Luis Manuel Otero en huelga de hambre en la prisión

 

Luis Manuel Otero Alcántara

Según la curadora Claudia Genlui, el artista Luis Manuel Otero Alcántara estaría en huelga de hambre en la cárcel.

HAVANA TIMES – El 28 de septiembre Genlui publicó en su página de facebook su preocupación por la ausencia de noticias sobre Luis Manuel.  “NO SABEMOS NADA DE LUIS. Ya pasaron más de 15 días desde que fue diagnosticado con covid, hoy debía tener derecho a realizar una llamada. LE CORRESPONDE”.

Otero fue detenido el 11 de julio cuando se dirigía al malecón de la Habana a sumarse a las manifestaciones que estaban ocurriendo en varias ciudades del país. Fue trasladado, sin juicio previo, a la prisión de máxima seguridad de Guanajay. Aunque el artivista es un prisionero político, lo acusan de desacato, atentado, instigación a delinquir, desórdenes públicos, etc., cargos por lo que podría pasar varios años en la cárcel.

Ahora mismo puedo afirmar que cualquier cosa puede estar sucediendo, Luis me dijo que está listo, siempreee lo ha estado. ¿Entonces, xq no me ha llamado? ¿Ha asumido una acción extrema? ¿Que implica eso? NECESITO ESCUCHARLO y no quiero más pretextos de enfermedades”, dijo Claudia refiriéndose a las excusas del aislamiento por la covid 19. “Si no me llama asumiré, tal como él me dijo, que está en huelga (“me voy loma abajo”) que una vez más su cuerpo se sacrifica ante la injusticia”.

Horas después anunció que había recibido una llamada donde le confirmaban sus sospechas: “Me acaban de confirmar que Luis Manuel Otero Alcántara está en huelga de hambre desde el lunes 27 de septiembre. Su cuerpo está más débil que nunca, acaba de estar enfermo con Coronavirus y además está debilitado por las huelgas anteriores.

Luis está pidiendo que no solo sea liberado él, sino también todos/todas los presos políticos”.

Sería la tercera huelga de hambre a la que se somete Otero Alcántara. La primera fue en noviembre de 2020, cuando el acuartelamiento en San Isidro y la segunda a finales de abril de este año para reclamar la devolución de sus obras robadas por la seguridad del estado, y el fin del constante cerco policial en el que se encontraba.

La dos huelgas de hambre y sed han terminado con la irrupción de la policía política en su  casa/taller y el traslado forzoso a un hospital. En la segunda permaneció casi un mes en un “ingreso” involuntario o secuestro en el hospital Calixto García, sin acceso al teléfono y sin que sus amigos, algunos familiares y activistas pudieran visitarlo.

El gobierno ha aprovechado las protestas del 11J para encarcelar centenares de los activistas, opositores y artistas que le resultaban incómodos por su discurso y actuar contestatario. Este mes de septiembre, Luis Manuel fue incluido en la lista de la revista estadounidense Time, de las 100 personas más influyentes de 2021.

Lea más desde Cuba aquí en Havana Times.

 


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *