Referéndum contra Maduro al limbo

Por Néstor Rojas (dpa)

Nicolás Maduro en uno de sus frecuentes visitas con Fidel Castro en  La Habana. Foto: Estudios Revolución
Nicolás Maduro en uno de sus frecuentes visitas con Fidel Castro en La Habana. Foto: Estudios Revolución

HAVANA TIMES – La suspensión de la recolección de firmas de electores para activar un referéndum contra el presidente Nicolás Maduro, prevista para la próxima semana, condujo a la eventual consulta a un limbo.

   ¿Qué pasa con el proceso de activación del referéndum?

Al entrar en el ámbito penal, el proceso puede demorarse en el complejo sistema judicial venezolano, al que la oposición acusa de responder al Gobierno. Si no había seguridad de que la consulta se realizara este año, ahora hay dudas de que pueda efectuarse incluso en 2017.

   ¿En qué etapa queda la solicitud del referéndum?

Se vuelve al primer paso. Para activar la consulta se necesitaba recolectar 20 por ciento del padrón electoral o casi cuatro millones de firmas. Al suspenderse esta etapa, queda paralizado todo el proceso. La medida judicial dictada sugiere que la oposición debería repetir la recolección del uno por ciento de las firmas (casi

200.000) para pedir la consulta, ya que el oficialismo las cuestionó por supuesto fraude con firmas falsas y usurpación de identidades. La oposición había recolectado y ratificado casi 400.000 firmas entre abril y junio, en un proceso que supervisado y verificado por el CNE.

   ¿Cuáles son los antecedentes del referéndum revocatorio?

El mecanismo fue agregado por la Asamblea Constituyente de 1999 que redactó la actual Carta Magna. El debate se hizo en los primeros meses del Gobierno de Hugo Chávez, cuando éste tenía un apoyo nacional casi unánime. Chávez alegaba que era una fórmula con la que el pueblo podía protegerse de malos gobiernos, ya que puede ser activado cuando se cumple la mitad del mandato. Funciona tanto para el presidente como para cargos de gobernadores y alcaldes.

   ¿Cuál es el sostén constitucional del referéndum revocatorio?

La Constitución de 1999, aprobada en votación popular, contiene en su artículo 72 las bases legales de la consulta. Dice que todos los cargos y magistraturas de elección popular son revocables. Indica que transcurrida la mitad del período para el cual fue elegido el funcionario, un número no menor de 20 por ciento de los electores inscritos podrá solicitar la convocatoria de un referendo para revocar su mandato.

   ¿Cómo se activa el referéndum presidencial?

Mediante firmas recolectadas en planillas autorizadas por el Consejo Nacional Electoral (CNE), en las cuales los electores ponen sus firmas, sus datos y sus huellas dactilares. Los requisitos indican que para solicitarlo se necesita el uno por ciento del padrón electoral o 195.721 firmas. En una segunda fase de recolección la cifra aumenta a 20 por ciento del padrón o casi cuatro millones de firmas. En caso de reunirse esta cifra, el ente electoral proclamará la activación de la consulta y fijará la fecha de realización.

  ¿Con cuántos votos se revoca a un presidente?

La Constitución señala que cuando un igual o mayor número de electores que eligieron al funcionario hubiesen votado a favor de la revocación, siempre que haya concurrido al referéndum un número de electores igual o superior al 25 por ciento de los electores registrados, se considerará revocado su mandato y se procederá de “inmediato” a cubrir la vacante con nuevas elecciones. De realizarse después de enero de 2017 y en caso de perder Maduro, el vicepresidente, hoy Aristóbulo Istúriz, culminaría el período hasta el enero de 2019.

   ¿Qué dejó el único antecedente de la consulta?

En 2004 se activó un referéndum revocatorio del mandato de Chávez, después de un largo período de marchas, contramarchas, protestas en las calles y “reparación” (repetición) de firmas. El CNE anunció la activación del referéndum con 2.436.830 firmas. El referéndum se fijó para el 15 de agosto de 2004 y Chávez ganó con el 60 por ciento de los votos. La consulta no contribuyó a reducir la polarización entre simpatizantes y opositores de Chávez.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *