Protección demandada para Yoani Sanchez

Yoani Sanchez. Foto/archive de HT

HAVANA TIMES — La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) anunció hoy que ha pedido al gobierno de Cuba medidas cautelares que “garanticen la vida y la integridad física” de la conocida bloguera opositora Yoani Sánchez.

La CIDH ha decidido otorgar la medida a favor de Sánchez y su familia debido a que éstos viven en una “situación de riesgo” por la publicación de artículos sobre la situación de los derechos humanos en Cuba, señaló el organismo en un comunicado difundido en su web.

Sánchez, una de las caras más conocidas de la disidencia cubana, fue detenida la semana pasada durante varias horas junto a unos 20 activistas más. La bloguera solicitó la medida hace varias semanas alegando “presuntas amenazas, hostigamientos y campañas de desprestigio en su contra”, señaló la CIDH.

La Comisión, un organismo autónomo de de la Organización de Estados Americanos (OEA), prevé en su reglamento la solicitud de medidas cautelares a los Estados para “prevenir daños irreparables” a una persona o a un colectivo determinado.

La medida fue aprobada el pasado viernes 9 de noviembre, según la CIDH. La conocida bloguera cubana había sido detenida temporalmente un día antes por segunda vez desde comienzos de octubre. Sánchez solicitó a finales de septiembre la concesión de las medidas cautelares a través de un abogado en Washington.

“La CIDH solicitó al Estado de Cuba que adopte las medidas necesarias para garantizar la vida y la integridad física de Yoani María Sánchez Cordero y su familia (…) y que informe sobre las acciones adoptadas a fin de investigar los hechos que dieron lugar a la adopción de medidas cautelares”, señaló el comunicado.

Cuba, excluida desde hace décadas de la OEA, no reconoce las resoluciones de la CIDH.

El organismo exigió recientemente al gobierno de Raúl Castro que detenga la “represión” de disidentes. Sánchez y una veintena de activistas fueron detenidos temporalmente la semana pasada. Cuba no reconoce a la oposición política fuera del Partido Comunista.

En un inusual artículo publicado hoy en el diario oficial “Granma”, el gobierno cubano acusó por su parte a Yoani Sánchez y la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) de trabajar para la inteligencia de Estados Unidos.

La SIP, que agrupa a varios medios del continente americano, criticó la semana pasada también la detención de Sánchez. El mismo día de su detención, el organismo con sede en Miami nombró a la bloguera vicepresidenta regional para Cuba.

La SIP “escoge a la representante en Cuba que le corresponde”, señaló “Granma”. Los medios oficiales cubanos no suelen informar de asuntos relacionados con la disidencia. Cuba no reconoce a la oposición y acusa a los activistas de ser “mercenarios” financiados desde el extranjero para desestabilizar el país.

Sánchez fue detenida la semana pasado junto a otros conocidos disidentes como Guillermo Fariñas cuando se presentaron en una comisaría a protestar por el arresto de una abogada de derechos humanos. La mayoría de ellos fueron puestos en libertad horas después.

Grupos como la opositora Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional reportan desde hace meses el aumento de la modalidad de los arrestos temporales de disidentes, a menudo en fechas clave como la visita del papa Benedicto XVI en marzo.

Yoani Sánchez, galardonada con varios premios internacionales por su blog “Generación Y”, crítico con la realidad cubana, fue detenida también el pasado 4 de octubre cuando viajaba a Bayamo, en el este de la isla.

La bloguera intentaba presenciar el juicio contra el político español Ángel Carromero, condenado poco después a cuatro años de cárcel en Cuba por delitos viales. Carromero conducía el coche en el murieron en julio el conocido líder opositor Oswaldo Payá y otro activista.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *