Los diez desafíos más importantes de Habitat III

Ilustración: Land Portal
Ilustración: Land Portal

HAVANA TIMES – Cada vez más personas en el mundo se trasladan a vivir a las ciudades. Actualmente, más de la mitad de la población vive en las urbes. He aquí diez desafíos a los que se enfrenta la conferencia de Naciones Unidas sobre Vivienda y Desarrollo Urbano Sostenible, Habitat III, que comienza el lunes en Quito, reportó dpa.

VIVIENDA: La población que vive en ciudades aumentará de aquí al año 2050 de casi 4.000 millones a unos 6.500 millones de personas.

Como consecuencia de la creciente urbanización del mundo, las viviendas son cada vez más caras y los sectores pobres de la población tienen que vivir en barriadas de miseria.

ESPECULACIONES INMOBILIARIAS: En total, más de 850 millones de personas en el mundo viven en barriadas. Los pobres están siendo expulsados de los centros de las ciudades para la construcción de más viviendas de lujo, una situación socialmente explosiva.

REFUGIADOS: En los países en vías de desarrollo, el desarrollo precario en las ciudades, el empobrecimiento de la población y la violencia, así como la falta de acceso a agua y electricidad entrañan el peligro de generar nuevos flujos masivos de refugiados.

SALUD: El ruido, la contaminación atmosférica, la falta de acceso a agua limpia y la ausencia de espacios verdes afectan a la salud de los habitantes de las ciudades. En muchos lugares, la vida en la ciudad puede causar a la larga graves enfermedades.

CAMBIO CLIMÁTICO: Las ciudades son responsables del 70 por ciento de las emisiones de gases de efecto invernadero. A fin de limitar el calentamiento global a dos grados centígrados respecto a los niveles preindustriales, es necesario reducir sustancialmente las emisiones de CO2 por el tráfico vehicular y la producción de energía.

ENERGÍA: El Grupo de los Siete (G7) ha acordado que el mundo no debe abastecerse a largo plazo con carbón, petróleo y gas. El consumo de energía debe cubrirse de forma más pronunciada con fuentes de energía verdes. Sin embargo, el cambio a las nuevas fuentes de energía cuesta mucho dinero.

EDIFICIOS: En África o en América latina, los aparatos de aire acondicionado devoran electricidad mientras que en otras regiones la calefacción consume mucha energía. El saneamiento de edificios ofrece un gran potencial para el ahorro de energía.

AGUAS RESIDUALES: En los países en desarrollo y los emergentes, una gran parte de los desechos se vierte o se quema en basureros ilegales, mientras que las aguas residuales no son tratadas, sino que se vierten directamente a ríos, lagos y mares.

TRÁFICO: Una alternativa a la construcción de redes de metro, que es cara y lleva mucho tiempo, es la creación de más líneas exclusivas para autobuses expresos. La ciudad del futuro apuesta por una ampliación del transporte de cercanía, automóviles eléctricos o híbridos y el uso compartido del coche.

BICILETAS: Ámsterdam y Copenhague son ciudades modelo para el uso de la bicicleta como alternativa al automóvil, pero incluso una ciudad como Río de Janeiro ya cuenta con una red de carriles bici de 450 kilómetros. La instalación de estaciones de alquiler de bicis por toda ciudad podría hacer más atractivo para los habitantes el cambio del coche a la bicicleta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *