Maduro adelanta su plan contra el contrabando

Nicolas Maduro. Foto: AVN

HAVANA TIMES (dpa) — El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, atribuyó hoy los niveles de desabastecimiento en el mercado interno a la fuga de alimentos y gasolina hacia Colombia, que se llevan las “mafias” en operaciones de contrabando, al tiempo que negó que el gobierno prevea aplicar un racionamiento de alimentos.

Maduro dijo que hacia Colombia e islas del Caribe se fuga alrededor del 40 por ciento de la producción nacional, y que esos productos son para el consumo nacional. En tal caso, sugirió formalizar la venta en divisas de lo que se contrabandea a los países que los demanden.

“Vamos a venderle a Colombia y el Caribe a precio justo, legalmente, en divisas, hacerlo oficialmente”, señaló en un acto de gobierno en Caracas.

Maduro anunció que firmará un decreto con penas a los funcionarios que permitan la exportación ilegal de los productos de la cesta básica.

“Voy a sacar un decreto, el lunes, identificando todos los productos y de manera expresa establecer las penalidades, de acuerdo a la ley, para funcionarios que permitan por alguna unidad aduanera la exportación de esos productos, pero queda terminantemente prohibida la exportación de todos los productos de la dieta básica del venezolano”, señaló.

Recalcó que Venezuela no exporta sus alimentos básicos y “los produce para consumirlos. En todo caso, importamos alguna parte de ellos”.

Dijo que era preferible vender esa parte de alimentos que se fuga, pero “no van a dejar a Venezuela sin pollo, sin huevo y sin leche”.

“Lo que hay es un sangramiento hacia Colombia y hacia el Caribe.
Esta lucha contra el contrabando es una lucha de Venezuela”, dijo y agregó que los contrabandistas operan como “mafias”.

Señaló que las fuerzas militares incautaron esta semana 22.000 litros de gasolina en la frontera con Colombia, la mayoría de los cuales fue trasvasado de Venezuela por vía fluvial.

El combustible es el producto más contrabandeado, debido a que en Venezuela tiene el precio más barato del mundo, pues un conductor puede llenar el tanque con menos de un dólar.

Por otro lado, Maduro defendió un plan para aplicar un control de compras mediante lectores ópticos de huellas dactilares, el cual fue rechazado por unanimidad por la oposición, alegando que los aparatos “no van a racionar nada y nos liberarán de los contrabandistas”.

“La oposición dice que es un sistema de racionamiento. No, aquí habrá cero racionamiento, al contrario, aquí todo lo que producimos e invertimos es para que se lo lleve el pueblo, no es para que se lo lleven a Colombia o lo compren y luego lo vendan en la calle 15 o 20 por ciento más caro”, aseveró.

Maduro decidió llamar el mecanismo, que aspira comience a funcionar a fines de año, un “sistema de captahuellas para la seguridad alimentaria del pueblo venezolano”.

“Las captahuellas son para garantizarle al pueblo sus productos sin límites, pero cuando uno dice ‘sin límite’ es relativo. Nadie se come 10 arepas (torta de harina de maíz) a la vez, bueno hay algunos que sí, pero en general nadie lo hace”, alegó.

Asimismo, dijo que los venezolanos tienen que combatir el consumismo y evitar las compras “nerviosas” de alimentos que generan largas filas en los supermercados.

Agregó que cuando se instalaron en el país los lectores de huellas dactilares para votar en las elecciones hace 10 años fueron objeto de una campaña negativa de la oposición, que denunció que revelarían la votación del elector.

Dijo que ahora ya “nadie cuestiona las captahuellas, ya que han servido para mejorar las elecciones”.

“El sistema no está hecho para dañar a la familia, sino para ayudarla. La oposición ha querido desmoralizar al pueblo. La captahuellas cumplió un papel clave para evitar fraudes”, insistió.

Señaló que la idea del sistema no es racionar las compras sino “controlar el contrabando interno para proteger al pueblo”.

En medio de un revuelo popular y el rechazo unánime de la oposición, el gobierno dijo que el mecanismo deberá estar instalado en el todo el país en tres meses.

El sistema utiliza lectores ópticos de huellas para reconocer a cada persona que compre productos básicos, muchos de ellos sujetos a controles de precios.

La oposición alertó que las máquinas le dirán a los venezolanos cuánto pueden comprar de un producto determinado en un lapso de tiempo, lo que viola la libertad de escoger.

El proyecto fue revelado en medio del desabastecimiento de productos de bienes de consumo masivo en los mercados, que se ha agudizado en el último año, acompañado por una inflación de 60 por ciento.


2 thoughts on “Maduro adelanta su plan contra el contrabando

  • el 23 agosto, 2014 a las 7:33 pm
    Permalink

    Cada vez que Maduro viene a Cuba, regresa con ideas cada vez mas ridiculas para gobernar.

  • el 23 agosto, 2014 a las 8:32 am
    Permalink

    Ya veo.. la estrategia no es crear CDR en Venezuela porque alli claramente no pueden.. Alli la idea es poner captahuellas jajajaja me da mucha pena por los Venezolanos …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *