Nicaragua: Sanciones a otro hijo de Ortega y un testaferro

Laureano, Juan Carlos y Camila Ortega Murillo en una exposición artística. Foto: Carlos Herrera | Confidencial

Lista de sancionados por Estados Unidos crece a 22 funcionarios, incluyendo a cuatro miembros de la familia Ortega Murillo, y siete empresas

Por Juan Carlos Bow  (Confidencial)

HAVANA TIMES – El Departamento del Tesoro de Estados Unidos sancionó a Juan Carlos Ortega Murillo, hijo del presidente Daniel Ortega y la vicepresidenta Rosario Murillo, este viernes 17 de julio. Además, sanciona a José Mojica Mejía, conocido testaferro de la familia presidencial, y las empresas Difuso Comunicaciones, administrada por los hijos de Ortega y Murillo, y Mundo Digital,  que señala por “distribuir propaganda del régimen y lavar dinero”.

“El presidente Ortega y su círculo íntimo corrupto priorizan su propio poder y riqueza sobre las necesidades del pueblo nicaragüense”, dijo el secretario del Tesoro Steven T. Mnuchin, quien agregó que “Estados Unidos continuará apuntando a aquellos que apuntalan el régimen de Ortega y extraen dinero de la economía nicaragüense”.

Las nuevas sanciones fueron designadas de conformidad con la Orden Ejecutiva (EO) 13851, sobre el “Bloqueo de la propiedad de ciertas personas que contribuyen a la situación en Nicaragua”.

Los argumentos para sancionar a Juan Carlos Ortega Murillo

El Departamento del Tesoro señala a Juan Carlos Ortega Murillo como administrador de la también sancionada Difuso Comunicaciones SA, una compañía de relaciones públicas y publicidad, a la que se atribuye la mayoría de las campañas publicitarias de radio y televisión para el Gobierno, varias instituciones gubernamentales y gobernante Frente Sandinista.

Juan Carlos Ortega “fue designado por ser responsable o cómplice de, o por haber participado o intentado, directa o indirectamente, en una transacción o serie de transacciones que involucran prácticas engañosas o corrupción por, en nombre de, o de otra manera relacionada con el Gobierno de Nicaragua o un funcionario actual o anterior del Gobierno de Nigeria, como la apropiación indebida de activos públicos o la expropiación de activos privados para beneficio personal o con fines políticos, corrupción relacionada con contratos gubernamentales o soborno”, amplía el Departamento del Tesoro.

A Difuso Comunicaciones S.A. se le señala por ser propiedad o estar bajo el control de Juan Carlos Ortega, y ser utilizada para difundir propaganda del régimen.

José Mujica, el testaferro de la familia Ortega Murillo

Por otra parte, el Departamento del Tesoro sostiene que José Jorge Mojica Mejía, sancionado este viernes, es uno de los hombres “más confiables” de la familia Ortega Murillo, que “actúa como representante personal de Ortega, creando compañías fantasmas para lavar dinero y ocultar su propiedad y ganancias ilícitas”.

A fines de 2019, Mojica fue señalado de crear un “plan de lavado de dinero” para extraer ganancias de las empresas que dirige en nombre del también sancionado Rafael Ortega Murillo, recordó el Departamento del Tesoro.

“El plan de Mojica involucraba el uso de efectivo de cheques corporativos pagaderos al Ministerio de Nicaragua. Transporte e Infraestructura (MTI). Los cheques fueron cobrados y el dinero fue almacenado en el complejo MTI para uso personal del régimen. Mojica también ha trabajado en representación del Distribuidor Nicaragüense de Petróleo S.A. (DNP), una cadena de estaciones de servicio controladas por la familia Ortega que es uno de los principales activos de la familia”, describe el Departamento del Tesoro, tras citar también que DNP fue incluida en la lista de sancionados en diciembre de 2019.

Según las autoridades estadounidenses, Mojica ha sido “responsable o cómplice de, o por haber participado o intentado participar directa o indirectamente en una transacción o serie de transacciones que involucran prácticas engañosas o corrupción” del régimen Ortega Murillo, entre estas, “la apropiación indebida de activos públicos o la expropiación de activos privados para beneficio personal o con fines políticos, corrupción relacionada con contratos gubernamentales o soborno”.

Asimismo, sancionó a Mundo Digital S.A. que atribuye directamente a Mojica, como “parte de un esfuerzo por lavar dinero para el régimen de Ortega”.

Sancionas alcanzan a 22 funcionarios y siete empresa

Desde que el 21 de diciembre de 2017, Estados Unidos sancionó a Roberto Rivas, por corrupción, más de 20 funcionarios orteguistas han sido sancionados por Estados Unidos, entre ellos la vicepresidenta Murillo, y dos de sus hijos: Laureano y Rafael, a quienes ahora se suma Juan Carlos Ortega Murillo.

Además, nueve de los más de veinte funcionarios sancionados por Estados Unidos también están sancionados por Canadá y seis también por la Unión Europea y el Gobierno de Suiza.

Las sanciones consisten, principalmente, en la congelación de activos en territorio estadounidenses, pero también les revocaron las visas y les prohibieron hacer transacciones con los ciudadanos de ese país.

Todas estas sanciones son parte de las medidas que el Gobierno de EE. UU. aplica para que el régimen de Ortega “deje de reprimir a los nicaragüenses, respeten los derechos humanos, las libertades fundamentales y permita las condiciones para restaurar la democracia en Nicaragua”.

Las sanciones a Juan Carlos Ortega Murillo y José Mojica fueron incluidas en un aviso del Departamento del Tesoro sobre sanciones de la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC).

“Todos los bienes e intereses en la propiedad de estas personas o entidades que se encuentran en los Estados Unidos o en posesión o control de personas estadounidenses están bloqueados y deben informarse a la OFAC. Además, cualquier entidad que sea propiedad, directa o indirectamente, del 50% o más de dichas personas también está bloqueada. Las regulaciones de la OFAC generalmente prohíben todos los tratos por parte de personas estadounidenses o dentro (o en tránsito) de los Estados Unidos que involucren cualquier propiedad o interés en la propiedad de personas bloqueadas o designadas”, recordó el Departamento de Estado.

En este período de sanciones de Estados Unidos contra el régimen orteguista, también fueron sancionadas la Policía Nacional de Nicaragua y  las empresas: Inversiones Zanzibar, S.A., Servicio De Protección Y Vigilancia, S.A (El Goliat); la Distribuidora de Petróleos de Nicaragua (DNP) y el Banco Corporativo S.A (BanCorp).

En total son ahora 22 funcionarios orteguistas sancionados, entre ellos cuatro miembros de la familia Ortega Murillo y siete empresas vinculadas al régimen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *