Obama no hará excepción con los inmigrantes cubanos varados

Un grupo de migrantes cubanos alojados en el albergue de Tapachula (México) Photo: Karlo Reyes/elpais.com

HAVANA TIMES – Barack Obama no hará excepción de aquí al viernes, cuando entregará la presidencia a Donald Trump, con los cubanos sin papeles a los que la eliminación de la política de “pies secos, pies mojados” ha tomado por sorpresa en su camino desde Cuba a Estados Unidos, reportó dpa.

Así lo dejó hoy ver en Washington Ben Rhodes, uno de sus asesores de seguridad nacional y el artífice de la política de acercamiento de Estados Unidos a la isla.

Rhodes explicó que es imposible determinar quiénes se encontraban en camino cuando la semana pasada la administración Obama puso fin a la política por la que los cubanos sin papeles interceptados en el mar (pies mojados) eran expulsados, pero los que lograban llegar a suelo estadounidense (pies secos) podían quedarse en el país.

Es la misma razón, dijo Rhodes en su última rueda de prensa ante medios internacionales, por la que el Gobierno estadounidense anunció el jueves de la semana pasada sin previo aviso el final, con efecto inmediato, de una política vigente desde 1995.

“Nuestro miedo era que por indicar que habría una excepción para una determinada población que no podíamos identificar tuviéramos una crisis migratoria”, manifestó el asesor de Obama.

El deshielo entre Washington y La Habana puso en cuestión los privilegios de los que disfrutan los cubanos en Estados Unidos frente al resto de los inmigrantes indocumentados, que pueden tardar décadas en conseguir la residencia legal permanente.

La política de “pies secos, pies mojados” permitía el ingreso automático a todo cubano que lograra llegar por tierra a ese país aunque no tuviera visado. La decisión de Obama en los estertores de su Gobierno ha tomado por sorpresa a cubanos que se encontraban en camino hacia Cuba, muchos de ellos en México y Centroamérica, por lo que desde la semana pasada se han elevado voces pidiendo al mandatario una medida extraordinaria con ellos.

El temor ahora es que sea en los lugares en los que los cubanos se han quedado varados donde se produzcan crisis humanitarias.

Rhodes aseguró hoy que el Ejecutivo de Obama comparte la preocupación por esas personas y manifestó que su intención es hablar con los Gobiernos de los países en los que se encuentran los inmigrantes, así como con Cuba, para ver cómo ayudar “desde el punto de vista humanitario”.


10 thoughts on “Obama no hará excepción con los inmigrantes cubanos varados

  • el 19 enero, 2017 a las 7:27 pm
    Permalink

    Don Pepe:

    Gracias por el “piropo”. No me canso de exhortarte a que abras tu propio blog, donde puedas, sin cortapisas de ningún tipo, volcar todo el veneno y resentimiento que tantos años de exilio, sin que veas salir el sol de tu causa, te han permitido acumular contra todo el que difiera de tus parámetros…¡Feliz “domingo de la defensa” en los Everglades!

  • el 18 enero, 2017 a las 12:58 pm
    Permalink

    Pedro tiene Ud mucha razón, siempre se ve cómo los gobiernos salen en defensa de sus ciudadanos hasta cuando cometen horrendos crímenes fuera de sus países, como salen pidiendo que se les respeten sus derechos y que se les trate con dignidad, pero cómo esperar esa actitud de un gobierno que los tratan peor en su propio suelo?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *