Panamá cierre frontera con Colombia para frenar llegada de cubanos

Juan Carlos Varela, presidente de Panamá.  Foto: escambray.cu
Juan Carlos Varela, presidente de Panamá. Foto: escambray.cu

HAVANA TIMES — El presidente panameño, Juan Carlos Varela, ordenó hoy el cierre de la frontera de Panamá con Colombia, escenario de tráfico de inmigrantes indocumentados, actividades de bandoleros y del narcotráfico, por motivos de seguridad nacional, reportó dpa.

El anuncio fue hecho este lunes, durante un acto en el que también confirmó el inicio de un puente aéreo humanitario para el traslado de 3.800 inmigrantes cubanos, varados en Panamá, con destino final a Estados Unidos, luego de un acuerdo alcanzado con México.

Cuando llegan a la frontera de EE.UU. los cubanos recibirán un trato especial bajo la Ley de Ajuste Cubano, en efecto desde 1966.  Recibirán ayudas y dentro de un año serán residentes permanentes en  los Estados Unidos.

La frontera entre Panamá y Colombia es un límite internacional continuo de 299 kilómetros de longitud, donde hay una espesa selva y ríos caudalosos difíciles de cruzar, y que son escenarios de incidentes armados entre policías y delincuentes.

“Vamos a usar toda la fuerza del Estado, para proteger a nuestra ciudadanía”, manifestó el mandatario sobre el inicio de la Operación Escudo, que abarca lucha la contra el narcotráfico, lavado de activos y freno a migraciones irregulares al país, así como el despliegue de grupos de Inteligencia y equipo defensivo en comunidades en riesgo “para el blindaje de las fronteras”.

Añadió que la medida está fundamentada, además, en el hecho de que la producción de drogas en los países vecinos, especialmente Colombia, se ha duplicado en los últimos dos años, lo que es una amenaza para Panamá, que combate al crimen organizado.

Varela precisó que el cierre de la frontera empezó a regir en la población de Puerto Obaldía, en el litoral Caribe, y zonas en la selvática provincia de Darién, donde se ha incrementado en los últimos meses el flujo de inmigrantes cubanos, personas procedentes de zonas de conflicto en África y países de Asia.

Los migrantes irregulares que llegan a Panamá por vía terrestre, realizan un largo recorrido desde Brasil, Ecuador y Colombia, y se exponen a peligros de todo tipo, como el robo de pertenencias, crímenes y abusos sexuales por parte de grupos criminales.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *