Ordenan evacuar tres municipios de Colombia por crisis de represa

Tiendas de campaña para los evacuados.

HAVANA TIMES –  municipios de Antioquia, en el noreste de Colombia, por riesgo de una nueva avalancha producto de problemas en una hidroeléctrica en construcción que ha ocasionado el aumento del nivel del río Caucaj, reportó dpa.

“Se emite alerta de evacuación inminente para las comunidades pobladas de los municipios de Valdivia, Tarazá y Cáceres por posible creciente súbita del río Cauca de acuerdo a un avance informativo que emite el puesto de mando unificado ubicado en el proyecto hidroeléctrico Ituango”, señaló el comunicado de la Unidad Nacional de Gestión del Riesgo y Desastres.

La entidad explicó que desde esta mañana se registra un leve flujo de agua por uno de los túneles de desviación.

Según Federico Gutiérrez, alcalde de Medellín, capital de Antioquia, la filtración de agua del túnel es moderada en este momento pero que, de destaponarse del todo, en minutos u horas podría generar una situación crítica, porque el agua bajaría con caudales de hasta 6.000 metros cúbicos por segundo.

El pedido de evacuación se da tras conocer un informe que indica que el domingo se detectaron dos nuevas obstrucciones en la salida del agua del cuarto de máquinas de la represa Hidroituango, que hace varios días fue inundado para bajar el nivel del líquido.

Cerca de 6.000 personas fueron evacuadas la semana pasada de varias poblaciones ubicadas en las riberas del río Cauca en el departamento de Antioquia.

Entre los evacuados están los 2.000 habitantes de la aldea de Puerto Valdivia, ubicada a cerca de 40 kilómetros de la represa, que sería la primera localidad en verse afectada por una inundación si se produce una salida de agua sin control.

El pasado sábado 12 de mayo los habitantes de ese caserío fueron sorprendidos por el agua del río Cauca mientras dormían, dos barrios quedaron totalmente inundados y el agua tumbó tres puentes peatonales.

Los obreros, técnicos e ingenieros de Empresas Públicas de Medellín (EPM), propietaria de Hidroituango, trabajan afanosamente para terminar de construir la parte más alta de la represa, que tendrá 410 metros. Este fin de semana la cota llegó a 407 metros, por lo que el Gobierno se declaró optimista de un feliz desenlace.

La terminación de las labores en la parte más alta de la represa garantizará que el agua llegue a un vertedero que evitaría su salida sin control hacia el río Cauca y la consecuente inundación de las poblaciones vecinas.

El alcalde de Medellín, Federico Gutiérrez, a cuya municipalidad pertenece EPM, dijo que un factor desfavorable durante el fin de semana fue el bloqueo de la salida de agua en el cuarto de máquinas y el aumento de las lluvias en la zona, lo que hizo subir el nivel del Cauca.

“La cantidad de agua evacuada por la casa de máquinas se ha venido reduciendo paulatinamente. Se está subiendo el nivel del embalse y el embalse alcanzaría la cota de vertederos en unos seis o siete días, pero ya estaría lista la presa en tres días”, dijo el gerente de EPM, Jorge Londoño de la Cuesta.

Según EPM, los problemas empezaron el 28 de abril a raíz de una falla geológica que ocasionó la inundación de un sector de Hidroituango.

Tras un represamiento que ocasionó el aumento del nivel del río Cauca, los ingenieros decidieron inundar el cuarto de máquinas para aliviar la presión del agua, pero el peligro aumentó después por el colapso de túneles internos de la construcción.

 

La represa, que se construye desde 2010 y debía empezar a producir electricidad a finales de este año, está ubicada cerca del municipio de Ituango, a poco más de 100 kilómetros al norte de Medellín.

 

Aún se desconoce cuánto tiempo se retrasará la puesta en funcionamiento de la represa a raíz de esta crisis, que le deja a EPM multimillonarias pérdidas, entre ellas la pérdida de todos los equipos técnicos que estaban instalados en el cuarto de máquinas.

 


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *