el texto afirma que las operaciones se podrán realizar tanto en cualquier oficina de EE UU como por la aplicación móvil, desde una sucursal de Florida dicen a 14ymedio que, si se va a hacer un envío, es recomendable realizarlo desde la aplicación o específicamente desde alguna oficina en Miami o Hialeah. “para así no tener inconvenientes, ya que no de todas partes los están aceptando”.

Tal y como sucedía desde que la financiera reinició operaciones en enero de 2023, y después de una interrupción de dos años, el límite por transacción será de 2.000 dólares y con destino a una tarjeta o una cuenta en el Banco Popular de Ahorro, el Banco Metropolitano o el Banco de Crédito y Comercio (Bandec). De igual manera, el servicio “se limita únicamente a las transferencias de dinero de los consumidores”, precisó WU en su comunicado.

“Entendemos que nuestro servicio es una conexión crucial entre los que viven en los Estados Unidos y su familia que vive en Cuba”, dijo Rodrigo García Estebarena, presidente de WU para Norteamérica y Latinoamérica, sin explicar las razones por las que las operaciones se suspendieron, a finales del pasado enero.  

“Entendemos que nuestro servicio es una conexión crucial entre los que viven en los Estados Unidos y su familia que vive en Cuba”

Por esos días, justamente, el Gobierno paralizó la entrada en vigor de los nuevos precios del combustible por un supuesto “incidente de ciberseguridad”.

Sin mencionar ese “incidente” o siquiera las remesas, el Banco Metropolitano hizo público, el 1 de febrero, un comunicado en el que advertía de que estaba teniendo “dificultades técnicas”. La suspicacia generalizada sobre el hackeo, que, según fuentes oficiales, había afectado al sistema de comercialización de Cimex, corporación perteneciente al conglomerado militar Gaesa, se acrecentó entre los cubanos al ser destituido el entonces ministro de Economía, Alejandro Gil Fernández.

El pasado 9 de febrero, el director de Comunicaciones, Brad Jones, escribió a este diario desde las Oficinas Centrales de la compañía en Denver (Colorado), para decir que la fecha del 1 de abril, que había sido proporcionada a 14ymedio por empleados de dos oficinas en Estados Unidos para el restablecimiento de las remesas a la Isla, no era correcta.

Luego de pedir disculpas por la confusión, que achacaba a que “alguien del departamento de atención al cliente” pudo dar “información incorrecta”, la firma pedía que se difundiera una declaración oficial: “Western Union está experimentando dificultades técnicas en la parte del procesamiento de nuestras operaciones que han causado una suspensión temporal de los servicios entre EE UU y Cuba. La empresa está apoyando a su contraparte [la financiera cubana Orbit] para reanudar los servicios entre los dos países lo más pronto posible”.

Ante nuevos requerimientos de 14ymedio posteriores, Jones insistía, sin referirse a fecha alguna: “Nuestros servicios permanecen suspendidos debido a problemas técnicos con el procesamiento de transacciones de Estados Unidos a Cuba. Estamos trabajando con la contraparte para ayudarlos a resolver estos problemas lo más rápido posible”.

Este jueves, sin que haya mediado ningún anuncio previo, los “problemas”, nunca dados a conocer, se han resuelto.

Lea más desde Cuba aquí en Havana Times.