Oposición venezolana insiste en tener observación electoral

Timoteo Zambrano.  Foto: youtube.com
Timoteo Zambrano. Foto: youtube.com

HAVANA TIMES (dpa) — La oposición venezolana insistirá en que sea aceptado un grupo de veedores internacionales en las elecciones legislativas de diciembre, dijo hoy el coordinador internacional de la alianza opositora Mesa de Unidad Democrática (MUD), Timoteo Zambrano.

El dirigente señaló que la MUD solicitó al Consejo Nacional Electoral (CNE) que acredite unos 500 observadores internacionales que propuso, pero hasta ahora no ha obtenido respuesta.

“Hemos solicitado al CNE que nos acrediten 500 observadores y no hemos tenido respuesta hasta ahora. La Mesa está insistiendo para que puedan observar el proceso”, dijo al canal de noticias “Globovisión”.

El CNE ha dejado claro su negativa a admitir una observación internacional amplia, mientras la oposición defiende la presencia de misiones de la Organización de Estados Americanos y la Unión Europea.

Zambrano dijo que mientras la MUD está haciendo esfuerzos para garantizar los veedores internacionales, aún no es segura la presencia de una misión de la Unión de Naciones Sudamericanas (Unasur), que aceptó el CNE.

El dirigente señaló que son muy cortos los plazos para tener una misión de la Unasur, cuyos países miembros tienen la preocupación de que debió haber una avanzada el 14 de octubre pasado.

La MUD denunció que el gobierno vetó al jurista brasileño Nelson Jobim, después que el Tribunal Superior Electoral de Brasil declinara participar al frente del grupo de la Unasur.

“Lamentablemente el gobierno se ha empantanado con el tema de la observación internacional porque ha buscado un jefe que calce a lo que ellos quieren. Hoy estamos a las puertas de que la Unasur no tenga una misión, entre otras razones porque los tiempos son muy cortos para tener una observación de nivel técnico aceptable”, aseveró Zambrano.

La presidenta del CNE, Tibisay Lucena, dijo el domingo que las elecciones de diciembre son un proceso netamente venezolano, por lo que ninguna entidad internacional puede garantizar su transparencia.

“Quien garantiza las elecciones aquí es el CNE y la verificación científica que se hace a lo largo de toda la administración”, recalcó.

Lucena alegó que no permitirá que el sistema electoral venezolano sea “monitoreado” por organismos externos y que sólo será aceptada una misión de la Unasur bajo la forma de “acompañamiento” electoral.

La oposición considera que la observación debe tener todas las garantías técnicas para realizar un trabajo amplio y transparente.

En las elecciones de diciembre se renovarán los 167 escaños de la Asamblea Nacional (Congreso) y el oficialismo aparece abajo en los sondeos de intención de voto.

Zambrano dijo que los países de la Unasur quieren tener una observación según los estándares internacionales, lo que “ayudará al proceso y generará confianza en la gente”.

Asimismo, el secretario ejecutivo de la MUD, Jesús Torrealba, criticó la resistencia del CNE a la observación internacional.

“Ahora resulta que hasta la participación de Unasur está en peligro. Señora Lucena, ustedes son autoridades electorales que están bajo sospecha y lo están por una conducta que ha sido reprobada. La observación internacional, a diferencia del turismo electoral que le gusta al CNE, implica presencia antes, durante y después de comicios”, recalcó.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *