Emisiones del volcán La Soufrière afectan a Cuba

y sus mares adyacentes

Por Yanet Díaz

HAVANA TIMES – El volcán La Soufrière ubicado en San Vicente y las Granadinas, una isla del arco de las Antillas menores, ha estado erupcionando de manera intermitente desde el pasado 9 de abril y con ello emitiendo grandes cantidades de gases y ceniza volcánica a la atmósfera.

Mientras que las cenizas volcánicas se depositan rápidamente en locaciones cercanas al volcán, los gases emitidos pueden viajar grandes distancias debido a la circulación de masas de aire en corrientes predominantes en la atmósfera. Asimismo, estos pueden penetrar en toda la columna atmosférica, llegando hasta los 20 km de altitud, debido a la mezcla turbulenta que ocurre constantemente entre el aire cercano a la superficie y el aire a mayor altura.   

Actualmente las emisiones de Dióxido de Azufre (SO2) producto de las erupciones del volcán han arribado a diversas zonas del Mar Caribe, e incluso a partes de Sudamérica, Europa y África. La circulación predominante en estos momentos está regida por un anticiclón oceánico localizado en el Atlántico (Figura 1).

En los sistemas anticiclónicos el viento fluye a favor de las manecillas del reloj, por lo que el flujo predominante está arrastrando las concentraciones altas de SO2 a lo largo de la periferia de Anticiclón (ver flechas negras en la figura 1), afectando a Cuba y sus mares adyacentes, así como otras islas del Caribe.

Las zonas en naranja y rojo corresponden a concentraciones entre 30 y 60 mg/m2 correspondientes a toda la columna atmosférica.

Figura 1: Concentraciones de SO2 en la columna atmosférica (adaptado de Copernicus Atmosphere Monitoring Service)

El SO2 es un gas invisible al ojo humano, y afecta la salud mediante la irritación de vías respiratorias, además de causar tos y falta de aire. Las personas con mayor riesgo son aquellas que padecen asma o alguna condición respiratoria similar. Por tanto, como precaución deben reducirse las actividades al aire libre y cualquier exposición directa al aire contaminado.

Aunque actualmente las mayores concentraciones no se encuentran muy cerca de la superficie, los procesos de intercambio entre distintos niveles de la atmósfera pueden transportar aire más contaminado hacia cerca de la superficie, además, al combinarse este gas con otras sustancias puede producir efectos adversos adicionales, como por ejemplo la formación de lluvia ácida cuando se combina con el agua precipitante.

El pronóstico indica que la pluma de SO2 sobre Cuba persistirá todavía este miércoles 21 de abril (Ver figura 2), e irá disminuyendo para el jueves 22 de abril. Vale mencionar que este pronóstico indica las concentraciones de SO2 totales en toda la columna atmosférica, por lo tanto, los valores cerca de la superficie serán inferiores a estos. 

Figura 2: Pronóstico del SO2 total en la columna atmosférica (1015/cm2) proporcionado por el Copernicus  Atmosphere Monitoring Service.

Mientras tanto, los científicos siguen de cerca las mediciones de las cantidades de gases que está emitiendo el volcán La Soufrière, así como hacia qué lugares de la Tierra se desplaza, lo cual será clave para determinar si existirán impactos a largo plazo.

—–

Fuentes: Copernicus Atmosphere Monitoring Service, Meteored, World Meteorological Organization, Advanced geospatial Data Management platform

Lea más noticias desde Cuba aquí en Havana Times.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *